Prefab Sprout / Crimson/Red

Por | 07 Oct 13, 0:56

Crimson_RedEl revuelo que se formó hace meses con aquel supuesto disco inédito de Prefab Sprout estaba plenamente justificado en cualquier caso. Todo lo que sea nueva música de Paddy McAloon siempre es motivo de regocijo y más aún cuando poco después se confirmaba que estábamos ante (o las demos de) un nuevo álbum del grupo. Si tenemos en cuenta que ‘Let’s Change The World With Music’ contenía unas maquetas que grabó Paddy para lo que debía ser la continuación de ‘Jordan: The Comeback’ y que fueron rechazadas entonces por su sello hasta que se publicaron, tal cual se grabaron (apenas con unos toques de masterización), este ‘Crimson/Red’ es en realidad algo tan importante como el primer álbum con material original del compositor de Durham desde 2001.

Se pensaba que Paddy se había retirado a vivir al campo apestado por los aspectos más ingratos del negocio musical y por su falta de encaje en las exigencias del maintream. En parte es verdad, pero la causa fundamental de su retiro ha sido su salud: dolencias en vista y oídos le han impedido trabajar como a él le hubiera gustado. Él ha continuado de forma privada persiguiendo su sueño de convertirse en un buen compositor, la faceta de la música que más satisfacciones le reporta. Superadas en buena medida sus dolencias (en el último año ha sido operado de cataratas dos veces), McAloon ha grabado sin ningún tipo de ayuda por parte de productores u otros músicos (imposibilitado por su dolencia auditiva) estas canciones, temas destinados para un nuevo proyecto (se sobreentiende que un álbum en solitario).

Esta alegría contrasta con el hecho de que, según ha aclarado el propio Patrick en una entrevista, el pasado octubre fue requerido para publicar un nuevo álbum de Prefab Sprout que aún debía a “algunos inversores”, lo que le obligaba a reunir apresuradamente algunas de esas nuevas composiciones en un disco (en lo que él define como un momento “tenso”) y ponerlo en el mercado. Cabe pensar que quizá con más tiempo (¡aun!) las canciones de ‘Crimson/Red’ hubieran sonado de otra forma (se llegó a decir que Tony Visconti trabajaría en su producción), pero finalmente nos llegan en un trabajo enteramente realizado por Paddy en su estudio casero, interpretando cada sonido del mismo. El resultado, en cualquier caso, no ofrece lugar para dudas y quejas. Posiblemente sea su mejor trabajo en dos décadas, un disco a la altura de sus mejores y más celebradas obras.

‘Crimson/Red’, aunque uno se lo imagine con un sonido más “grande”, documenta esa búsqueda de la perfección compositiva que persigue McAloon (“mi esperanza era llegar al cielo en cuanto a calidad”). Llenas de recovecos, inflexiones y detalles, las nuevas canciones de Prefab Sprout poseen la misma magia de su época dorada, quizá menos esforzadas en el aspecto comercial (“tengo cajas llenas de cancioncitas en casa”, asegura), posiblemente algo anticuadas en sus recursos, pero incontestables en su exquisitez. En este nuevo álbum se impone la madurez como autor de McAloon, felizmente reflejada en grandes canciones que se devanean entre la delicadeza de ‘List Of Impossible Things’ (que parece aludir a sus afecciones de salud y cómo le afectaron como creador), ‘Grief Built The Taj Mahal’ o ‘The Dreamer’ y la rotundidad de ‘Devil Came A Calling’, ‘The Old Magician’ o ‘The Best Jewel Thief In The World’, un primer single que hubiera tenido perfecta cabida en ‘Steve McQueen’.

En su autoimpuesto reto de seguir la estela de los grandes creadores, Paddy rinde homenaje a algunos de sus ídolos: ‘Mysterious’, una canción sobre el magnetismo que debía desprender la figura de Bob Dylan antes de que le llegara la fama, y ‘The Songs Of Danny Galway’, una sentida y explícita oda a su admirado Jimmy Webb (llegó a realizar una actuación televisiva a su lado interpretando ‘The Highwayman‘), hacen justicia a sus referentes y emocionan al dejar ver que estos años han servido al británico para crecer. Más fallido parece lo que se intuye como un guiño a la grandeza de Burt Bacharach, en una ‘Billy’ que sale claramente perjudicada por el sonido a demo de todo el álbum. Y es que, pese a sus grandes canciones, parece inevitable sentir cierta desazón por estar escuchando meras maquetas (magníficamente producidas, pero maquetas, al fin y al cabo).

En el plano lírico, McAloon es de nuevo incontestable. Quizá sea muy aventurado, pero no hay que rebuscar demasiado para encontrar referencias a sus afecciones de salud y cómo le afectaron como creador (‘List Of Impossible Things’), a su actual incapacidad para volver a subirse a un escenario (‘The Old Magician’) o autorreivindicaciones a su trabajo en la sombra, siempre con una sana ironía (‘The Best Jewel Thief In The World’). Aunque quizá el gran número del álbum, al menos para mí, sea ‘Adolescence’, una canción apasionada y apasionante en todos sus aspectos: lo que podría ser solo un bonito medio tiempo es una canción arrebatadora, con su ritmo galopante y sus extraños pero cautivadores arreglos de sintetizador, dedicada a sus hijas púberes, regalándoles un emotivo retrato de sus recuerdos de adolescencia.

Calificación: 8,3/10
Lo mejor: ‘Adolescence’, ‘The Best Jewel Thief In The World’, ‘The Songs Of Danny Galway’, ‘Grief Built The Taj Mahal’
Te gustará si te gusta: Brian Wilson, Nick Lowe
Escúchalo: iTunes

  • Muy buena crítica de un muy buen disco: gracias, Raúl.

    Por matizar: los rumores sobre Tony Visconti como productor del nuevo álbum posiblemente se referían al proyecto en el que estaba trabajando, cuando el mánager de Paddy le recordó que tenía un compromiso de edición con los inversores… y ahí paró las máquinas, fue cuando cogió estas nueve joyitas de sus archivos, las terminó y se las mandó a Callum Malcolm poco menos que -perdonad- “a carajo sacao”.

    Y dejo aquí esta reflexión:

    Si un Paddy en plan “rápido” es capaz de sacar una maravilla de este calibre, compuesta, tocada, grabada y producida en su casa, ¿os imagináis lo que podría sacar de un proyecto sin prisas, grabado en algún estudio de relumbrón, con acabado de lujo por Thomas Dolby, y promovido con todas las fanfarrias?

    Pues eso.

    O dicho de otro modo:
    Un nivel de música en el que las estrellonas de ahora mismo no pueden, literalmente, ni imaginarse.

  • Vyvyan

    Sabido es que nunca, nunca, nunca, digo nada sobre las críticas de la casa, pero por esta vez voy a hacer una excepción (lo siento, Raúl) y voy a comportarme como una talifán de manual, pero creo que has pecado de tibio en tu valoración, porque este es el disco de pop del año. Ni Haim, ni Disclosure ni Chvrches ni puñetas en vinagre; “Crimson/Red” se los come con patatas, el simple tarareo de cualquiera de sus canciones convierte a los anteriormente nombrados en meras sombras. Y vale, sí, ya veo que a Crimson/Red le habéis cascado más nota que a todos esos, pero un 8,3 es una puntuación rácana para tamaña obra maestra (Dios, ya estoy discutiendo notas como si estuviera en 2º de bachillerato y me fuera de una décima para entrar en Medicina). Y leches, que Paddy ya era un buen compositor (el mejor, prácticamente) desde hace casi 30 años. Resumiendo, que de vez en cuando está bien dejar la ecuanimidad y la contención en casa y sacar a pasear el arrebato y el entusiasmo a la hora de escribir críticas.

    Yo estoy enamorada hasta el tuétano de este disco desde que se filtró en junio. No lo he podido escuchar de forma adecuada porque aún no me ha llegado a casa (¡espero que hoy!), pero creo que no me compraba un disco con tanta ansiedad e ilusión en el mismo momento de aparecer desde el “The age of ADZ”. Ya dije en algún lado que Paddy me recuerda a Sufjan en esa capacidad mágica que tienen ambos para crear requiebros que tornan aún más emocionantes las canciones, como en “The dreamer”, con ese estribillo que te rompe el corazón en mil pedazos con su pregunta “Where are all your dreams, did all fade away lost in the grey light of day?”. Y también debo confesar que, aparte de las melodías asombrosas y de la capacidad de Paddy de entretejer emoción y sofisticación, me gusta saber que el disco mantiene el tono maquetero; precisamente, uno de mis miedos era que se cargaran esa atmósfera casera y un punto naïve a base de arreglos “mejorados”; adoro esas armónicas sintéticas de “The best jewel thief” (no me digáis que no os sube el ánimo ipsofactamente en cuanto aparecen las alarmas al inicio de la canción), ese organillo de estadio de tercera de “Mysterious”, esas guitarras melosas de “The dreamer”. No sé, tengo la sensación que mejor arreglado y presentado no me gustaría tantísimo. Ah, añado que a mí “Adolescence”, con ese lirismo arrebatado y apasionado también me trastorna. Quizás la única que no me gusta demasiado es la del Taj Mahal, pero hasta a ese “no me gusta” le pongo reservas. Es maravilloso encontrar discos que justifiquen seguir escuchando música como cuando eras un adolescente con fuegos artificiales en la cabeza. Paddy, eres el mejor ladrones de joyas del mundo. Gracias por compartirlas.

  • Vyvyan

    Qué largo me ha salido :S

  • Vyvyan, no tendrás el nick de Lady Rhianon por ahí? ;)

    Me resulta llamativo la mención que haces de Sufjan, porque yo TAMBIÉN estoy colgado de su música, y desde luego comparto la ilusión que nos hizo a ambos la publicación de “The age of adz”.

    ¿No te gustará también Prince…?

  • Alberto

    A mi “Billy” me parece la mejor canción que he oído en mucho tiempo, me ha sorprendido verla calificada de “fallida”…

  • Vyvyan

    No, no tengo ese nick, @Cateto/Jose; por esos foros de Dios también se me conoce como Rhonda, pero aún no me he decidido a la unificación de alias en internet. Por Prince me estoy pillando ahora, a mis años, pero lo mío me cuesta, porque cuando se me pone estupendo/peñazo no lo aguanto, pero cuando se me pone pop…

  • Coincido en lo de que Billy no es nada fallida: es uno de los varios temazos del álbum, aunque el mejor single es de lejos The best jewels thief in the world.

    Por si a alguien le interesa, cuando esto se escapó a la red, escribí esta crítica:
    http://catetoblog.blogspot.com.es/2013/07/prefab-sprout-devil-came-calling-review.html

  • Carlos Poyero

    ¡y qué portada!

  • wildcolourfield

    Disco del año y a la altura de lo mejor de Prefab Sprout;”Billy”,pese a las pegas que pone quien hace la crítica es uno de los reclamos del disco,es una canción maravillosa te pongas como te pongas;yo precisamente pienso que ,muy posiblemente una versión más limpia y refinada podría precisamente eliminar parte de su encanto.

  • jm

    es un gusto leer una crítica tan cariñosa hacia un disco de Prefab, y siempre es un placer ller una crítica del Sr. Raúl, pero a mi me parece un disco de segunda fila de Prefab.
    no quiero decir que sea un mal disco, pero está por debajo de Steve MacQueen, From Langley… Incluso Let’s change… es superior a este

  • alexito200

    Un gran disco de Paddy McAloon , qué regalo para los que como yo les amamos en los 80 incluso comprando en vinilo su primer disco en Londres ( porque no se editaba aquí) . En melodías no tiene rival con nada de lo que oímos actualmente , al nivel de Costello o Rundgren . Gran comentario Vyvyan , directa al corazón !!

  • DSAR

    Lo siento, este hombre ha ido perdiendo fuelle.
    Es normal, todos lo hacen.
    Ha repuntado un poco de sus últimos tristes LP’s. Se ha inspirado un poco.
    Lo veo viejo, country, añejo… Necesita plantearse qué hacer con los ritmos, si arrancar o frenar, en su campo juega bien, las melodías, pero una a vez empieza las canciones, repite la fórmula y no sorprende ni hay giros… lo siento, es flojo, prefiero una canción al 100% que 10 al 60% pero la pasta manda….lo mejor se quedó en los 80. Soy el primero en amar su música…. pero este hombre es capaz de mucho mas.

  • wildcolourfield

    DSAR;¿no sérá que tu oído y tu gusto musical esta en creciente involución?

    Por lo que dices y por tu pobrísimo argumento; estas poco o nada informado-a acerca de la vida y la música de Paddy Mcaloon;¿acaso has escuchado realmente un solo disco entero de Prefab Sprout?

  • Ernesto Toccalino

    Gran disco de una de las mejores bandas británicas de la Historia!!

Send this to a friend