’12 años de esclavitud’: con el Spielberg ‘seal of aproval’

Por | 12 Dic 13, 11:46

12-anos-de-esclavitudDijo Steve McQueen, durante su paso por Madrid esta semana, que el libro en el que se basó para rodar ’12 años de esclavitud’, la historia real de un hombre negro libre al que secuestran para ser esclavo en el sur de Estados Unidos, debe de ser para los americanos el equivalente al ‘Diario de Ana Frank’. Con eso, la verdad, lo dijo todo.

Y es que esta, como aquella, es una historia contada al detalle que nos abre los ojos por primera vez a una verdad que creíamos mil veces contada. Pero también es una historia que por momentos, quizás demasiados, cae en el onanismo sentimental sobrepasando su vocación casi documental para jugar, sin remordimientos y de la forma más descarada posible, con nuestra conciencia.

Claro que no es difícil sentirse culpable cuando asistimos al espectáculo de la deshumanización total del ser humano sin que nadie, absolutamente nadie, haga nada por evitarlo. La escena del ahorcamiento, con esa cámara fija en la distancia mostrándonos cómo la vida de todos, esclavos incluidos, vuelve a la rutina mientras alguien lucha por seguir respirando, es el mejor ejemplo de este reparto de culpas.

Secuencias así, directas y frías, son las que hacen respirar la película, que tiene en la entrega total de sus actores, todos, la mejor baza para romper nuestras creencias. Lástima que su verdad llegue a cuentagotas en un filme demasiado largo que emociona sin derrumbarnos por culpa de su manipulación disfrazada de empatía. Todo un ejercicio de spielbergrización inédito en McQueen hasta ahora.

Un director que, de ganar todos los premios del año como parece que puede pasar, lo hará con su peor película. Siempre se lo puede tomar como revancha. Aunque no sé muy bien en qué lugar nos deja que aceptemos con total naturalidad que unos latigazos rodados al detalle en plan Mel Gibson todavía escandalicen hoy menos que la visión de una polla. 7.

  • Azotaina

    Y qué polla, amigos!!

  • Tituta

    Dificil de creer al ver esta peli que sea el mismo director de la maravillosa Shame …

  • Geng

    Más actual q nunca pq la esclavitud en el siglo XXI sigue d actualidad, y cada vez más. no solo mediante el racismo, a nivel laboral, y tantas cosas más con el capitalismo atroz actual. Mientras exista la esclavitud la gran mentira de la evolución humana queda en evidencia, en ridículo.

  • torete

    está clarísimo que la esclavitud está hoy en día en apogeo, pero, hombre, podría haber hecho un retrato de la esclavitud actual, sin tener que ir a lo fácil.

    A lo mejor es que para eso se necesita cierto talento……

  • solomon

    Sinceramente, buena crítica, en parte, pero que alguien se atreva a decir que ésta es la peor película del director no entra en mis casillas.
    Se pone sentimental… a ver señores, que ants un tema como éste salen a relucir los sentimientos. Precisamente la genialidad de la propuesta radica en que esos sentimientos se expresan mediante miradas, hechos.
    McQueen no hace uso de elipsis en el horror o en la violencia, algo coherente con lo que quiere mostrar. En cambio, ¿cuántas veces llora desconsoladamente el protagonista? Pocas, muy pocas. Los sentimientos se ven, se palpan, se sienten, pero no hay ningún tipo de “onanismo”.

    Y lo de la “spielbergización” del mismo: Spielberg no habría narrado esta historia así ni borracho; no se parece en nada a su estilo. Y, por cierto, aunque lo hiciera: ese señor rodó Indiana Jones, sí, pero también La Lista de Schindler.

    Y a tituta: este señor rodó Shame porque era un tema que le atraía y para narrarla adoptó un tono frío, distante y frívolo acorde a la enfermedad que retrataba; a ese mismo señor le ha dado por abordar una historia de esclavitud, para la cual ese estilo cinematográfico no sería lógico: aquí recurre a la sangre, al miedo y al amor.

    Y no por ello no es su estilo.

  • Gabro

    hasta cuando van a hacer críticas de películas en este sitio? si van a seguir, pongan a alguien que haga críticas en serio.

  • Deivith

    Por favor, POR FAVOR!! Dejad de escribir sobre cine.

Send this to a friend