Micachu / Jewellery

Por | 06 Jun 09, 20:38

jewelleryMica Levi, pese a tener una formación clásica desde bien pequeñita, se inclinó más por el grime, el dubstep, adoptando el nombre de Micachu (suma de su nombre y el de un instrumento raruno que ella ha inventado, el chu). Esos aires hip-hop están muy presentes en su disco de debut, ‘Jewellery’, más aún que la electrónica que se presupone a una producción de Matthew Herbert. Pero lo que encontramos aquí es una amalgama totalmente inclasificable que tiene mucho de punk, en estructuras y extensión, y bastante de pop. El primer contacto es todo un shock, aquello suena raruno y no se entiende bien qué son y a cuento de qué todos ese batiburrillo de efectos, disonancias, percusiones, samplers, chirridos, golpes, grititos, cambios de ritmo… Un caos que aturde y confunde pero en el que poco a poco se va descubriendo un brillo tarareable, bajo esa gruesa capa de ponzoña sonora.


Ayudada por su minimalista banda de apoyo, The Shapes (Marc Pell y Raisa Khan -¿tendrá algo que ver con Natasha?-), y con la colaboración de algún colega (Man Like Me en ‘Ship’), Micachu se marca un disco que recuerda poderosamente por su eclecticismo, gancho, energía y entusiasmo al ‘Mellow Gold’ de Beck. Esa baja fidelidad fresca y descarada es también el soporte en el que esta jovenzuela despliega su capacidad para sorprender y una multitud de insospechados ganchos. Como las melodías marcianas de ‘Vulture’ o ‘Eat Your Heart’, esa urgente ‘Lips’ cuyo estribillo no es otra cosa que un sonoro beso, ‘Calculator’ o lo que les saldría a Stereolab si naufragaran en una isla desierta y solo tuvieran un ukelele para componer, la machacona ‘Floor’ o los anti-hits ‘Curly Teeth’ (dientes rizados, ¡qué grimica!) y ‘Golden Phone’.

Pese al leve bajoncillo final, estos 14 cortes en 35 minutos (‘Guts’ guarda un regalito, seis minutos de silencio después), son una apabullante prueba del talento y personalidad de una artista que demuestra que aún quedan muchas cosas que inventar a partir del esquema guitarra-bajo-batería y eso, quizá, es lo más jugoso. Todo apunta a que Mica Levi, como aquel joven Beck, tiene un futuro inmenso e imprevisible por delante. También es posible que, como el mismo Hansen, aquel álbum suponga algo irrepetible para él mismo. No nos compliquemos, disfrutemos de ‘Jewellery’.

Calificación: 7,8/10
Temas destacados: ‘Golden Phone’, ‘Curly Teeth’, ‘Floor’, ‘Lips’
Te gustará si te gusta: el Beck de ‘Mellow Gold’
Escúchalo: en Spotify

Etiquetas:

Send this to a friend