Revolutionary Road

Por | 07 Feb 09, 17:38

‘Revolutionary Road’ puede interpretarse desde prismas radicalmente opuestos. Habrá quien salga del cine con un nudo en la garganta, pero unos dirán que sus protagonistas son unos meros niñatos inmaduros y otros incluso escribirán que su final es el castigo por seguir la senda del egoísmo. El británico Sam Mendes (‘American Beauty’, ‘Camino a la Perdición’) dirige un desgarrador retrato de la incomunicación del matrimonio y del vacío existencial que sienten aquellos que no encuentran su espacio y lugar en el mundo mientras asisten al devenir de “una vida irremediablemente vacía” .

Kate Winslet (April) y Leonardo Di Caprio (Frank), diez años después de ‘Titanic’, se reencuentran en la gran pantalla para interpretar de forma magistral a un joven matrimonio abocado a la mediocridad. Siguen estelas de un tren que supuestamente deben tomar para arribar a un destino que nunca eligieron y que les engullirá. Ella es una frustrada actriz con aspiraciones bohemias, ganas de alterar la condena de vivir en un barrio residencial en el que no pasa nada y con más inquietudes que compartir pintas con unos soporíferos vecinos que supuestamente les admiran por ser “los jóvenes y soñadores Wheeler”. Él, veterano de guerra y licenciado en Columbia, no es más que la sombra del fracaso de su padre, al que la primera palmadita en la espalda le hace creer que posee cierto valor como vendedor y que quizás sea algo más que el-típico-esposo-que-engaña-a-
su-mujer-con-la-secretaria y que se limita a tomar copas con los compañeros al salir de la oficina.

Pero a esta especie de ‘Madame Bovary’ del siglo XX, que ideó en los años 60 la pluma del ahora afortunadamente rescatado escritor Richard Yates, no le llegará su redención. Los Wheeler no irán jamás a París para cumplir un irreal sueño de experiencias artísticas y no descubrirán si son algo más que una mala copia de sus padres. April ha quedado atrapada en el tiempo y no dispone de escapatoria. Más de uno pensará que el divorcio sería una posible salida, pero Yates (hijo de padres divorciados y de vida desencantada) no da tregua. Su trágica realidad se impondrá sin un atisbo de luz y esperanza a la que agarrarse más que el bálsamo de las palabras de un iluminado perturbado, cuya interpretación le ha valido a Michael Shannon la nominación al Óscar. Su prueba final le descubrirá que, en realidad, odia a Frank, cuya máxima ilusión es sumirse en una actividad laboral que no le satisface, pero que le evita enfrentarse a la certeza de su ruina. Sufrirá por ello el resto de su vida y, lo que es aún peor, dos inocentes hijos y una vida que ya nunca será pagarán la factura de su cobardía.

A Sam Mendes, que vuelve a emplear de forma acertada la música (apoyado en la estupenda banda sonora de Thomas Newman) para crear dramáticos picos de tensión, se le podría reprochar que no indague más en las motivaciones intelectuales que revuelven a April o la casi nula presencia en pantalla de los hijos o familiares, pero aun así logra trasladar al celuloide una preciosista y elegante puesta en escena que deja patente su aprendizaje pasado sobre las tablas. Hollywood, una vez más, no se ha atrevido a nominar a una película valiente como ‘Revolutionary Road’. No sorprende, para eso ya están los Globos de Oro. Tampoco han reconocido la interpretación de Kate Winslet, algo que extraña más pues han preferido valorar su secundario papel en ‘The Reader’. Penélope Cruz puede que lo agradezca con su primer Óscar. Di Caprio a veces resulta histriónico, pero ¿no era del gusto de la Academia la exageración interpretativa? Otra vez será. 8.

  • Truman

    Kate Winslet es protagonista absoluta en “The reader” (“El lector”) no secundaria como dices y de haber tenido doble nominación en la misma categoría lo tendría más complicado para ganarlo, ya que los votos se repartirían entre ambas. De esta forma, con una sola candidatura, todos sus votos irán a la misma teniendo practicamente asegurado el premio.

  • runner

    la crítica es un tanto (demasiado) floreada, me aburre

  • brunette

    A mí me pareció una película pretenciosa, mal narrada y mal interpretada.
    No transmite lo que cuenta, no hace que empatices con ninguno de los personajes, de los que no se vislumbra esa supuesta condición de seres especiales sobre la que, sin embargo, no se deja de insistir en toda la película, y ya antes de la mitad del metraje dejaron de interesarme sus motivaciones y sus deseos, que se fueran a París o a Sebastopol. Demasiado teatral en algunas escenas, previsible en todo momento, la Winslet sobreactuada y Di Caprio pasando de gañán a poseído por el maligno sin entenderse tampoco muy bien por qué. Quizás esperaba mucho, pero es que es mala, mala, mala.

  • Rodolphe

    Tú lo que es Mme. Bovary, lo que es leerla tampoco puede decirse que la hayas leído ¿verdad? Te alerto para que tires a la basura el manual de “aprenda en diez minutos a hablar de grandes clásicos de la literatura que no ha leído ni leerá nunca”, o en todo caso dejes de picotea del blog / revista o dondequiera que hayas tomado la referencia porque amigo, relación con esto tiene así como ninguna. Ah sí bueno, sale una mujer.

  • Arboldehumo

    Jjajjajajajjajaj
    Magnifico Rodolphr,me encantaaa.

  • dyorch

    Por Dios, que destrucción en los comentarios… El caso, que después de leer esta crítica me apetece verla aún más. Espero no salir de la sala con depresión (la crisis de los veintitantos es lo que tiene, XD).

  • Yeirus

    En los Oscars los actores no pueden llevarse dos nominaciones en la misma categoría. (Ridículo, pues por ejemplo, Steven Soderbergh estuvo nominado dos veces a mejor director el mismo año)
    Así que ya puede haber estado la candidatura de la Winslet entre las cinco más votadas, pero al haber dos de la misma persona se quedan con la que más votos ha recibido. Creo.

  • Kallahan

    Entré en la sala de cine mas o menos convencido de que quería estudiar la carrera de psicología, y tras verla decidí que no, que yo no quería renunciar a mi verdadera pasión. Las interpretaciones son de oscar, el guion es maravilloso y no cae en la ñoñería yankee-facilona de Benjamin Button, la dirección es asombrosa, rozando lo independiente. Solo tengo buenas palabras para una película que quizás me haya dado el empujón que necesitaba.
    Toca las pelotas que ella esté nominada por The reader (peli que no os recomiendo para nada)no por esta joya. Sam Mendes hace historia con cada peli.

  • Meme

    ¿Quién no lleva una vida vacía?

  • Thom Yorke

    ¿Quién no se ha levantado un martes de invierno pensando en mandarlo todo a la mierda y empezar de nuevo en, por ejemplo, París o Berlín? Da miedo ver hasta qué punto de autodestrucción puede llevarte la vida si no aceptas lo poco de bueno que tiene toda existencia. ¿Quién tiene razón en este drama? ¿Kate o Leonardo? Peliculón. Tonto el que se la pierda.

  • Hator

    Siento decepcionarte Rodolphe, no tengo dicho manual y sí he leído Madame Bovary. De hecho, creo que en el caso de que existiese el manual que citas a lo mejor tú deberías ser el autor. Tanto April como la protagonista de la novela de Flaubert son dos mujeres avanzadas a su tiempo y atrapadas en un periodo con el que no se sienten identificadas. A eso simplemente me refería. Y siento ser tan floreado, pero a mí la película sí me conmovió.

  • Es un peliculón aunque eché en falta el fino humor negro de Alan Ball.

    Una cosa que no me gustó fue el tramposo -ojo, que desvelo parte del final- uso de los niños, que pasan de puntillas durante toda la película para meterlos en la última escena y así ahondar en el drama. Fin del destripamiento.

    Y cómo me gusta Leonardo Di Caprio, me parece un actorazo y todo un icono. ¿Qué sería del cine de los 90 sin Leo? (La Playa es un peliculón infravaloradísimo que plasma a la perfección la época en que se rodó).
    Sí, sé que esto último no viene a cuento, pero nunca es mal momento para defender a La playa.

  • paco

    Recomiendo totalmente la novela – que tradujeron hace no muchos años a español con el (desafortunado) título de “Vía Revolucionaria”-; seguro que se disiparán las dudas existencialismo/niñatos inmaduros.

  • Di Caprio no resulta histriónico, Di Caprio lo que hace es comerse la pantalla e hipnotizar al espectador. Vamos que la clava.

    Y Hator, coño, esta crítica es un espoiler como una casa. Aunque sea avísalo, que al que no haya visto la peli se la destripas a saquísimo.

    El que le quiera echar un ojo a nuestra propia crítica:

    http://cierraelmaletero.blogspot.com/search?q=revolutionary

  • Sergio

    Nose en cuanto tiempo no me habia emocionado tantisimo al ver una pelicula. un 10 xD

  • Una gran película que no nos ha hecho replantearnos nada porque el tipo de debates que suscita son el pan de cada día de cualquier persona con inquietudes. Dejaros de rollos trascendentales y venid a nuestra a web a descubrir con qué condimenta Rosa Valenty la carne asada y qué tienen que ver los escarabajos con Fama, ¡a bailar!

  • pichurrín

    A mí me pasó lo mismo que a Sergio: hacía tiempo que una película no me emocionaba tanto. Además, remueve algo dentro de ti, porque todos, en mayor o menor medida,nos hemos sentido más de una vez como los protagonistas.
    Winslet y De Caprio están colosales. Que hayan nominado al Óscar al desquilibrado mental suele ser lo habitual en Holywood.
    Ah, y la crítica de Hator me ha gustado mucho.

  • Me sumo a Paco 8. Yo compré la novela hace cuatro o cinco años en una tienda de saldos y me quedé pasmado: es uno de mis libros favoritos. Ahora la han reeditado, así que está disponible, aunque cuesta seis o siete veces más de lo que pagué yo.

    Me gusta tanto el libro que la película me da miedo, claro.

  • Huy, si era Paco a secas… O eso, o “Paco 8 de febrero”.

  • Me ha encantado la crítica, Hator, tanto como me gustó la película. Tus opiniones coinciden al 100% con las mías, con la dialéctica que establecimos mi novio y yo al salir, que hacía mucho que no nos pasaba tras ver una película.
    Las referencias a Mme. Bovary no me parecen desacertadas en cuanto a que April, como Emma, se sienten atrapadas en un lugar que poco tiene que ver con lo que querían para sus vidas, pero mientras que April no lo hace por ensoñaciones literarias algo absurdas (¿o sí?) sino por seguir adelante (y además no odia a su marido), Emma vive una vida irreal que la lleva a la ruina y a la muerte. Lo de que Enma es una adelantada, sí que no lo comparto, a mí me pareció siempre una mema pretenciosa, vacua y vulgar que no quiere serlo, envidiosa de una posición que no le ha tocado tener ni vivir. April no es así en cuanto a que lo que tiene es una enorme frustración por no hacer nada. Y eso es lo que me encanta de la película y lo que transmite la Winslet, una sensación de ahogo que todos podemos sentir en cualquier momento.
    Cacho de chapa de literatura comparada que acabo de soltar.

  • neno

    si que es verdad que llega un momento en que dices: “donde están los niños?”. Pero unas horas después de haber visto la peli pienso que no son necesarios en pantalla para que el director consiga hacerlos un elemento que ata a los protas de forma definitiva. Queda patente igual. Y lo mismo ocurre cuando nos ahorra ver la parte idílica de la historia y lo especiales que son como pareja. Salta de cuando se conocen al declive y uno se hace una idea perfecta de cuan ideales han sido y cómo han llegado ahí. Si lo hubiese contado todo, hubiesemos criticado la incapacidad del director de contar sin contar.

  • A mí me ha parecido un peliculón, de estos que te remueve por dentro.

    Me ha llamado la atención lo que dice Brunette en su comentario sobre que “no se vislumbra esa supuesta condición de seres especiales sobre la que, sin embargo, no se deja de insistir en toda la película”. Es que yo creo que esa es una clave de la película: los Wheeler no son especiales, aunque todos los demás los ven como el matrimonio ideal y perfecto. Ella no tiene talento como actriz y él es un oficinista currante más. ¿Pero significa eso que tienen que renunciar a ser especiles? ¿Podrían serlo de verdad o el plan de irse a París es absurdo e irreal? ¿Quién ha puesto las normas que dictan que la vida tiene que seguir cierto camino: curro + matrimonio + hijos? ¿Somos nosotros mismos los que nos cortamos las alas o es la sociedad?

  • violetta99

    me encanta tu critica de la pelicula Paquin…………

  • vampirica

    Pues ace76, el curro es lo único que puede suponer un corte de alas, porque en estos tiempos es casi algo impuesto o cuanto menos sujeto al azar. Pero el binomio “esposo/a-hijos” sólo lo puedes justificar entonando el mea culpa. Eso es una elección a la que se puede renunciar.

  • Kallahan

    cierto, muy buena crítica.

  • Saltodemata

    A mí me ha gustado bastante, la verdad. Creo que el personaje de Winslet es quien más perdido anda, ya que el personaje de DiCaprio tiene un carácter más conformista, pero ella está muy claro que no sabe lo que quiere.

    De todos modos, finalmente (SPOILER) se decide a abandonarle y a buscar su propio camino, y por eso le prepara el “desayuno perfecto” a modo de despedida. Ambos saben a partir de esa escena que ella no va a volver, pero todo se trunca cuando le sale mal el aborto.

    Lo que no me termina de quedar clara es la posición del director: ¿quiere decirnos que si no haces lo que te pide el cuerpo te espera una vida miserable y vacía? Yo creo que la vida no es tan en blanco y negro, y que a veces tomar decisiones o postergarlas no acarrea ningún fatalismo. Todos nos equivocamos alguna vez, y la vida no se convierte en un drama por ello, creo yo.

  • Hh

    A mí también me ha gustado la crítica. Y dos cosas: una, los niños no salen porque están en el colegio, y dos, los Wheeler son tan especiales como sus aspiraciones. De hecho, creo que en su vecindario, tener aspiraciones como irse a vivir a París debía ser considerado bastante especial. O al menos, especialito.

  • oski96

    Chicos, la próxima vez avisad que vais a destripar la peli, que si no la has visto te enteras de todo… a mi me gustó basante porque me removió por dentro, y las actuaciones son GENIALES, sobre todo ella, pero el ritmo hizo que por momentos se me hiciera un poco aburrida… la típica película de la que sales del cine pensando “qué pena, porque lo tenía todo para encantarme, pero al final no lo ha hecho”

  • telecine

    Yo me quedo con algo de la historia que me resuena a nivel personal: hablan de ilusiones, de una vida diferente, pero nunca dicen de qué se trata, qué es lo que quieren hacer, probablemente porque no lo sepan. Está claro que ella no quiere llevar la vida que llevan, y eso es todo; de hecho ella se ofrece a mantenerlo a él en parís trabajando de secretaria, que no me parece una aspiración muy molona que digamos, mientras él, se supone, se va a pensar qué es lo que quiere hacer. En un momento dado dice: “no sé, leer, escribir…” ¿Quiere estudiar, ser escritor?

    Me hubiera gustado que esta parte de la trama, que es en realidad el detonante de la acción, se desarrollara un poco más y no quedara en subtexto. No sé si en la novela está más claro, sobre todo qué nos quieren contar al respecto. Puede que quieran decirnos que lo de las “ilusiones” es una sensación más que una realidad, una mezcla de insatisfacción con el presente y una fantasía de que “en otro lado” o “haciendo otra cosa” uno va a ser más uno mismo de lo que es ahora.

    Como dice Alain de Botton, el problema de irse a otro lado buscando ser algo mejor, es que uno se lleva consigo mismo.

    En cualquier caso, April habla convencidísima de algo que ni ella sabe qué es. Me encantó la frase. “We never forget the truth, we just get better at lying”.

    Cómo mola la segunda mitad de los 50′, entre esta peli y Mad Men me estoy empapando pero bien.

  • sumner

    Pues a mi el personaje de Kate Winslet me recordó mucho al de Julianne Moore en “Las Horas”: esa insatisfacción enfermiza de las amas de casa de los 50 que, como decía ayer creo que Elvira Lindo en “El País”, se vieron apartadas de su rol por los electrodomésticos que entraron a saco en sus vidas y se encontraron con tiempo y tiempo para pensar…

    Me gustaría que alguien que haya leído la novela de Yates dejase algún comentario comparativo con la película. Es que oigo alabanzas (a la novela) por todas partes y mes estoy planteando comprármela.

  • Coco

    A mí me encantó la peli, y me sentí aterradoramente identificada con las dos posturas. ¿Quién no se ha visto en algún momento jugando el papel del idealista, y al poco tiempo el del que tiene los pies sobre el suelo? Buenísima.

    Y por favor, basta ya con la injusticia de los Oscar con DiCaprio, uno de los mejores actores, si no el mejor, de su generación.

  • No he visto la peli, pero si el personaje de la Winslet se parece a Emma Bovary, entonces merece la muerte y todo lo malo que le pase. Qué mujer más odiosa, por Dior. Yo siempre fui más de Ana Ozores o Anna Karénina, dos mujeres reales, ésas sí adelntadas a su tiempo; no como la cursi malagente de la Bovary.

  • April o9

    La pelicula me hizo sentirme desnuda,enojada,quien me habia pedido permiso para retratar asi mis sentimientos y mi matrimonio, sin April hablar yo sabia que sentia.La pelicula en intemporal aunque las April de ahora quizas tengamos mas recursos para sobrevivir pero quizas aveces la frustracion es la misma.Buenisima interpretacion.

  • Vengo del cine, ¿es que nadie se ha dado cuenta de la relación de la película con los libros de Raymond Carver?

    Mi nota un 8

Send this to a friend