Sparks / Exotic Creatures Of The Deep

Por | 06 Jun 08, 9:02

sparks_creatures.jpgLa personalidad de los hermanos Mael resulta devastadora cuando se la compara casi con la de cualquier otro grupo. Y eso se refleja por ejemplo en esos 21 conciertos que dan estos días, en los que hacen un repaso de sus 21 discos hasta la fecha, a razón de uno por día (para enterarte de cómo va la cosa no dejes de visitar su foro oficial, que está bastante activo) o en cada una de las 11 canciones de este nuevo ‘Exotic Creatures Of The Deep’ (hay una intro y un intermedio). No hay relleno, cada una cuenta una historia que vale por sí misma y puede terminar convirtiéndose en la favorita de alguien.

Mientras que la banda sigue explorando los sonidos del glam, con esas líneas de piano, guitarras y ambientes tan propios de este estilo, en las letras siguen desarrollando sus historias histriónicas entre lo bizarro, lo cotidiano y lo absurdo de ambas. Sparks son el único grupo que puede hablarnos de animalitos que saben conducir (el protagonista de ‘Let The Monkey Drive’ aparece en la portada del disco), confundir a ángeles con chaperos, componer himnos al Photoshop en la línea de este, citar a Gutenberg y a Miguel Ángel o dedicar un tema a Morrissey sin que tanta pretenciosidad resulte molesta. Seguro que porque su música es tan abiertamente pretenciosa y recargada que ni te planteas que pueda sonar mejor en plan minimalista.

El disco se abre con ‘Good Morning’. Y nadie se quejará de su demostración políglota (no se les entiende nada ese “buenos días”) como nos quejamos de las de Madonna en ‘Sorry’ o en ‘Spanish Lesson.’ A nadie desagrada el estribillo apocalíptico de ‘I’ve Never Been High’ después de que sus estrofas estuvieran más cerca de Abba. La redundancia entre lo que nos cuentan y cómo nos lo cuentan es parte de su rocambolesco encanto. Pueden irritar, desde luego, pero el poder de la melodía de sus canciones puede con eso también.

Ahí están las irresistibles ‘I Can’t Believe That You Would Fall For All The Crap In This Song’, ‘This is the Renaissance’ o ‘She Got Me Pregnant’, en la que como en tantos temas a lo largo de la carrera de Sparks, se mezcla el humor de lo ridículo con lo dramático (llaman “embarazo masculino” a lo que siente un tipo cuando le deja su chica).

Mención aparte, por motivos evidentes, merece el tema dedicado a Morrissey, ‘Lighten Up, Morrissey’, que a este, dicen, le ha hecho mucha gracia. Su rock un tanto clasicote no es lo mejor del disco, pero sí su letra, en la que un chico sufre el rechazo de su pareja porque no mola tanto como Mozz. Es como el ‘She’s Madonna’ de Robbie Williams, pero sobre Morrissey. ¿Cómo se va a atrever este ahora a cantar ‘Let Me Kiss You’?

Quizá el disco ganaría enteros si les hubiera salido un tema tan redondo como ‘Baby Baby Can I Invade Your Country’, o si los guiños electrónicos de ‘I Can’t Believe…’ o ‘She Got Me Pregnant’ inundarán más temas, pero ‘Exotic Creatures Of The Deep’ les vuelve a mostrar como unos perfectos retratistas del mundo, desde un prisma siniestro, oscuro y triste pero también entrañable, y con un lenguaje muy cinematográfico próximo a la filosofía de Tim Burton.

Calificación: 7,5/10
Temas destacados: ‘Good Morning’, ‘This Is Renaissance’, ‘She Got Me Pregnant’,
Te gustará si: te gusta el glam
Escúchalo: MySpace
Enlaces relacionados: Sparks / Hello, Young Lovers

Send this to a friend