Polock: “Ahora mismo no tendría sentido compararnos con Phoenix”

Por | 02 Sep 17, 11:13

polock-bandaPolock han emprendido este año una nueva aventura musical de mano de Sony, sello con el que han publicado su último disco, ‘Magnetic Overload‘, que, presentado por el contagioso single ‘Oh I Love You’, incluye canciones bastante diferentes a lo que se puede identificar como su sonido. Entre ellas, la balada setentera que da nombre al disco o ‘Tarantino’. Hablamos sobre el proceso de grabación, entre otros asuntos, con el cantante y guitarrista Papu Sebastián, el batería Marc Llinares y el guitarrista Pablo Silva. Polock actúan el día 23 de septiembre en el festival Granada Sound (en el que comparten cartel con Los Planetas, Lori Meyers, Dorian, Iván Ferreiro, etc. –toda la info aquí–), y después les esperan más fechas en Valencia, Pamplona, Logroño, Zaragoza, Huesca, Alicante y Madrid. Detalles, en su web.

¿Qué habéis querido contar con este disco?
Marc: “Queríamos irnos de la línea del disco anterior, que tenía muchas capas y estaba sobreproducido aunque era lo que buscábamos entonces. Ahora nos apetecía algo más directo, como el primer EP, y con más melodías”.
Papu: “Más ganchos. Un disco que sonara a rock clásico”.
Marc: “Hemos tardado mucho menos en grabarlo, antes había 5 arreglos a la vez y ahora solo hay 1”.

¿A nivel letras hay una temática?
Papu: “No hay continuidad. Cada tema tiene su concepto, pero cada uno habla de algo diferente. Siempre está el amor, pero tratado de manera diferente y con toques distintos”.

¿No hay algo que tenga más peso?
Papu: “Hay un tema que se llama como el disco, el más lento. Queríamos darle un poco de peso porque sabíamos que no iba a ser el adelanto y era una manera de que la gente pinchara en esa canción, que es una canción que llevamos arrastrando casi 9 años”.
Pablo: “Para nosotros y para nuestros amigos era impensable que hiciéramos una balada setentera”.

¿La maqueta siempre fue setentera?
Papu: “No, no. Era más “Polock al principio”. Como no salía, lo que hicimos fue destrozarla. Nos pasó también con ‘Faster Love’ de un disco anterior, la descompusimos y salió la balada de “Getting Down”. Y a la gente son los temas que más les llegan. Con este tema pasó lo mismo”.

Ahora mismo se habla más de los 70, hay cierta reivindicación de Carole King, Fleetwood Mac, el Brill Building, etc. ¿Vosotros habéis escuchado siempre mucho años 70?
Marc: “Sí. De todo, Supertramp, Black Sabbath, The Doors, Television”.
Papu: “Sí es verdad que hay oleada de grupos nuevos setenteros, como Lemon Twigs, Foxygen, Kitty Daisy and Lewis que se van más atrás en el tiempo… Nosotros tampoco queríamos que sonase así, queríamos mantener nuestra esencia, pero sí nos interesaba el concepto de cómo se arreglaban esos discos”.
Pablo: “Nos flipa cómo suenan esos discos”.

“Se han estandarizado mucho los procesos de grabación. Todos los temas están al mismo volumen, todas las partes del tema están al mismo volumen y antes se investigaba más”

Es alucinante la diferencia, hay bastante timo últimamente con los discos de 180 gramos, suenan peor que muchos discos de los 80 que no pesan 180 gramos…
Papu: “Hay superproducción, dinámicas más bestias de lo que hay ahora. Ahora mismo haces el disco en casa con tus medios, puedes tener los medios, pero no tienes experiencia y los discos suenan todos iguales, sin subidas ni bajadas”.
Pablo: “También se han estandarizado mucho los procesos de grabación. Todos los temas están al mismo volumen, todas las partes del tema están al mismo volumen y antes se investigaba mucho más, hay cosas mal hechas para lo que entendemos ahora, pero los masters no estaban tan apretados porque no estaban pensando en sonar en la radio sino en sonar disfrutable”.

Habéis citado a Black Sabbath, pero en ‘Magnetic Overload’ no son una referencia, ¿no? Estaba pensando en otro tipo de años 70.
Marc: “Bueno, tienen la balada de ‘Changes’, que la oímos un montón”.
Papu: “Y este tema tiene toques muy Lennon”.

Habéis masterizado en Los Ángeles, vosotros soléis masterizar fuera, ¿por qué lo hacéis? Cuando os devuelven el disco, ¿no estáis un poco temblando?
Pablo: “Un poco sí”.
Marc: “El mastering es el 10% del conjunto. Es mucho más importante la mezcla en el proceso final”.
Papu: “A menos que pilles a alguien que no tenga ni idea, o que no siga tus indicaciones después de pasarte un año con ese disco, muy mal lo tiene que hacer. Cuando te llega el mastering, compruebas que se han respetado las dinámicas, sobre todo en este disco, que tiene más aire que los anteriores. Lo más importante es la manera en que arreglas tú las canciones para que haya altibajos y luego el mixer”.
Marc: “De hecho, el vinilo está masterizado en España”.

Eso es otra buena noticia, se ve mucha tontería con los vinilos de colores, y luego la masterización que se ha hecho no es para vinilo. Vosotros por lo que decís sí habéis hecho masterización para vinilo.
Papu: “Claro. No tiene nada que ver. El mastering para vinilo es muy diferente que el del CD, e incluso al de iTunes o Spotify”.

No me habéis contado nada de las letras del disco, tengo la impresión de que son secundarias para vosotros.
Papu: “Son lo último que hago, después de haber grabado la canción. Cuando tenemos la demo. Una canción me sugiere una temática por melodía o arreglos. Entonces trabajo temas muy diferentes, le pregunto a Pablo de qué podemos hablar… Por ejemplo ‘Venecia’ habla de un viaje de una pareja que sabe que lo suyo no funciona. Lo primero que surgió fue la intro y la intro nos llevaba al rollo italiano de Venecia, muy Martini, muy seductor… A partir de ahí montamos una historia. ‘Morricone’ tiene un riff de guitarra que surgió y nos transmitía pelis de Western”.

A mí me recordaba a Tarantino, pero ya había una canción llamada así de Russian Red.
Pablo: “Tarantino es como coger Morricone y ponerlo actual”.

Entonces las letras secundarias, más que respetar tu estado de ánimo, quieren guardar la esencia de la música que habéis escrito entre todos.
Papu: “Eso es. Son imágenes que la canción transmite. Intento formar una historia con impresiones y vivencias mías, pero que no tienen por qué estar estructuradas de manera lineal en el tiempo”.

¿Pueden ‘Morricone’ y ‘Magnetic Overload’ ser una pista de vuestro futuro?
Pablo: “Es un camino a explorar. Son cambios, junto con ‘Devil Echoes’ son los temas en que más nos hemos podido salir de Polock”.

“Devil” es un poco tropical.
Pablo: “Fuimos sumando sintetizadores haciendo la misma melodía, son como 7, 8 o 10, y al final dijimos que podíamos haberlo hecho con una kalimba tropical, porque la suma de todos los sintetizadores sonaba como ese instrumento, que es como una olla”.

¿A qué canción habéis podido dar más vueltas?
Marc: “‘Out of the Blue’ es más como el disco anterior”.
Papu: “Hemos sido bastante rápidos esta vez”.
Marc: “…que hemos sido lentísimos”.
Papu: “Bastante rápidos para lo que solemos ser”.

La verdad es que han pasado 3 años.
Pablo: “Y 4 años tardamos entre el primero y el segundo”.
Marc: “Como salió en Estados Unidos y luego en Japón, y luego nos fuimos de gira…”.
Papu: “Lo único que ha pasado es que ha habido in pass entre grabación de local y el lanzamiento del disco, al haber terminado nuestro anterior contrato discográfico. Queríamos empezar de cero. Los 3 primeros temas nos metimos a grabarlos nosotros en el estudio, los pagamos nosotros, los sacamos del estudio ya perfectos y a raíz de eso ya tuvimos contacto con Sony. Después vino todo el proceso de volver a entrar a grabar”.

También suena a excusa, ¿eh? Tiene pinta de que vais a ser de este tipo de artistas que saca cada mucho, como Fangoria, El Guincho, La Casa Azul.
Papu: “Rápidos no somos. Molaría ser rápido”.
Marc: “Ahora mismo estamos un poco pensando en nuevas canciones y queremos empezar con ellas y sacar cada 2 años”.

Actualmente 3 años es muchísimo para un grupo de vuestro estatus. La gente ya no espera por nadie.
Pablo: “Yo lo entiendo, la gente se hace mayor, cambias mucho de los 20 a los 24 años. De empezar la universidad a haberla terminado, ¿vas a ir a ver al grupo que te gustaba cuando entraste en la universidad?”
Papu: “Que estabas con tu novia y que te dejó. Nos lo dicen. “Esta canción me recuerdan a mi ex novia”. Si las canciones te recuerdan a tu ex novia, pues igual no vas ya a ver a ese grupo” (se ríen).

¿Qué tal os sentís aquí, en este pedazo de edificio de Sony (NdE: espectaculares oficinas en Cuzco)?
Marc: “La primera vez que entramos nos sorprendió bastante y ahora nos sentimos como en casa, nos están tratando muy bien”.
Pablo: “Es un poco la serie ‘Vinyl‘. Bueno, nada que ver porque estaríamos fumando, haciéndonos rayas. Me refiero al acabado”. (risas)

¿Qué os ha aportado Sony?
Pablo: “Nos ha dejado hacer el disco sin pegas, solo dándonos ánimo”.
Papu: “Mucho punch”.
Pablo: “Veníamos flojitos de terminar la anterior etapa discográfica”.

Mushroom empuja a grupos fuera, como vosotros, Yall, Delorean, se caracterizan casi por eso.
Pablo: “Nos movieron fuera, lo que pasa es que a veces el final de relaciones no es lo que esperas, por ninguna de las partes. Nos ha venido bien que en Sony nos digan “me mola todo lo que haces”, “pero es que no vamos a hacer lo mismo”, “da igual””.

¿Qué estatus tenéis realmente fuera de España? Están las típicas fotos de Japón de vuestro merchandising, nosecuál blog de Bélgica… Me da la sensación de que tenéis pocos seguidores en muchos países, ¿o ha habido un país en el que hayáis despuntado realmente?
Marc: “En Japón donde más”.
Papu: “Este nuevo disco sale también en Japón, con la discográfica con la que sacamos el primer disco. Fueron desde Japón que dijeron, al ver que estábamos sacando ahora nuevas canciones, “queremos sacar vuestro disco que los otros han ido muy bien aquí””.
Marc: “En Japón el segundo disco se vendió más que en España. En Japón siguen comprando, no hay esa crisis…”.

¿A qué grupos os veis cercanos en España? Os veo como desubicados.
Pablo: “Somos outsiders”.
Marc: “Éramos”.
Pablo: “Somos. Nos llevamos bien con Mucho, Julián Maeso, Delorean”…
Marc: “…WAS, Russian Red, Anni B Sweet, Supersubmarina…”
Papu: “¡Nos llevamos bien con todo el mundo!”.

Me refiero a que no sé si os pondría antes en el grupo de Izales o con algo más underground tipo Juventud Juché. Creo que con ninguno. ¿Quiénes son los que más os molan?
Marc: “Maeso”.
Papu: “Lo que ha sacado está muy chulo. Delorean”.
Pablo: “Tampoco soy súper fan de ninguno”.
Marc: “Escuchamos más música de fuera”.

¿Tipo?
Marc: “Foxygen, Growlers, Whitney, Parcels”.
Pablo: “Last Shadow Puppets”
Marc: “Lemon twigs”.

¿Hasta qué parte del cuerpo estáis de que os comparen con Phoenix?
Papu: “Ahora mismo no tendría sentido”.
Pablo: “En el anterior se entiende, hay cosas que se parecen. Hay otras que no, pero bueno, es una influencia. Además, hemos sacado el disco antes que Phoenix (risas). Las otras veces el nuestro salía un mes más tarde y ya decíamos: “¡¡ya nos va a caer otra vez!!”.

Bueno, el anterior disco de Phoenix ya era marciano…
Marc: “Tenía un par de temas, pero con esa sobreproducción pierde”.

Yo aún os veo un poco parecidos a Phoenix, ¿eh? Con la excepción del par de temas que hemos comentado, pero el single sí lo veo un poco Phoenix.
Pablo: “Si me pongo en plan crítico musical, tiene un riff setentero, es más funk, tiene una batería funk de los 70, no lo veo tan Phoenix. Phoenix me parece más ‘Corrupción en Miami’, también funky pero con otro punto diferente”.

“Las cosas obvias están fuera de nuestra tabla. Intentamos hacer algo directo, pero que no sea típico”

Me parece que se habla poco de lo que crecen con las escuchas vuestras canciones, ‘Everlasting’ no fue un temazo directo, pero ha terminado con 1 millón y medio de reproducciones en Spotify. Os veo muy de hacer growers, ¿no? ¿No os gustan las cosas más inmediatas?
Papu: “Eso es verdad, siempre lo hemos pensado y comentado. Es algo bueno. Que una idea en un principio te choque es bueno. Nos pasó con ‘Everlasting'”.
Marc: “Yo dije “esto qué es” y le pusimos un ritmo, y esto ya (era otra cosa)”.
Papu: “Es algo que buscamos, que no te guste algo a la primera escucha es bueno, es como que el oyente no lo ha oído todo todavía”.

Pero tampoco evitáis hacer algo directo, no?
Papu: “Las cosas obvias están fuera de nuestra tabla”.
Pablo: “Intentamos que sea directo, pero que no sea típico”.

¿No os gustaría que todos vuestros seguidores estuvieran aquí, en España, en lugar de desperdigados por todo el mundo, haceros grandes aquí y después salir?
Papu: “Lo tendríamos todo más a mano”.
Marc: “Yo soy muchísimo de viajar”.

Pero en cuanto a rentabilidad…
Pablo: “Para rentabilidad estaría muy bien” (risas).

Es que vuestros streamings son altos.
Pablo: “El feedback es difuminado”.
Marc: “México, Chile, Estados Unidos, Japón, Francia, Alemania”.
Papu: “Estuvimos en Nueva York en las oficinas de Spotify y tenían un mapamundi con las escuchas y se quedaron flipados con las nuestras porque se pensaban que nuestro público era súper joven y la gente que nos escucha es más bien de 25 a 35 y bastante repartida por Estados Unidos, Francia, España… y gente con cuentas premium”.
Pablo: “Fuimos con Izal e Izal tenían (en su mapamundi de escuchas) España completamente roja y nosotros todo el mundo rosa un poquito”.
Papu: “La comparación fue…” (risas)
Pablo: “Ellos tenían un punto rojo nada más pero era un rojo potente”.
Marc: “España estaba quemado” (risas).

¿Os sentís un poco incomprendidos?
Pablo: “Cantando en inglés es un poco lo que hay. Si este disco funciona de puta madre, estaremos invirtiendo ahí todo nuestro saber hacer, pero bueno, sabemos lo que hay”.

Etiquetas:
  • Jsc

    *tarantino”???? A ver si no hemos oído el mismo disco…

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR