The Streets

Por | 11 Abr 06, 19:11

thestreetsdiscografia.jpg

Era un auténtico desafío para Mike Skinner conseguir crear algo diferente después de los éxitos cosechados con sus dos obras maestras: ‘Original Pirate Material’ (2002) y ‘A grand don’t come for free’ (2004). Desde hoy podemos comprar el tercer disco de The Streets, ‘The Hardest Way to Make an Easy Living’. Un disco más corto que, aunque muy elaborado y bien escrito, no ha conseguido superar la genialidad de los anteriores y termina resultando algo flojo. Las letras, irónicas, giran en torno a toda una realidad social sobre el lado horroroso de ser una estrella del pop (adicción a las drogas, tendencias suicidas, infidelidades, etc.), con las habituales referencias más personales en ‘Never Went To Church’, tema dedicado a su padre que falleció en estos dos últimos años. De entre los once hits que componen el disco, el primer single ‘When You Wasn’t Famous’ es uno de los mejores temas junto a ‘Hotel Expressionism’. Un dato curioso es que en él quiso contar con las colaboraciones de Gwen Stefani y de Snoop Doog (¡qué perezón!), entre otros y, aunque al final no fue así, no descarta contar con ellos en sus próximos proyectos.

Como siempre pasa, la música está interrelacionada con las experiencias personales. Cuando tocas de cerca la realidad de los barrios de Birmingham, la cantidad de jóvenes que sueñan con ser estrellas en el mundo de la música, quedando para expresar su mundo interior rapeando y escribiendo canciones en una cuartilla en los momentos que se encuentran tremendamente tristes, esas ilusiones truncadas, la falta de oportunidades, los trabajos basura y la amiga maría… terminas guardando gran cariño y admiración por los Streets.

Mike Skinner cumplió su sueño moviéndose en sus modestos comienzos entre el speed-garage y el house, entre Birmingham y Londres. Ha sabido triunfar en esta corriente musical por méritos propios y captar a un variopinto número de fans sin tener que dar la típica imagen de los cantantes del hip-hop: chico malo al que la vida le ha tratado fatal, complementos tales como cadenotas de oro, bandanas en la cabeza, etc., o meter en sus canciones el sonido de disparos (véase 50 Cent). Puede que éste no sea su mejor disco pero sigue siendo una vía fácil y muy sustancial para escuchar un hip-hop distinto. 7

La Tienda JNSP