The Antlers: no tantos fans pero muy fans

Por | 05 Nov 11, 13:05

“La última vez que tocamos en Madrid se fue la luz y tuvimos que empezar el concierto tres veces, así que este ha sido nuestro mejor concierto en Madrid de momento”. Con estas palabras introdujo el bis el teclista de los Antlers Darby Cicci. Es verdad que su show de presentación del inolvidable ‘Hospice‘ en la Sala Caracol estuvo marcado por el desastre, pero fue allí donde nos dimos cuenta de que los Antlers no era un grupo que se dedicara a reproducir sus canciones de estudio en directo sin más. Que no es poco descubrimiento.

Siguen siendo las canciones de ‘Hospice’ las que se ven más alteradas en vivo con respecto a las versiones originales. ‘Bear’ suena aún en las estrofas más indietrónica y en sus estribillos más indie-rockera. Los temas de ‘Burst Apart‘, como los estupendos ‘I Don’t Want Love’ y ‘French Exit’, parecen en cierta medida influidos por el directo del grupo post-‘Hospice’, por lo que terminan confundiéndose sobre el escenario con las nuevas interpretaciones del disco anterior. Así, el grupo en directo tan pronto puede sonar al clásico de radio universitaria estadounidense, como unos R.E.M. en su etapa pseudoelectrónica ‘Up’-‘Reveal’; a unos Arcade Fire sin una decena de instrumentos (casi siempre hasta sin bajo); o a Sigur Rós en sus devaneos con el post-rock y en las exhibiciones vocales de Peter Silberman, que en su propio estilo, deja algunos de los momentos más intensos del set.

El show ofrecido anoche en la Sala Ramdall fue, no obstante, sólo correcto hasta que comenzaron a desplegar sus mejores canciones en la segunda mitad. Sucedió desde que el teclista anunció que se iban a ir, aunque aún quedaban cuatro temas antes del bis. Tocaron seguidas ‘Every Night My Teeth Are Falling Out’, ‘Bear’, la estupenda en vivo ‘Hounds’ (quizá el momento más mágico de la noche) y ‘Putting The Dog To Sleep’. Los Antlers encuentran en estas canciones el perfecto camino entre el post-rock, el pop y los sonidos ambientales, y parecen tener muy pensado que es de esta manera de la que tienen que cerrar su set. Después, en el bis, en principio de dos canciones, tienen claro también que han de terminar con ‘Sylvia’, si bien Peter se ve obligado a añadir una tercera canción: “Anoche actuamos en Portugal y una chica se enfadó muchísimo con nosotros porque no tocamos este tema, que llevábamos un tiempo sin interpretar, así que aquí va”. El concierto se cerró con ‘Two’ y el público respondió complaciente, arrasando en la sección de vinilos a 20 euros, CD’s a 10. La banda no ha terminado de triunfar como otros grupos hypeados por las webs de música, pero aquellos que los queremos, los queremos mucho. 7,8.

Etiquetas:
  • Da

    ¡Ganas de que empiece en Barcelona ya!

  • Y esos ojos de Peter Silberman que parecían de una peli de terror de tan azules? Ay <3 Cómo me gustó el concierto… Qué chorrazo de voz tiene el amigo!

  • THE SHAPES

    obra maestra su último disco…

  • Concierto para mí algo flojo salvo algunos momentos puntuales. Me gustan muchísimo más en disco.

  • El mejor momento de la noche fue el final de Atrophy, me pusieron los pelos de punta ahí. Si hubiera acabado con Epilogue habría sido el concierto perfecto de los Antlers.

  • Que capullos, o sea, que le pidio una chica aqui Two, y en vez de haberla tocado, nos dejo con las ganas, y la toca en Barcelona.. desde luego…

  • i

Send this to a friend