‘Mindhunter’, el auténtico “cazador de mentes” que inspiró la serie de Netflix

Por | 06 Mar 18, 10:46

“Ed me caía bien. Era simpático, abierto, sensible y tenía sentido del humor”. Así describe el ex agente del FBI John Douglas a Edmund Kemper, un asesino en serie que empezó matando a sus abuelos con quince años, y acabó decapitando, violando y comiéndose a su madre –en ese orden- nueve años después. Entre medias asesinó, violó y desmembró a seis adolescentes. Como colofón, invitó a cenar a la mejor amiga de su madre y la decapitó. Luego se entregó y sugirió cuál debía ser su castigo: “Morir torturado”. A pesar de ese historial, a Douglas le caía bien. Y ese sentimiento le inspiró una de las reflexiones más inquietante de ‘Mindhunter’: muchos de los más depravados asesinos psicópatas son tipos encantadores.

Douglas sabe muy bien de lo que habla. Al igual que en la fabulosa serie de David Fincher y Joe Penhall (ignorada, por cierto, en todos los premios importantes menos en los Satellite), la parte más jugosa de su libro (editado por Crítica) son las entrevistas con asesinos convictos que el autor realizó a lo largo de su extensa carrera. Y algunos, es verdad, parecen bastante simpáticos. Por las páginas del libro desfilan celebridades de la crónica negra como Jerry Brudos, un asesino obsesionado por los pies femeninos; Richard Speck, quien violó y mató a seis enfermeras de una tacada; David Berkowitz, el célebre “Hijo de Sam”; o el recientemente fallecido Charles Manson. También aparece mencionado Dennis Rader, el famoso “BTK” (“Bind, Torture and Kill”), que aún no había sido atrapado cuando se publicó el libro en Estados Unidos en 1995 y que algunos ya habrán adivinado quién es en la serie.

Pero ‘Mindhunter’ es mucho más que una rueda de reconocimiento de asesinos más o menos famosos y locuaces. También es un interesante libro de memorias y un revelador manual de psicología criminal. Douglas cuenta que cuando ingresó en el FBI en 1970 la psicología criminal era algo más propio de las novelas de Sherlock Holmes o Edgar Allan Poe que del trabajo de un agente federal. “Muchos lo consideraban brujería o magia negra”, explica el autor, “y algunos pensaban que era un engaño”. Al joven agente le costó convencer a sus superiores de la utilidad de sus novedosos métodos de trabajo. Pero cuando lo consiguió, revolucionó el estudio de la psicología criminal.

‘Mindhunter’ comienza donde termina la primera temporada de la serie (ya se está rodando la segunda). Douglas sufrió un derrame cerebral en 1983 como consecuencia del exceso de trabajo. Y en ese momento empieza su narración. Como si fuera un flashback de una película de cine negro (como Fred MacMurray en ‘Perdición’), el autor rememora su vida y su carrera profesional cuando ve cerca su final. Narra cómo entró en la agencia, su experiencia en negociación de rehenes y cómo pasó de elaborar precarios perfiles psicológicos en un solitario sótano de la academia del FBI, a viajar por todo el país formando a policías, ayudando a resolver crímenes especialmente complicados y asesorando a novelistas como Thomas Harris para escribir sus novelas sobre Hannibal Lecter. Si te gustó la serie, no te lo puedes perder. 8. Disponible en Amazon.

  • Meme

    Illo, cuidao con los spoilers.

  • Williamreid

    La serie para mi fue la mejor del año pasado. “Perdición” de Billy Wilder es una de mis películas favoritas, me alegro de que la mencionéis. Ambas ficciones comparten algo impagable, un guión inteligente. Ya estoy encargando el libro. ;)

Playlist del mes

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Send this to a friend