Quantcast

‘Ángel o Demonio’: ¿revelación o timo?

-

- Publicidad -

‘Ángel o Demonio’: ¿revelación o timo?

Las series españolas tienen un mal endémico: quieren hacer de todo para todos. Quizá la culpa sea del exceso de televisiones generalistas, de la escasa profusión del cable y de la televisión por satélite o de la casi nula audiencia que tienen la mayor parte de las cadenas de la TDT (con lo que programan, no nos extraña); pero lo cierto es que casi ninguna cadena se ha atrevido a lanzar una serie exclusivamente para el público adulto. A los españoles nos gusta ver la tele en familia, aunque sea prácticamente hasta medianoche. Eso sí, parece que hay esperanza, y así lo atestigua ‘Ángel o Demonio’, una serie que, al menos en su primer capítulo, ha demostrado no ser el mojón que todos esperábamos.

La causa de nuestras bajas expectativas fueron los continuos teasers a los que la cadena amiga sometió a la serie. Llegó un momento en el que, de hecho, creímos que jamás se emitiría, y que la veríamos tranquilamente entre anuncios. Y esto se ha hecho patente durante el primer capítulo, que ha empezado con un teaser, una práctica que empieza a ser habitual a la hora de un estreno: ayuda a colocar dos programas en el ránking de lo más leído y, además, dispara los precios publicitarios una barbaridad. Un jueguecito que durará hasta que un día el anuncio previo sea muy largo y la audiencia abandone la cadena, asqueada y aburridísima.

- Publicidad -

Creada inicialmente para su emisión en Cuatro, algo que se nota claramente en la producción, Telecinco decidió anexionar ‘Ángel o Demonio’ a su parrilla tras la compra del canal de PRISA. El mayor problema de la serie es que se toma a sí misma demasiado en serio, a pesar de que es una serie española de ciencia ficción que habla sobre la lucha entre el bien y el mal escenificada en la tierra por ángeles y demonios. De momento se ha vislumbrado una faceta cómica (con frases grandiosas como «La niña no está muy católica» o -«Eres una zorra» -«Gracias, me lo tomaré como un cumplido») que podría darle bastante vidilla a la serie si deciden no huir al completo de la comedia.

La trama además no es tan mala. Vale que quizás haya veces que abusen de determinados recursos (como volver atrás en el tiempo, un método que pronto se convertirá en la nueva serranada), pero toca con determinado tino algunos temas que, hasta el momento, podrían considerarse tabú en la televisión española: el parricidio, el suicidio infantil, la violencia de género… Muchos verán en esta utilización una frivolización de asuntos muy serios pero, ¿no lo son acaso también las tramas de ‘Dexter’ o ‘CSI’?

- Publicidad -

Desafortunadamente, eso sí, la trama principal corre el riesgo de perecer olvidada entre tramas autoconcluyentes que podrían hacer perder el interés de la audiencia. Y es así como terminamos esta crítica, que va a ser prácticamente capicúa: es lo que tiene intentar hacer series para todos los públicos. O lo que viene a ser lo mismo: que no es bueno intentar mezclar ‘Crepúsculo’ con ‘Física o Química’, ‘Al Salir de Clase y ‘The Vampire Diaries’ y pretender que parezcan ‘Entrevista con el vampiro’, ‘Misfits’ y ‘True Blood’. Al final no cuela, aunque se agradece el esfuerzo.

Calificación: es difícil ponerle una calificación, porque va a depender en gran medida de su evolución. De momento 6,5/10
Destacamos: vais a flipar… a Mar Saura, que le pega mucho el papel de perraza. Lo que molan los malos, en realidad, si la niña y el chico del bigotillo no existieran. La poca química que existe entre Damián y Valeria. ¿Así pretenden vendernos un Edward y Bella a la española?
Te gustará si te gusta: la mezcla que hemos comentado en el último párrafo.
Predictor: va a depender mucho de su evolución. Falta parte de la carne que le sobra a ‘El Barco’, pero hay alguna que otra escena medio bollo que puede ayudar a subir la audiencia.
Más opiniones en el directo de nuestros foros.

Lo más visto

No te pierdas