- Publicidad -

Hermanos Cubero / Proyecto Toribio

Lo mejor: ‘La Gaviota’, ‘Jota de Algora#2’, ‘Fox trot de Algora’, ‘Pasodoble años 40’
Te gustará si te gusta: La música folk (que no folkie) y de raíces
Escúchalo: en su Bandcamp

El regreso de Los Hermanos Cubero no se ha limitado a ‘Errantes telúricos‘. Este ‘Proyecto Toribio’ es un disco completamente instrumental que recupera el espíritu más tradicional de Enrique y Roberto. En una entrevista a eldiario.es, explicaban la razón del proyecto: “En ‘Proyecto Toribio’ tenemos algunos de los mejores violinistas del circuito de folk. Toribio del Olmo fue un violinista de Algora, Guadalajara”. Los Cubero quieren reivindicar el violín en la sonoridad folclórica de Guadalajara en particular y castellana en general.

El resultado es sorprendente, porque para oídos ya pervertidos por lo americano (como los míos), no se puede evitar asociar este instrumento a sonoridades propias de EEUU, especialmente al bluegrass al que tanto aman los Cubero. Pero no, porque en ‘Proyecto Toribio’ todo son canciones tradicionales y populares de la zona de Algora. El violín, efectivamente, es omnipresente. Incluso los Cubero dan un paso atrás, para poner en primer plano a todos esos violines y violinistas a quienes rinden homenaje.

- Publicidad -

Las tonadas tradicionales emanan una gran alegría y luminosidad, son pura alegría de vivir, desde la apertura con el vals ‘La caseta’. En ‘La gaviota’, el juego que hace Roberto con la mandolina es espectacular, dotando a la canción de unos aires muy melancólicos y mediterráneos. O cómo se van los pies en la deliciosa ‘Jota de Algora #2’, con el violín de María San Miguel al borde del desafino, pero sin caer en él, otorgando el punto justo de picante. El estupendo foxtrot del (claro) ‘Fox trot de Algora’ con el violín de Jaime del Blanco, jugueteando con la mandolina y la guitarra, incita a agarrarte a tu pareja y bailar. El jolgorio el ‘Pasodoble años 40’, transcurre entre silbidos y júbilo. Los Cubero nos abren la puerta, una vez más, a algo que estaba muy próximo pero que desconocíamos. ‘Proyecto Toribio’, además de un sentido tributo a Toribio del Olmo y a los violinistas de Algora, certifica la vigencia actual de una música tradicional y genuina.

- Publicidad -
- Publicidad -

Discos recomendados