Club 8: «No nos gusta la típica música pop indie estilo guitarrero»

-

- Publicidad -

Club 8: «No nos gusta la típica música pop indie estilo guitarrero»

club-8-entrevistaClub 8 han publicado otro de los discos de cabecera de este verano, ‘The People’s Record‘, en el que Karolina Komstedt y Johan Angergard dan un giro hacia África y Brasil sin perderse a sí mismos. Club 8 lo presentarán en España el próximo 19 de octubre en Málaga, el 20 en Madrid, el 21 en Tarragona, el 22 en Zaragoza y el 23 en Nitsa. Detalles en su MySpace. Aprovechamos para publicar al fin la entrevista que les hicimos hace unos meses con motivo de la visita de otro de sus grupos paralelos, The Legends, a la capital. Ojo porque todavía se acuerdan de sus inicios en Siesta.


Ahora estáis de gira como The Legends, pero me dice vuestro sello en España: «tenéis una entrevista con Club 8». ¿Nunca os estresa esta situación? ¿Siempre sabéis dónde estáis?
Johan: «No mucho (risas). Ya hace un año que sacamos el disco de The Legends, y desde entonces he estado trabajando en el disco de Club 8. Puede parecer extraño, pero bueno, no lo es tanto. En octubre giraremos como Club 8».

- Publicidad -

¿Os apetece aún presentar el último disco de The Legends, que grabasteis hace tanto tiempo?
J: «Todo lo relacionado con The Legends se hace porque me apetece, sin un gran plan de conquistar el mundo. Todavía me encanta el álbum y creo que hay muy buenas canciones en él que defender en directo. Me encanta el noise. Con The Legends me dejo llevar bastante, básicamente soy yo y el tipo de sonidos que me interesan o escucho en ese momento. El año de hacer el último disco de The Legends fue muy malo en lo personal y me apetecía hacer algo que fuera destructivo, por eso el disco es tan ruidoso».

Una de las últimas entradas de vuestra web habla sobre un viaje que realizasteis a Brasil hace unos dos años. ¿Ese viaje ha sido una influencia en el nuevo disco de Club 8 o estabais pensando más en África?
J: «Creo que la atmósfera en Brasil nos inspiró muchísimo, pero también la música africana de los setenta, que quizá me guste incluso más. Pero sí, fuimos descubriendo Brasil, el movimiento tropicalia y un montón de cosas que no sé pronunciar. Me interesaban mucho los ritmos».

- Publicidad -

- Publicidad -

Después de probar tantos tipos de sonidos con tantos proyectos, ¿cómo decides qué entrará en qué banda?
J: «Esta es la primera vez que no ha sido tan fácil, porque es el disco de Club 8 que menos suena a Club 8. Lo normal es que si pienso en algo para Club 8, se lo enseñe a Karolina y si le parece bien, va para Club 8».
Karolina: «Durante mucho tiempo sólo me ha interesado cantar temas melancólicos, pero esta vez, quizá porque ya es nuestro séptimo álbum, quería probar algo diferente».

Está claro que a Johan le gusta todo tipo de música y ya está, ¿pero y a ti? ¿Qué te gusta más? ¿Con qué te has criado?
K: «Empecé con los Beatles, escuché a los Smiths y The Cure durante un montón de años, de ahí pasé a los grupos de Sarah Records, las cosas que ha ido editando Labrador…»

¿Y en qué estilo te sientes más cómoda cantando?
K: «Todavía con las canciones melancólicas. El nuevo estilo es difícil, no me encontraba a mí misma en él, pero también es un desafío».

¿Cuáles han podido ser para ti las canciones más difíciles de cantar en el nuevo disco?
K: «Yo creo que ‘Isn’t That Great?’ y ‘Shape Up!’. En los directos tocaremos dos tercios de canciones antiguas y un tercio de las nuevas. Todavía me siento más cómoda con las viejas y de hecho, nunca me verás bailando».

Los grupos suecos no sois mucho de bailar. Ni siquiera Abba bailaban mucho…
K: «Bailaban, pero sin moverse demasiado» (risas).

¿Hay algún estilo musical que diríais que no os guste? Porque por lo que hacéis, parece que os va todo.
J: «Sí, la verdad es que soy bastante selectivo con la música. No me gusta casi ningún grupo. Hace tiempo escuchaba mucho indiepop, pero acabé harto. Me gusta la música que te aporta cualquier tipo de sentimiento, pero la mayoría de las bandas son bastante aburridas. No voy a mencionar ninguna, hay demasiadas y bueno, no quedaría muy bien, pero si algo suena demasiado normal, no me gusta. Creo que todo tiene que tener un componente raro, no ser la «típica música pop indie estilo guitarrero». Algo así ya puede que no lo odie, pero no me va a apasionar. ¿Has oído hablar de Mount Eerie? Me gustan porque tienen un componente melancólico, pero creo que añaden cosas nuevas a lo que es su tipo de música».
K: «¿Hay algo que no te guste a ti?».

Bueno, creo que entiendo por dónde vais y me ha pasado un poco lo mismo. Dejé de leer las críticas del NME porque me cansé del típico grupo indie-rockero que recomendaban.
J: «Exacto».

¿Quién os ha inspirado la canción ‘Dancing With The Mentally Ill’?
J: «No es sobre una persona en concreto. Sólo es una imagen que tenía en mi cabeza. No tenía una conexión tan directa con la realidad».
K: «Yo sí la veo, he bailado con mucha gente así. Me reconozco totalmente en la canción. Es una de mis favoritas del disco».
J: «Todos estamos un poco locos en esta sociedad».

¿Por qué este y no otro en la carrera de Club 8 es el disco que se titula ‘People’s Record’?
K: «Es el disco más abierto que hemos hecho».
J: «Es un disco muy extrovertido. Es de la gente para la gente, es muy de sonar en vivo, de dar la bienvenida a los demás».
K: «Mucha gente ha trabajado en él, como once personas».

Es gracioso porque Jack Peñate vendía más como indie-rock. Su cambio a la tropicalia no supuso «su disco de la gente».
K: «Ya veremos cómo va el nuestro (risas)».
J: «Creo que también es el disco del pueblo en el sentido de que suena como cuando la gente expresa lo que tiene dentro, también desde un punto de vista político».

¿Cómo terminasteis publicando vuestro debut en Siesta?
J: «Teníamos diez sellos favoritos, por la música que editaban y mandamos una maqueta a todos ellos».

¿Pero cómo llegaste a conocer el sello? Estamos hablando de 1996. Apenas había internet.
J: «No lo sé, no lo recuerdo, me compré unos discos del sello y me gustaron. Puede que estuviera en España de vacaciones».
K: «A mí me gustaba uno de los grupos».
J: «La Buena Vida».
K: «No, no me gustaba La Buena Vida. Me gustaban los otros, los instrumentales…»
J: «Daily Planet».
K: «Eso es, Daily Planet».

He leído en la Wikipedia que ‘Missing You’ fue un hit en los clubs españoles. Me ha sorprendido mucho, pensé que había pasado lo mismo en toda Europa e incluso en todo el mundo. ¿No fue así? Me arrepiento de haber terminado harto de oírla en los clubs.
K: «He tenido la misma sensación, porque yo odiaba esa canción. Cuando él me presentó la canción, pensé que era una broma».
J: «Pues bien que la grabaste».
K: «Y de hecho hicimos un vídeo».
J: «La canción sonó bastante en otros países, pero supongo que no llegó a salir de los típicos circuitos pequeños. Por ejemplo, yo no llegué a oírla nunca en los clubs de Suecia».

¿Aún la tocáis en directo?
K: «Probablemente en una versión muy lenta que nos gusta mucho cómo queda».

Fuisteis uno de los primeros grupos que conocimos del indie sueco y ahora hay millones, ¿os sentís pioneros de alguna manera?
J: «Yo creo que sí lo fuimos. Cuando empezamos la escena era terrible, nadie hacía nada».
K: «¿Lo dices en serio? Estaban los Cardigans, que molaban mucho al principio«.
J: «Comparado con lo que son ahora…»
K: «Y Eggstone».
J: «Bueno, dos grupos».

¿Por qué creéis que ha explotado la escena? ¿Es verdad que el gobierno da muchas subvenciones a los músicos?
J: «Sí, pero eso ha sido siempre así. Creo que ha sido por internet y porque la gente puede grabar sus cosas en casa. Cuando empezamos con Labrador, no había ningún otro sello así en Suecia y ayudó a que se fuera creando una escena de más y más grupos que cada vez tenían más posibilidades».
K: «Y hoy en día no tienes que saber tocar para estar en un grupo».

¿De qué disco os sentís más orgullosos y de cuál os arrepentís más?
K: «El primero es el que menos nos gusta, nos da pena decirlo, pero es el que sacamos en Siesta. Éramos muy jóvenes y las letras no eran muy buenas».
J: «Sí, letras eran muy malas. No nos habíamos encontrado a nosotros mismos».
K: «Supongo que dentro de 20 años lo encontraremos encantador, pero de momento no hemos podido».

Bueno, a vosotros os gustan los inicios de los Cardigans y ellos se arrepienten de ellos.
K: «Claro (risas) Para nosotros el último que hemos hecho también es el mejor. Y después, el penúltimo».
J: «Yo creo que el último de verdad es el mejor. Es el más complejo y diferente».

Lo más visto

No te pierdas