The Jesus and Mary Chain / Damage and Joy

Por | 16 Abr 17, 14:04

the-jesus-and-mary-chain-damage-joy“Dolor y gozo”. Pues, por obvio que sea, su título define bastante bien lo que uno siente al escuchar este nuevo disco de los escoceses The Jesus and Mary Chain, casi dos décadas después de ‘Munki’. Dolor porque la mayor parte del tiempo uno echa en falta en esta grabación las “toneladas” de fuzz y feedback que hacían de sus primeros álbumes algo único y excitante. Y gozo porque, afortunadamente, buena parte de estas canciones son entre buenas y muy buenas.

Con la fama de control-freaks que tienen los hermanos Reid, no cabría culpar al productor Youth (que también ha ejercido de bajista) de la falta de energía en el sonido de ‘Damage and Joy’. ¿Tanto costaba llevar al extremo los pedales en ‘Get On Home’, ‘Facing Up The Facts’, el final de ‘War on Peace’ o el mismo single ‘Amputation’, por ejemplo? ¿No hubiera sido de ley dar en los morros a la chavalada que les imita con mayor ímpetu desde hace lustros? Una actitud que se antoja derrotista y cansada, incluso en sus letras, donde Jim y William se muestran como dos cincuentones cascarrabias que fingen no vivir una crisis de mediana edad. Sin lograrlo, claro. Un complejo de Peter Pan mal llevado que deja un gusto agridulce, a medio camino de todo, ni fiero ni maduro.

Pero en el lado positivo, decía, pesa el hecho de que en él hay bastantes buenas canciones de rock and roll de la escuela Bo Diddley vía The Velvet Underground. Y eso, todo hay que decirlo, es un auténtico gustazo. Así se disculpa, e incluso se agradece con las mejores, que muchas de ellas no sean exactamente nuevas sino regrabaciones de temas publicados en solitario o con Sister Vanilla –la banda de su hermana Linda–. Especialmente agradecidos son los abundantes duetos con voces femeninas: con Sky Ferreira en la semiacústica ‘Black and Blues’, con Isobel Campbell (ex-Belle and Sebastian y socia de Mark Lanegan, etc.) en ‘Song for a Secret’ y ‘The Two of Us’, con la hasta ahora desconocida Bernadette Denning en el single ‘Always Sad’ y con su ya mencionada hermana en ‘Can’t Stop The Rock’ y la (fallida) balada con cuerdas ’Los Feliz (Blues and Greens)’.

Pero hay más: ‘Presidici (Et Chapaquidick)’, las citadas ‘Get On Home’ y ‘Facing Up The Facts’ (con el simpático guiño en su letra a las recurrentes peleas y desencuentros de los Reid) y ‘All Things Pass’ (tema que se incluyó, en otra versión, en la BSO de la serie de 2007 ‘Héroes’) son notables en distintos grados. No ocurre lo mismo con ‘Amputation’, la jevorra ‘Mood Rider’ o ‘Simian Split’, que podía haber dado más de sí de tomarse en serio el uso del saxo. Estas hacen pensar que podíamos haber tenido mucho más “joy” que “damage” si se hubieran limitado a entregar un álbum de 35-40 minutos con la auténtica crema. Para eso se inventaron los CDs extras en las ediciones Deluxe, amigos.

The Jesus & Mary Chain presentan ‘Damage and Joy’ este mes en nuestro país. Será en Barcelona (29 de abril, Razzmatazz 1) y Madrid (30 de abril, La Riviera).

Calificación: 6,9/10
Lo mejor: ‘Black and Blues’, ‘Presidici (Et Chapaquidick)’, ‘Get On Home’, ‘Can’t Stop The Rock’, ‘Always Sad’
Te gustará si te gustan: The Velvet Underground, los Primal Scream más ortodoxos
EscúchaloSpotify

  • De acuerdo con que suena perezoso y maquetero pero vamos, tiene el dueto con fémina que mola, el momento de decir yeah! en presidici y el momento oscuro en modo rider que creo que falláis al ponerlo entre lo peor. Resumiendo, me da todo un poco igual con que sigan grabando.

  • Williamreid

    Nunca me cansare de reivindicar toda la discografía completa de Jesus And Mary Chain hasta Munki, su peor disco hasta que ha salido este ultimo.
    Eran tan buenos como los Smiths o los Cure pero en una onda mas rockera y mas oscura, menos accesible. JAMC fueron unos chicos con pose de siniestros que musicalmente consiguieron distorsionar el pop como nadie, pero que también eran capaces de ser dulces y sentimentales cuando se ponían mas acústicos. Y eso les convirtió en uno de los grupos mas cool y mas irresistibles que haya habido nunca.

  • david

    Están acabados estos tíos.
    No sé si sobran temas o minutos, pero se hace bastante largo el album.
    Por sobrar, sobran Amputation, Presidici, Black..Can´t Stop… si no las hubieran incluido, en mi opinión, hubiese quedado mejor el disco.
    Las interesantes, All Things…, The Two Of Us, (escuchando esta canción piensas q es demasiado abuso en la voz femenina y más cuando es la tercera canción consecutiva), Mood Rider, Get On Home (parece Primal), Facing..
    War On Peace la cagan en el último minuto, era una preciosa balada 100% Jesus. A medias me ha dejado, lo mismo con Simian…
    Los demás q no nombro es q no sé por dónde pillarlos la verdad.
    Por cierto hoy sale el siguiente single Mood Rider.
    Demasiada nota le habéis puesto. Yo, siendo generoso pues 5,5. Y menos mal q ha sido producido por mi amado Youth, qué habría pasado con otro productor me pregunto.

  • david

    En cuanto a The Cure se refiere, si me hablas de la época 85-87 (con mucho esfuerzo) apenas podría afirmarlo en ser la banda más oscura. Pero más rockera lo dudo.

  • Williamreid

    He nombrado a los Smiths y los Cure por ser dos grupos mas o menos de la misma época pero que habitualmente disfrutan de mayor reconocimiento y popularidad que Jesus and Mary Chain. Los Cure también tuvieron una época gótica, siniestra o como se quiera llamar, pero sobre todo fueron un grupo de canciones pop. JAMC por contra eran mas punk, mas rock.
    Psychocandy se lleva la fama de disco legendario, pero creo que la evolución que desarrollaron en los discos posteriores es igual de meritoria. En este ultimo disco se echa de menos precisamente eso, una evolución. Es una recreación de sus tiempos pasados, nada mas.

  • Danicinexin

    Soy fan de JAMC desde que los descubrí cuando tenía 15 o 16 años y a mí esta vuelta me ha decepcionado. Me ha parecido ni más ni menos que la continuación de lo que es la banda en directo a día de hoy: sin pegada, mansos, aburridos… En definitiva: sin magia.

    Hacer un álbum con tantas voces femeninas ya se me antoja de entrada un error. Yo quiero un disco de JAMC y los quiero escuchar a ellos porque si no ya escucho a Belle And Sebastián (que me encantan) u otras cosas.

    Falto de punch, con exceso de tracks, con alguna canción maja pero olvidable… En fin. Una auténtica decepción

  • MARDEBERING

    no esperaba un nuevo Darklands ni un ruidoso Psychocandy, pero una suma del Automatic y el Honey’s era una buena idea y estos roñosos se sacan semejante tostonazo lleno de paja y rellenos, ¡que manía con los discos de más de 10 canciones (es de burros)¡¡¡, y que decir del “sonido” MUY PAUPÉRRIMO ALGO INCOMPRESIBLE ¿sonido demo sin buscarlo o buscándolo?
    PENOSO RETORNO

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR