El paraíso color rosa pastel de Kali Uchis sabe (y suena) a «aguardiente y limón»

Por | 30 Nov 20, 14:34

Kali Uchis ha entregado un segundo disco ensoñador, llamado ‘Sin miedo (del amor y otros demonios)‘ porque no hay lugar en él para el miedo, solo para la felicidad, el amor y la sensualidad. El disco es opulento en tanto evoca una abundancia paradisíaca que no puede quedar mejor plasmada en una de sus pistas destacadas.

‘//aguardiente y limón %ᵕ‿‿ᵕ%’, tal cual titulada, es la pista 3 de ‘Sin miedo (y otros demonios)’, y su letra referencia el mito de Adán y Eva, por lo que nos sitúa directamente en ese paraíso imaginado por la Biblia que al final no lo era tanto… pero desde un punto de vista erótico: «en el jardín queda mi corazón, nene, deberías probar mi fruta» canta Kali en esta canción que celebra el «sabor» de la vida después de haber «plantado las semillas» de su felicidad y de haber «recogido los frutos de su esfuerzo», los cuales ahora es capaz de «saborear». A Kali, una vida feliz le sabe a «maracuyá, mangos y cerezas» pero también a «aguardiente y limón» porque su chico está presente para hacérselo «lento y suavecito». La cantante tiene el paraíso en sus propias manos después de un periodo de tristeza, y expresa: «la vida es sabrosa, tan deliciosa, ya no quiero dolor, ya no quiero llorar, la vida es tan dulce».

Y si el cielo le sabe a Kali a «aguardiente y limón», la canción suena precisamente a lo que promete su título: a medio camino entre los vapores de color rosa pastel de la portada y una acidez cítrica en el tratamiento de los sintetizadores, ‘//aguardiente y limón %ᵕ‿‿ᵕ%’ recurre a un tipo de R&B pausado y elegante, pero lleno de alma y sabiduría, que podemos atribuir a la Solange de ‘A Seat at the Table‘, a Thundercat… o a la primera Kali Uchis, la de ‘Sin vida’. Sin embargo, la visión de Kali es mucho más colorida y celestial y la preciosa melodía de ‘//aguardiente y limón %ᵕ‿‿ᵕ%’ no puede guardar más sensualidad dentro de ella.

Etiquetas:

La Tienda JNSP