José González: «Me ha venido bien desarrollar otras ideas con Junip»

Por | 16 Feb 15, 11:35

jose_gonzalezTras andar de lo más atareado con Junip durante los últimos años, José González ha decidido nuevamente abrazarse a su guitarra acústica y volver a encandilarnos con un nuevo repertorio fiel al espíritu folk de sus dos trabajos anteriores en solitario. Con motivo del lanzamiento de ‘Vestiges & Claws’ nos ha atendido unos minutos por teléfono desde su casa en Suecia, a pesar de lucir un resfriado de caballo. Con su marcado acento argentino nos revela no sólo los secretos de su último disco, sino también varios aspectos personales y de su carrera. Y recuerden, el cantautor estará de gira por nuestro país en breve (en febrero se paseará por Madrid el día 18, el 20 en Barcelona, un día más tarde por Santiago de Compostela y el 22 en Murcia, antes de volver en mayo para el Primavera Sound) en unos conciertos en los que seguro que nos vuelve a poner los pelos como escarpias.

Aunque has estado de lo más ocupado con Junip, hace ya la friolera de ocho años que no publicas un disco en solitario. Imagino que tenías ganas de volver tú solo ante los focos, ¿no?
La verdad es que sí, ya hacía tiempo que tenía ganas de volver con un disco solo. Aunque como bien dices no he parado en estos años. Los discos de Junip salieron en 2010 y 2013, así que si te fijas el timing de lanzamientos ha sido el habitual: un año para escribir y grabar los temas, otro para salir de gira y un tercero para encarar la siguiente aventura.

Siempre he visto Junip como un proyecto que te ha servido para desintoxicarte de ti mismo. ¿Lo ves igual que yo?
Puede ser. Cuando publiqué ‘Veneer’ el éxito me llegó casi por sorpresa y me embarqué en una extensa gira por los países nórdicos que, con ‘In Our Nature’, aún fue más maratoniana y me ofreció la oportunidad de tocar prácticamente en medio mundo. Me ha venido muy bien desarrollar otras ideas con mis compañeros de Junip, sobre todo para mi propia musicalidad. Soy consciente de que los discos de la banda venden una décima parte de los míos en solitario, pero estoy muy satisfecho de todo lo que hemos conseguido juntos.

Antes de escuchar al completo ‘Vestiges & Claws’ pensaba que para esta ocasión te ibas a dejar querer por esa épica de la que en 2013 te embriagaste en tu participación en la banda sonora de ‘La Vida Secreta de Walter Mitty’ (como es el caso de ‘Step Out’ y ‘Stay Alive’), aunque al final te ha quedado un trabajo muy fiel a tus dos álbumes previos como José González.
Las canciones para la banda sonora fueron escritas por Ryan Adams y Theodore Shapiro y se produjeron íntegramente en Estados Unidos, por lo que yo me limité únicamente a poner mi voz. Ese fue un estilo que no iba totalmente conmigo, sonaba como muy americano. Sinceramente estaba deseando volver a mi zona de confort porque eso es lo que soy realmente: un músico de guitarra acústica.

Quizás en esta ocasión, como novedad, las nuevas canciones se apoyan en unas percusiones más vivas y efectivas. ¿Cómo va a afectar eso a tus inminentes conciertos?
Estaré mejor acompañado sobre el escenario. Tendré dos percusionistas y seremos tres los que cantaremos. Interpretar canciones como ‘Leaf Off/The Cave’ o ‘Let It Carry You’ totalmente solo resulta muy difícil.

En el documental ‘The Extraordinary Ordinary Life Of Jose Gonzalez’ de 2010 recuerdo que decías que una de las cosas de las que más te arrepentías es de que tardabas una eternidad en dar por acabada una canción. ¿Eso sigue siendo así? ¿Si te vieras capacitado serías de los que lanzaría un disco por año?
Esta vez la creación de los temas sí que ha sido más rápida de lo normal. Por suerte, no he sentido esa frustración. Para mí este es mi quinto disco en realidad, así que algo he aprendido al respecto con el paso de los años. Lo de un álbum por año sería muy lindo, pero me he dado cuenta de que lo que más disfruto es hacer conciertos. ¡Si por mí fuera me embarcaría en giras de tres años! De momento no me veo preparado para afrontar ese tipo de productividad en el estudio, pero podría ser un buen objetivo para marcarme de cara al futuro.

Aparte de ‘What Will’, que podría tomarse como una canción protesta, ¿hay algún leitmotiv que vertebre tus nuevas composiciones?
No hay un tema concreto, sino diversos. En ‘Let It Carry You’ hablo de dejarse llevar por el arte y aquellas cosas que nos llenan la vida al máximo, ya que no sabemos qué será de nosotros cuando dejemos este mundo. En el caso de ‘Stories We Build, Stories We Tell’ me posiciono en contra del karma, el infierno y ese tipo de cosas con algo de furia y frustración, prefiriendo las historias más humanas que de unos a otros nos relatamos. En ‘The Forest’ y ‘Every Age’ he tratado de hablar sobre la humanidad y la globalización en términos de unidad y solidaridad. Y en ‘With The Ink Of A Ghost’ y ‘Open Book’ básicamente describo imágenes más que contar algo directamente. Ha quedado un disco bastante variado temáticamente.

En la nota de prensa se resalta que este es un disco más oscuro de lo habitual, aunque escuchándolo no lo aprecio mucho que digamos. ¿Lo ves realmente así o, como muchas otras veces, es la típica afirmación algo falseada que se puede encontrar en este tipo de notas promocionales?
Yo tampoco lo veo tan oscuro [Risas]. ‘Afterglow’ sí que se puede decir que lo es al tratar un tema como la muerte, por lo que eso depende de cómo cada uno interprete las letras. Musicalmente no puede ser oscuro incluyendo temas como ‘The Forest’ o ‘Let It Carry You’.

¿Te decantas por la autoproducción porque es la única manera que tienes de preservar tu libertad creativa?
Ese tipo de libertad es esencial para mí. Siempre es lindo trabajar con otra gente, pero la verdad es que no comparto referencias ni gustos con nadie que conozco. Con un productor externo podría salir algo interesante, pero ahora tenía ganas de hacer algo similar a ‘Veneer’ e ‘In Our Nature’. Otra cosa es que aproveche los directos para mostrar tomas alternativas de esas mismas canciones.

En ‘Vestiges & Claws’, a diferencia de tus trabajos anteriores, no hay ninguna versión. ¿Por algún motivo en especial?
Pues porque no [Risas].

«Me sigue gustando mucho la versión de The Knife y la veo como mi hit»

Personalmente, me sigue sorprendiendo que tu tema más reconocido sea siendo aquella versión del ‘Heartbeats’ de The Knife. En Spotify, sin ir más lejos. ¿Le encuentras alguna explicación a ello?
Yo lo entiendo. A mí me sigue gustando mucho esa canción y la veo como mi hit. Es algo lógico que haya canciones que alcanzan un nivel alto de aceptación respecto a otras. Pero como te digo le tengo mucho cariño porque gracias a esa versión se me abrieron muchas puertas. La mayoría sólo me conoce por una canción, pero a mí me pasa exactamente lo mismo con otros artistas.

Como argentino que de bien pequeño llegó a Suecia tienes una perspectiva bastante global del mundo. ¿Crees que la desigualdad de la actual Europa tiene cura?
Si te fijas en mi Twitter me gusta retwittear comentarios positivos del mundo. Por mal que vayan las cosas tenemos poco riesgo de morir en un arrebato de violencia. Es difícil creerlo viendo las noticias, pero es así. Resulta complicado mostrarse optimista al ver los inmigrantes que arriesgan su vida por entrar al continente o países inundados de sufrimiento como Siria, pero las organizaciones internacionales priman la paz por encima de cualquier tipo de guerra. Hay que ver la parte positiva de la vida sin obviar los problemas que persisten.

En la descripción de Youtube del vídeo de ‘Every Age’ se dice algo muy interesante, que apenas 536 personas han tenido el privilegio de viajar al espacio hasta la fecha. ¿Te gustaría embarcarte en un viaje espacial si te lo propusieran?
No estoy seguro del todo porque no soy tan aventurero y pienso que puedo tener sensaciones igual de profundas, por ejemplo, viendo una película. Poca gente ha visto el mundo desde arriba, aunque imagino que un viaje así te cambia la perspectiva del mundo quieras o no.

¿Cómo te picó el gusanillo por la música? ¿Es algo que vienes mamando de pequeño?
Empecé de niño, sí. En casa mis padres escuchaban mucha música folclórica argentina, pero no fue hasta los 14 años que empecé a tocar la guitarra y el bajo en un grupo de punk de Suecia. En ese momento me di cuenta de que esto iba a ser mi hobby principal junto al skate y el baloncesto.

¿Guardas vídeos de aquella etapa punk? ¿No te ha corrido por la cabeza la idea de desmelenarte y volver a hacer algo parecido?
Por supuesto que algo guardo de aquella época. Eso ya forma parte del pasado, aunque no encuentro que haya grandes diferencias entre hacer ese tipo de música y mi estilo propio. Al fin y al cabo, es música. Lo que sí me gusta, y pocos saben, es crear beats en mi estudio.

Cuando lanzaste ‘Veneer’ en 2003 decidiste abandonar tu doctorado de bioquímica. ¿Echas de menos estar rodeado de microscopios?
Me vi obligado a hacerlo porque, al poco de editar mi primer disco, empecé a tocar mucho en las televisiones y las radios de Suecia y vi que podría vivir de ello. A pesar de que me gusta la ciencia y sigo leyendo muchos artículos en internet, no volvería a meterme en un laboratorio.

Tu nueva gira, que precisamente empieza en España, tendrá un primer tramo en salas-teatros y una segunda, ya a partir de la primavera, más centrada en festivales. ¿En qué espacio disfrutas más?
Lo que suele pasar en un festival es que tocando la guitarra acústica es difícil sonar con fuerza. Yo soy como la mayoría de la gente: cuanto más alto mejor. Los festivales suelen ser complicados en ese sentido porque, a no ser que toque ‘Heartbeats’, que la conoce la mayoría, muchas otras canciones funcionan algo peor en vivo. Eso es un problema, por supuesto, pero por otro lado los festivales te permiten llegar a un público más numeroso y que quizás hasta entonces no me había prestado atención.

¿Qué esperas de este 2015, tanto personal como profesionalmente?
Va a ser un año bueno. Estoy muy contento con el disco y ahora mismo estoy ensayando de cara a los directos. Me rodearé de muy buena gente en todo momento. La gira puede parecer desde fuera que es muy extensa, pero yo mismo decidí hacer menos shows esta vez, en periodos de unas dos semanas aproximadamente. De esa forma voy a poder seguir teniendo una vida normal paralela a la del artista.

Etiquetas:

La Tienda JNSP