Yeasayer / Odd Blood

Por | 11 Feb 10, 3:13

200px-Yeasayer_-_Odd_BloodEl segundo álbum suele ser el de la consolidación de un estilo, el de la reafirmación de uno mismo, el del establecimiento de una base de fans con la que asegurarse la presencia en festivales durante 5 años… No ha sido el caso de Yeasayer, que a pesar de la buena acogida que tuvo su debut, en una onda psicodélica parecida a la de MGMT (canciones de relleno, no singles) y africanista, han cambiado radicalmente, y se han pasado a una especie de electropop culto que nadie esperaba.


El disco se abre despistando con las voces distorsionadas a lo Fever Ray y los vientos a lo TV On The Radio de ‘The Children’. Pero pronto llega el enorme single ‘Ambling Alp’, que parece por su estribillo un consejo para un adolescente nerd, pero en realidad habla sobre los boxeadores de los años 30 Primo Carnera (su apodo era ese, «Ambling Alp»), Joe Louis y Mark Schmeling, que desde Italia, Estados Unidos y Alemania, constituyeron una metáfora política para el mundo, en especial los dos últimos.

Como si el cantante Chris Keating le hubiera cogido el gusto a la pista de baile tras cantar el single principal del último disco de Simian Mobile Disco, ‘Audacity of Huge’, siguen una línea parecida el próximo sencillo, ‘O.N.E.’ o ‘Love Me Girl’. Al igual que Of Montreal, Yeasayer se muestran perspicaces alternando temas trascendentes como la política con intrascendentes, dedicando ‘I Remember’ a alguien a quien no pueden olvidar. Porque en gran medida ‘Odd Blood’ es un disco sobre el amor. «No me pidas favores, y no te preguntaré qué tal te va. Déjame en paz porque después de todo tratar contigo es un incordio», cantan en ‘Strange Reunions’, mientras que en ‘Love Me Girl’ dicen: «No puedo creer en ninguno de nosotros, no puedo saber cuánto durará este amor, así que quédate en la cama conmigo. Quédate y juega conmigo todo el día y por la noche».

Los «uuuh uuuh uuuhs» de ‘Madder Red’ alimentarán la teoría de que estamos ante un disco tonto, pero Yeasayer siguen siendo una banda inteligente y aún los fans de su primer sonido encontrarán aquí algunos restos de él por ejemplo en ‘Grizelda’. Incluso desde una nueva perspectiva pop, hay un valiente esfuerzo por no sonar a lo que todo el mundo hoy en día: ‘Rome’ tiene un ritmo apabullante que podrían haber creado los heterogéneos y muy poco imitados Basement Jaxx. Yeasayer dicen que ‘Odd Blood’ está muy influido por su experiencia con el LSD en Nueva Zelanda y que lo han hecho para desafiar en las pistas de baile a Rihanna. La razón es lo de menos. Nos quedamos con el descubrimiento de una banda capaz de superarse nada más protagonizar su «hype», algo que no vemos precisamente todos los días.

Calificación: 7,6/10
Lo Mejor: ‘Ambling Alp’, ‘Madder Red’, ‘Rome’
Te gustará si te gustan: Of Montreal, The Sound of Arrows, Max Tundra
Escúchalo: en Spotify

Etiquetas:

La Tienda JNSP