Quiero ser filisteo

Por | 08 Sep 06, 17:01

squidwhale.jpg

Sólo hay un lugar del mundo en el que merece la pena andar sin los cascos puestos, y es al salir de los Alphaville, en la calle Martín de los Heros, para escuchar lo que dice la gente de una película. “¡Qué neoyorquina!”, “¡Puro Woody Allen!” o “¿Brooklyn o Manhattan?” eran algunos de los comentarios más repetidos después de ver ‘Una historia de Brooklyn’, en inglés ‘El calamar y la ballena’.

La película, dirigida por uno de los guionistas de ‘Life Aquatic’, Noah Baumbach, es una comedia ácida sobre un divorcio en los años 80. Los padres son un escritor fracasado y una escritora de éxito incipiente, lo que unido a las infidelidades y la seducción de amantes jovenzuelos (una de las protagonistas es Anna Paquin, la niña de ‘El Piano’), evoca evidentemente a Woody Allen.

La reacción de los hijos, un adolescente y un niño, ante los diversos amantes de sus padres, o la relación de ellos mismos en su clase, son el punto fuerte del guión. Ante lo erudito de su ambiente, no es de extrañar que el niño pequeño afirme que quiere ser un “filisteo”… Por el contrario, aunque la película es tan corta que se pasa volando y el rodaje en Súper 16, tan ochentero, le da bastante encanto; ninguna de las situaciones dramáticas o cómicas resultan inolvidables ni demasiado originales. Más bien estamos ante el típico film semi-indie en el que los actores, sobre todo Jeff Daniels y Laura Linney, pero también los niños, destacan por encima del conjunto. La banda sonora está compuesta por dos ex miembros de Luna, y si nos lee algún fan de Pink Floyd, tampoco debería perdérsela. 6.

  • ciboulette

    el primer párrafo, ¿va en serio o es ironia soterrada?, yo es que lo siento,pero a veces no me entero mucho.

  • Isabel

    Inolvidable es el padre, intentando explicar la vida, el mundo, su situación, e intentando también educar al hijo mayor con el mismo sistema y metodología con el que intenta explicar a sus alumnos cómo escribir un relato.
    Sólo un 6?

  • Jorge

    Me gustó mucho esta peli. Pocas veces va uno al cine y piensa, “no me importaría que la película hubiera durado 20 minutos más”.

    Creo que es muy interesante la mirada de la película sobre el tema del divorcio y cómo este puede afectar (sobre todo a los hijos), sin caer en cursilerías ni discursos morales.

    Provocadora y afilada.

  • Jorge

    Ah, un 6 me parece poco y poco sincero.

  • Sí, se puede demostrar científicamente que Supervago ha ocultado el 6,5 que le otorga a la película en la intimidad.

  • Brightman

    De verdad, a la hora de las críticas y valoraciones siempre estáis con lo mismo, qué cansinos…

    “El rodaje en Súper 16, tan ochentero, le da bastante encanto”.
    “Más bien estamos ante el típico film semi-indie en el que los actores, sobre todo Jeff Daniels y Laura Linney, pero también los niños, destacan por encima del conjunto”.

    ¿Qué pasa? ¿Que si hubiera sido aún más ochentero habría tenido todavía más más encanto?
    ¿Si hubiera sido totalmente indie en lugar de semi-indie estaríamos ante una película mejor?

    Aplicáis el mismo baremo para todo, sea cine, música o arte en general.
    Indie, indie, indie. Ochentas, ochentas, ochentas. O eso, o decadencia handbag tipo Supermodelo 2006 (de la que me declaro absoluto adorador, ojo).
    Lo demás, nada. No mola. Es más, rara vez lo comentáis. Y si lo hacéis, es para ponerlo verde, y casi siempre en función de ese mismo criterio.
    “Qué mainstream”, “Qué poco eighties”, “Pretende alcanzar el aire de los maestros del género pero sin conseguirlo”. No hay lugar para la traegua, no hay concesiones, pocas veces hay algo más allá.

    Afortunadamente, el aire de los 80’s está muriendo y dando paso a los tontos pero menos pretenciosos y menos pose-pseudo-revolucionaria-moderna de los 90’s.
    Sé que se trata de un mero enfoque subjetivo, pero lo hacéis extensivo a prácticamente todo. Más amplitud de miras, por favor. No sólo lo pop y lo indie es bueno.

  • a todo esto….como se titula la pelicula??? jejej,ke tengo menos luces que un farol de corcho y no lo veo(claro) por el texto…. :)

  • Royal Mail

    Mucho me parece un seis. La peliculita es una mera excusa de hora y media para llegar a la pretendidamente conmovedora escena del final que le da título: el calamar y la ballena. El camino hasta alcanzarla se hace más peñazo a cada minuto, un desfile de lugares comunes del cine indie, excéntrica familia de intelectuales de clase media alta con divorcio y zorrita de por medio. Zzzz.. puro prefabricado indie, vamos.

  • radcliffe

    La película tiene temas de Pink Floyd???

  • Jorge

    Brightman, de acuerdo contigo, hay un montón de apriorismos que lastran las críticas de Jenesaispop (que por otro lado, me gustan en general)… la verdad, a mí, que el producto sea indie o mainstream me da igual, lo importante es el resultado final. Son etiquetas superfluas que no significan nada o mejor dicho, que no añaden ni quitan nada. Es decir, una película puede ser indie y ser genial o ser indie y un bodrio. O supermainstream y ser genial o ser un bodrio. Y lo de ochentero… pues igual, ¿es despectivo? ¿Y prefabricado? ¿Qué significa? Que yo sepa todo el cine es prefabricado.

    La única diferencia entre indie y mainstream es que los productos de cada “categoría” se ponen en el mercado de manera diferente, es decir, se hace un marketing diferente para vender un producto u otro, para atraer a un público más mayoritario o menos maroyitario, y ambos son “el mercado”.

  • ciboulette

    Si,ya,pero realmente lo del primer párrafo ¿iba en serio o no?

  • xabitwo

    Sólo hay un lugar del mundo en el que merece la pena andar sin los cascos puestos

    Me encanta.

  • Some girls are bigger than others

    ¿Del mundo? Un poco pequeño vuestro mundo, ¿no?

  • Dato: el actor que hace de niño pequeño es hijo e Kevin Kline.

  • Parece que comienza la revolución del pop

  • Dato: …Y su mamá es Phoebe Cates (la de Gremlins.)

Send this to a friend