R.E.M.: discografía

-

- Publicidad -

R.E.M.: discografía

Si después de ‘Around The Sun’, el único disco malo de su carrera, ‘Accelerate’ devolvió a muchos la fe en R.E.M., la llegada de ‘Collapse Into Now’ supone la confirmación de que la banda de Michael Stipe, Peter Buck y Mike Mills está muy lejos de decaer. En muchos sentidos, incluso en ‘Blue’ de forma descarada, este nuevo disco es una recuperación de sonidos clásicos del grupo de diferentes etapas, momento perfecto, pues, para recordar todos sus álbumes de estudio.


‘Murmur’ (1983): ‘Radio Free Europe’ es la canción que abre el LP de debut del cuarteto de Athens, y también fue su primer single, editado en 1981. A éste le siguió en 1982 el EP ‘Chronic Town’; y sólo un año después, lo que apuntaban estos lanzamientos se confirmó en ‘Murmur’, o cómo combinar de manera magistral las guitarras estilo Byrds con los ritmos post-punk de la época. Stipe, Mills, Buck y Berry no tardaron demasiado en encontrar su sonido, el que definiría a la banda durante gran parte de su carrera, especialmente en los años en los que pertenecieron a I.R.S. La citada primera canción es probablemente la más conocida del disco, pero es que las once restantes, desde ‘Talk About The Passion’ a ‘Catapult’, pasando por ‘9-9’ o ‘Shaking Through’, son auténticas maravillas, temas perfectos de cabo a rabo, con unas melodías (esa clásica combinación de la voz de Stipe con los coros de Mills) que te dejan boquiabierto cada vez que escuchas el álbum. quietmansmiling

- Publicidad -

Calificación: 9/10
Lo mejor: todo.
Te gustará si te gustan: tanto The Byrds como Gang Of Four.
Escúchalo: Spotify

‘Reckoning’ (1984): Tras el éxito crítico de ‘Murmur’, el segundo álbum de la banda surgió con poco menos de un año de demora, en un periodo de creatividad prodigioso que les llevaba a escribir canciones cada semana. Cada vez más lejos del eco post-punk, el cuarteto había dado con la fórmula mágica: energía ahora punk a secas equilibrada con toques de folklore norteamericano, clasicismo y provocación al servicio de un pop inquieto, diferente. Con ‘Harborcoat’, ‘So. Central Rain’, ‘Pretty Persuasion’ y ‘Don’t Go Back To Rockville’ (sin duda, entre las mejores canciones de su carrera) sellaban su capacidad para crear hits (exitosos solo en las radios universitarias, germen del movimiento alternativo), con mensajes crípticos y veladas referencias políticas, con guiños al comunismo en los albores de la era Reagan. Raúl Guillén.

- Publicidad -

Calificación: 8/10
Lo mejor: ‘Don’t Go Back To Rockville’, ‘So. Central Rain’, ‘Pretty Persuasion’
Te gustará si te gustan: Violent Femmes, The Byrds, Television.
Escúchalo: Spotify

‘Fables of the Reconstruction’ (1985): Es sin duda su disco menos accesible de la etapa I.R.S. Grabado en Inglaterra con la producción de Joe Boyd, habitual de figuras folk como Nick Drake y Fairport Convention, ‘Fables…’ es un álbum de tono oscuro, melancólico e introspectivo, en el que, aparte de la memorable ‘Driver 8’ o ‘Can’t Get There From Here’, resulta difícil encontrar ganchos o estribillos coreables. Por contra, está repleto de medios tiempos en los que Stipe disfrazaba de mitología sureña sus visiones de un futuro poco halagüeño. Raúl Guillén.

Calificación: 6,5/10
Lo mejor: ‘Driver 8’, ‘Can’t Get There From Here’, ‘Green Grow The Rushes’
Te gustará si te gustan: Bert Jansch, John Fahey, The Flying Burrito Brothers
Escúchalo: Spotify

‘Lifes Rich Pageant’ (1986): I.R.S., irritada con la banda por considerar que desperdiciaba su potencial comercial, forzó el fichaje de Don Gehman, que en la fecha había grabado los trabajos más exitosos de John Mellencamp. El sonido contundente que aporta a las baterías de Berry aportan el empaque necesario a canciones al fin luminosas, con himnos como ‘Fall On Me’, ‘Begin The Begin’, ‘Cuyahoga’ o ‘I Believe’, en los que Stipe abre su etapa más reivindicativa y comprometida, con textos que denunciaban abiertamente a los políticos por su desprecio absoluto a la ecología y a las clases desfavorecidas. Raúl Guillén.

Calificación: 8/10
Lo mejor: ‘Fall On Me’, ‘Begin The Begin’, ‘I Believe’
Te gustará si te gustan: The dB’s, The Dream Syndicate, The Go-Betweens
Escúchalo: Spotify

‘Document’ (1987): Y, al fin, llegó el primer paso de su explosión comercial. De la mano de Scott Litt, con el que continuarían trabajando ininiuterrumpidamente hasta ‘New Adventures…’, lograrían por fin alcanzar el Top 10 de Billboard, gracias a canciones como ‘Finest Worksong’, ‘It’s The End Of The World As We Know It (And I Feel Fine)’ (que aún hoy continúa siendo una de las canciones más celebradas de su repertorio, por su carácter festivo y catártico) y, sobre todo, ‘The One I Love’, con la que alcanzaron por primera vez un Top 9 del Billboard Hot 100. Curiosamente, tras sus fachadas pop, todas esconden denuncias poco amables contra la idiotización social y sobre el abuso y la opresión de los poderosos. De hecho, en ‘Exhuming McCarthy’ Stipe compara sin tapujos aquella caza de brujas hacia la izquierda con el intervencionismo de la política exterior de Reagan, también objeto de ‘Welcome To The Occupation’. En lo musical, la banda comienza a abrir su abanico instrumental a saxos, pianos y a esa mandolina que, poco después, se convertiría en insignia de su sonido. Raúl Guillén.

Calificación: 8,5/10
Lo mejor: ‘Finest Worksong’, ‘The One I Love’, ‘It’s The End…’
Te flipará: si ya te gustaba el anterior
Escúchalo: Spotify

‘Green’ (1988): Finalizado el contrato con I.R.S., R.E.M. deciden pasarse a Warner para tener más impacto en Europa. El grupo no se traiciona a sí mismo y ‘Orange Crush’ no es más que un single acorde a ‘Fall On Me’ o ‘The One I Love’, si bien ‘Green’ presenta temas increíblemente popis como ‘Pop Song 89’, ‘Get Up’ o ‘Stand’, que empieza a saco con su pegajoso estribillo. El grupo logra un buen equilibrio entre su pasado más alternativo (‘Turn You Inside Out’) y su futuro épico (gran principio el de ‘World Leader Pretend’), tirando de mandolina en ‘Hairshirt’ o cerrando el álbum a dos voces en la fantástica ‘Untitled’. Sebas.

Calificación: 8,2/10
Lo mejor: ‘Orange Crush’, ‘Stand’, ‘Pop Song 89’
Te gustará si te gustaría: que todos los discos de transición entre dos etapas fueran buenos
Escúchalo: Spotify

‘Out Of Time’ (1991): Aunque oscurecido por su éxito comercial (10 millones de copias) y el reconocimiento de seis premios MTV (incluido vídeo del año) y tres Grammy (incluido disco alternativo del año), un lastre para los talifanes del indie de la época, ‘Out Of Time’ es también uno de los mejores álbumes de los 90. ‘Shiny Happy People’, que de vez en cuando aparece en alguna lista de las peores canciones de la historia, es la perfección pop digan lo que digan, con un trabajo vocal excelente asistido por Kate Pierson de B-52’s, que de repente parece nacida para cantar con R.E.M. Mike Mills intercambia papeles con Michael Stipe en la también bailable ‘Near Wild Heaven’, mientras KRS-One hace un divertido rap en ‘Radio Song’. De otro lado, están las canciones tormentosas, que lo son más que nunca. ‘Losing My Religion’, que Stipe grabó en una sola toma, sigue siendo La Canción, después de centenares de escuchas tan emocionante como el primer día en su riff a la mandolina, en las majestuosas cuerdas de los últimos segundos o en su misteriosa letra, inencontrable de manera oficial en su época (circulaban distintas versiones por revistas, fanzines o incluso libros, la gente las intercambiaba en las aulas, qué tiempos), de múltiples interpretaciones, entre ellas el autocontrol en una relación tortuosa. En la misma línea, destacan dos de las canciones fetiche de todo fan: ‘Half A World Away’, con la acertada presencia de un clavicordio, y sobre todo ‘Country Feedback’, el retrato perfecto «arty» de la desolación. Sebas.

Calificación: 9/10
Lo mejor: ‘Losing My Religion’, ‘Shiny Happy People’, ‘Near Wild Heaven’, ‘Country Feedback’
Te gustará si te gusta: la música.
Escúchalo: Spotify

‘Automatic For The People’ (1992): En cierto modo, ‘Automatic For The People’ es el hermano tristón de ‘Out Of Time’: con la misma producción rica en detalles, arreglos orquestales inclusive, R.E.M. dejaron de lado tanto su lado más dulce (sólo asoma en momentos puntuales, como en ‘The Sidewinder Sleeps Tonite’) como el más directo (apreciable no obstante en ‘Ignoreland’) para centrar su atención en baladas y medios tiempos reflexivos. Curiosamente, cuando deciden sonar a lo grande, es cuando han facturado sus canciones más celebradas. Ya lo hicieron en ‘Losing My Religion’, y aquí repiten con ‘Man On The Moon’ (su tributo al cómico Andy Kaufman), que en el futuro sería el tema favorito de la banda para cerrar sus conciertos, la sencilla pero efectiva ‘Drive’, y la archiconocida ‘Everybody Hurts’, el tema que más suicidios ha evitado en la historia según diversas encuestas. Otros cortes como ‘Sweetness Follows’ (impresionante el arranque con ese «ready to bury your father and your mother»), ‘Monty Got A Raw Deal’, ‘Star Me Kitten’ o ‘Nightswimming’, conducida por el piano, no desmerecen en absoluto. Ni tampoco la final ‘Find the River’, épica desde su sencillez y perfecta condensación de la madurez que alcanza la banda en este disco. Casi una metáfora en su título de adónde les han llevado tantos años de experiencia. Todos y cada uno de los 48 minutos de duración son pura delicia. La consagración de la banda, su punto álgido. quietmansmiling.

Calificación: 10/10
Lo mejor: todo.
Te gustará si te gustan: los R.E.M. más épicos.
Escúchalo: Tristemente, ha desaparecido de Spotify.

‘Monster’ (1994): Tras el éxito masivo de ‘Out Of Time’ y ‘Automatic For The People’, tocaba replantearse el grupo. El primer paso de ese proceso fue un trabajo que dejó en estado de shock a todo el mundo y que, no en vano, los propios R.E.M. bautizaron ‘Monster’. Aquejados de enfermedades varias (Mike Mills, por ejemplo, grabó ‘What’s the Frequency, Kenneth?’ en pleno ataque de apendicitis) y afectados por las muertes de River Phoenix y Kurt Cobain (ambos amigos de Michael Stipe), ‘Monster’ se llenó de guitarras rabiosas, capas de ruido, suciedad y distorsión, acercando el sonido de R.E.M. al noise de Sonic Youth (Thurston Moore colabora en ‘Crush With Eyeliner’) o incluso al grunge (‘Circus Envy’), que por aquel entonces comenzaba su ocaso. Mal entendido y maltratado en su momento, considerado una obra menor, ‘Monster’ merece ser redescubierto ahora que su discurso sigue vigente y que ha ganado con el tiempo. Ahí están, para atestiguarlo, ‘I Took Your Name’, ‘King Of Comedy’ o las ya mencionadas ‘Crush With Eyeliner’ o ‘Circus Envy’, y, para los fans de los R.E.M. más clásicos, ‘Bang and Blame’ o la gran joya del cd, ‘Strange Currencies’. Xandre.

Calificación: 8/10
Temas destacados: ‘Strange Currencies’, ‘Crush With Eyeliner’, ‘What’s The Frequency, Kenneth?’
Te gustará si te gustan: los R.E.M. más eléctricos y ruidosos, Sonic Youth, el grunge
Escúchalo: Spotify

‘New Adventures In Hi-Fi’ (1996): Tras la negativa de la banda a girar con ‘Out of Time’ y ‘Automatic For The People’, R.E.M. sí habían presentado en directo ‘Monster’ y este disco es el reflejo del tour en canciones tan rockeras como la explosiva ‘The Wake-Up Bomb’, el single ‘Bittersweet Me’ o la explícita ‘Departure’. También suena distorsionada la gran balada del disco, ‘Be Mine’, y de hecho ‘Electrolite’, quizá por su aire más optimista, casi queda fuera de la selección final. Son mayoría los cortes amargos, como ‘Leave’, favorita de Joaquín Luqui; la marginal ‘New Test Leper’ o ese improbable single junto a Patti Smith, ‘E-Bow The Letter’, que seguramente desesperó a Warner con su letra hablada y fue otro suicidio comercial, pero también una de las grandes delicatessen de su carrera. Sebas.

Calificación: 7,9/10
Lo mejor: ‘E-Bow The Letter’, ‘The Wake-Up Bomb’, ‘Be Mine’.
Te gustará si te gustan: lo mismo ‘Automatic’ que la era I.R.S.
Escúchalo: Spotify

‘Up’ (1998): Bill Berry abandona el grupo en el 97 y R.E.M., ya trío, pasa por su momento más delicado como banda. La crisis se resuelve con ‘Up’ y con un cambio de sonido, más ambiental y experimental, donde las guitarras ceden protagonismo a teclados y sintetizadores. El cambio se hace patente incluso en el libreto, donde por primera vez en su discografía incluyen las letras de las canciones. Los locutores de radiofórmula suspiraban aliviados al presentar ‘Daysleeper’, el primer single, que (pre)suponía el regreso de R.E.M. a las canciones “radiables”. Luego resultó que ‘Up’ comenzaba con momentos tan inclasificables como ‘Airportman’, ‘Hope’ (revisión, que no versión, de ‘Suzanne’ de Leonard Cohen) y ‘Lotus’, discurría entre el desaliento y la desesperanza por ‘Sad Professor’, ‘Dimished’ o ‘Falls To Climb’ y que el ímpetu vitalista del título quedaba reducido apenas a ‘Walk Unafraid’ y ‘At My Most Beautiful’, quizá la mejor canción de amor que ha escrito Michael Stipe en toda su carrera. La forma en la que fue vendido provocó que ‘Up’ decepcionara a muchos, pero con el tiempo y las escuchas se reveló como un notable acierto y, probablemente, como el último gran disco de los de Athens hasta la fecha. Xandre.

Calificación: 8,5/10
Temas destacados: ‘The Apologist’, ‘At My Most Beautiful’, ‘Walk Unafraid’, ‘Hope’
Te gustará si te gustan: los R.E.M. más íntimos, Radiohead
Escúchalo: Spotify

‘Reveal’ (2001): R.E.M. repiten tras ‘Up’ con Pat McCarthy en la producción, en un álbum en el que vuelve a ser evidente que no tienen batería fijo. Los experimentos electrónicos salen bien, especialmente en la envolvente ‘I’ve Been High’, y dejan con ganas de más (nunca retomarán ese camino) pero, para conservadores, siguen mandando los R.E.M. noventeros en temas como ‘All The Way To Reno’, a veces con un punto Beach Boys (‘Beat A Drum’, dedicada a Bill Berry, ‘Summer Turns To High’). ‘Imitation of Life’, de excelente vídeo, es su último single de 10, recordando que pocos grupos como ellos pueden manejar tan bien tanto el drama como lo optimista, aunque entre mis favoritas de todos los tiempos no puedo evitar citar ‘I’ll Take The Rain’, un tanto cursi, sí, pero tan bonita… Sebas.

Calificación: 7,9/10
Lo mejor: ‘Imitation of Life’, ‘I’ll Take The Rain’, ‘I’ve Been High’
Te gustará si te gustan: los experimentos electrónicos obligatorios en el cambio de siglo.
Escúchalo: Spotify

‘Around The Sun’ (2004): Los R.E.M. post-Bill Berry que habían repudiado el jangle pop en favor de experimentar con la electrónica, ofrecen aquí su lado más anodino. Recuerdo emocionarme al escuchar ‘Leaving New York’ en la radio antes de que ‘Around The Sun’ saliera a la calle, era una canción preciosa desde la primera escucha y lo sigue siendo. ¿Y el resto del disco? Ay, el resto del disco… No solo hay que echarle la culpa a la producción, porque cuando la mayoría de temas aquí contenidos no pasan del aprobado justito, entonces el problema es de mayor envergadura. Llegan a remontar un poco en ‘Electron Blue’, ‘Wanderlust’ y ‘Boy In The Well’, pero el resto es paja. Y al contrario que KRS-One en ‘Radio Song’ (de ‘Out Of Time’), y por mucho que te gusten A Tribe Called Quest, Q-Tip no aporta nada a ‘The Outsiders’. Tampoco es su culpa, porque ni siquiera la canción en sí era gran cosa. quietmansmiling.

Calificación: 5/10
Lo mejor: ‘Leaving New York’
Te gustará si: lo escuchas sin prestar demasiada atención, como música de fondo.
Escúchalo: Spotify

‘Accelerate’ (2007): Como Warner se encarga bien de promocionar, de manera que aparece en todas las críticas, el último disco de R.E.M. hasta ahora tiene 11 canciones y dura 35 minutos. De esto, de sus primeros cortes o de su single se extrae una conclusión clara: estamos ante un disco urgente, rockero, sin la suciedad de ‘Monster’ pero rockero. ‘Living Well Is The Best Revenge’ nos lleva de la mano a los días de ‘Document’, del clásico ‘It’s The End Of The World As We Know It (And I Feel Fine)’, ‘Man-Sized Wreath’ tiene el estribillo más pegadizo del disco y el single ‘Supernatural Superserious’ no está mal y contiene la frase “si te das cuenta de que tus fantasías se travisten, disfruta de ti mismo sin arrepentirte”. A pesar de algún coitus interruptus, un regreso al buen estado de forma, donde habían estado siempre. Sebas

Calificación: 6,5 7/10
Lo mejor: ‘Man-Sized Wreath’, ‘Living Well Is The Best Revenge’, ‘Supernatural Superserious’
Te gustará si te gustan: los R.E.M. entre 1986 y 1989
Escúchalo: Spotify

Lo más visto

No te pierdas

Greta Van Fleet, Ariana, Lizzo: la crítica musical no está para haceros la pelota

Greta Van Fleet sitúan a los críticos musicales escribiendo "desde el sótano de sus madres".

20 años de ‘Fallin’ de Alicia Keys, la gran canción de blues del siglo XXI

Este 2 de abril se han cumplido 20 años del lanzamiento de 'Fallin', el primer single de Alicia Keys....