Wild Beasts / Two Dancers

Por | 25 Nov 09, 14:58

two dancersEn ‘Limbo, Panto’, primer álbum de este cuarteto de Leeds, Wild Beasts explotaban al máximo la personal voz de Hayden Thorpe, basculante entre la apasionada pulcritud de Jeff Buckley y el falsete teatral de Antony Hegarty. Contaba con grandes momentos como ‘The Devil’s Crayon’ (curiosamente, con la voz de barítono del bajista Tom Fleming) o ‘Brave Bulging Buoyant Clairvoyant’, pero tanto histrión operístico terminaba por diluir sus canciones. Apenas un año después ha llegado ‘Two Dancers’, un segundo álbum que supone un importante salto cualitativo respecto al primero. Ya en su primer single ‘Hooting And Howling’ parecen renunciar a la inmediatez para construir una delicada pieza de intensidad creciente.

‘Two Dancers’ es un disco que se mide sin rubor frente a recientes joyas del art-pop como ‘Veckatimest’ o ‘Bitter Orca’ y, como estas, se trata de una obra de alta exigencia para el oyente. Pese a que la banda ha declarado que la grabación ha sido mucho más intuitiva y apresurada, la percepción es justo la opuesta: la sensación es que la producción está muy meditada para que cada instrumento encaje con precisión milimétrica. Desde los complejos y cuidados arpegios de guitarras, las pinceladas de piano, las (aquí sí) medidas intervenciones vocales de Thorpe y Fleming y, sobre todo, las sorprendentes percusiones de Chris Talbot, que aportan una variedad de color y textura espectacular, hasta el punto que en cortes como ‘Two Dancers (I)’ son las indiscutibles protagonistas.

Wild Beasts cuidan además sus letras, utilizando un vocabulario totalmente alejado de topicazos del pop-rock para reflexionar sobre alguna que otra realidad social (‘The Fun Powder Plot’ habla sobre la intervención de una asociación británica en favor de los derechos de los padres, que irrumpió en una sesión de la Cámara de los Comunes arrojando a Tony Blair un condón lleno de polvos color violeta) pero, sobre todo, hablan de sexo, drogas o violencia (también de violencia sexual, claro) desde inquietantes y singulares puntos de vista como el de un skinhead o un obseso sexual. Frases como “Frocks spill like alchopop in the girls knees, we still got the taste dancin’ in our tongues”, “His hairy hands, his falling fists, his dancing cock down by his knees” o “You’re birthing machines and let me show, darling, what that means” engrandecen tremendas y apasionadas canciones como ‘This Is Our Lot’, la subyugante ‘Underbelly’, ‘We Still Got The Taste Dancing In Our Tongues’ (tan U2 circa ‘The Joshua Tree’), ‘Two Dancers (I)’ o el segundo single, ‘All The King’s Men’.

Pese a que su reposada última parte le resta impacto, ‘Two Dancers’ (que se perfila como disco del año para NME) es un gran disco que devuelve la fe en un rock británico demasiado empobrecido, aplastado por la cantera de X-Factor, inagotables fotocopias de solistas neo-soul y la guerra de las electro-divas. Wild Beasts son una de las recientes confirmaciones del próximo Primavera Sound.

Calificación: 7,8/10
Lo mejor: ‘Two Dancers (I)’, ‘Hooting And Howling’, ‘All The King’s Men’, ‘We Still Got The Taste Dancing In Our Tongues’
Te gustará si te gustan: Jeff Buckley, Grizzly Bear
Escúchalo: en Spotify, MySpace

Etiquetas:
  • pues a mí hasta el momento no han emocionado..es cuestión de seguir intentándolo

  • Yo lo he escuchado una vez y no he encontrado nada que me anime a escucharlo otra vez.

  • Y como pasa con ‘Veckatimest’ o ‘Bitte Orca’, es un disco difícil con singles muy claros. Ese “All The King’s Men” es brutal, me encanta. El álbum, pues como difícil que es, aún no lo encajo.

  • ilo

    es cierto que es un disco difícil, quizá más que el primero, pero sigue teniendo algo mágico y ahora más espiritual alejado del cuasi histrionismo de Limbo Panto.
    Por cierto, la voz arenosa de Fleming está todavía infrautilizada.Yo dejaría a la prima dona hayden Thorpe para momentos más puntuales, porque es cierto que a la cuarta canción pides a gritos que venga el rubio a callarle un poco los agudos.

  • raulquerido

    A mi por momentos me recuerdan mucho a The Associates, un grupo del que se acuerda demasiado poca gente. Aunque Hidrogenesse no les olvidan. ¡Viva Billy Mackenzie!

  • mIGUEL

    Primavera Sound, como no.

  • jm

    enganchadísimo estoy, como al de grizzly bear

  • pdro

    We Still Got The Taste Dancing In Our Tongues te envuelve. la mejor

  • Xiu

    Desconozco si triunfarán mucho o poco ( para mi nada )pero desde luego lo que no harán es revitalizar el rock británico cuando no forman parte de él, vale que se acepte Oasis y grupos similares como rock , pero todo tiene un limite.
    Lo mejor en estos casos es decir ‘indie’ o ‘panorama musical británico’ y así no te pillas los dedos.

  • yoyano

    Apuntemos también a Sparks. Están bien.

  • Pues con el perdón de ustedes pero este disco vendría siendo mi segundo favorito del año, si, solo por debajo del Merriweather Post Pavilion.

    Exquisito!

  • Jazzin

    Como dicen por ahí arriba, a quien más recuerdan es a los olvidados y reivindicables The Associates.

  • Blur21

    Para mi two Dancers es el mejor disco del año.

Send this to a friend