Herbert / The Shakes

Por | 26 Dic 15, 12:38

herbert-The_ShakesEntre las joyas perdidas de 2015 que muchos medios ni nos hemos molestado en reseñar, ‘The Shakes’, el álbum que Matthew Herbert volvía a firmar como “Herbert” y que se presentaba como su primer disco “de baile” en nueve años, sucediendo a aquel ‘Scale’ que en 2006 dejaba una de las mejores canciones de aquellos tiempos para nuestra redacción, la inolvidable ‘Something Isn’t Right’.

Herbert ya no puede contar lógicamente con su ex Dani Siciliano, pero como si le hubiera llevado una década dar con los vocalistas adecuados, Ade Omotayo, conocido por su trabajo como corista de Amy Winehouse (también en Equals), y Rahel Debebe-Dessalegne de Hejira, están perfectos realizando su trabajo en este álbum que va de lo más intimista (la preciosa ‘Silence’) a la revolución. Dice el productor que “quién necesita la diversión cuando la acción es requerida” y así, muchas de las canciones tienen un poso reivindicativo tanto desde el punto de vista lírico (“you may have the yacht but we still have the water”, dice ‘Strong’, mientras la más tranquila ‘Stop’ incita a todo menos a “detenerte” con ese “don’t ever stop” que se arrastra hasta el “fade out”), como desde el técnico (la percusión de ‘Safety’ samplea balas usadas).

Pero lo cierto es que ‘The Shakes’, además de sacudirnos en lo social lo logra también en imaginarias pistas de baile. ‘Strong’ funciona aún mejor que como agitador social como hipotético rompepistas, con un fondo soul y hasta rock’n roll al que se suman bases tribales y africanistas. También bailable es ‘Middle’, que suena como debería una remezcla de TLC o Destiny’s Child. ¿Quién dijo que un remix tuviera que llevar un tema a los lugares más chabacanos en lugar de a los más finos?

En ‘The Shakes’ encontramos alguna pista más prescindible como ‘Warm’, pero desde que el disco se inicia con su “Everything In Its Right Place” particular (‘Battle’ es la intro perfecta para lo que encontraremos después), seguimos ante un gran maestro en la producción, que tan pronto juega con el jazz como con lo latino (‘Smart’) como con los crescendos como pocos saben (‘Peak’). ‘Bed’ puede sonar por supuesto tan onírica y relajante como sugiere su nombre, pero la verdad es que es muy difícil dormirse atendiendo a su cuidado trasfondo de sonidos, como sucede con la sugerente ‘Even’. Más bien hecha para escuchar con los ojos abiertos como platos en equipos de alta fidelidad y con auriculares de alta gama, la música de Herbert continúa siendo una verdadera gozada aunque no esté tan de moda como un Caribou.

Calificación: 8/10
Lo mejor: ‘Strong’, ‘Middle’, ‘Even’, ‘Silence’
Te gustará si: sabes que Sennheiser no es una banda alemana
Escúchalo: Spotify

  • uncool

    El “te gustará si” es bastante francamente

  • Hey

    Reseñen el nuevo de Molly Nilsson…!

Playlist del mes

Send this to a friend