‘Bites on my Neck’ es la explosiva y poética rave cyber-gótica de yeule

-

- Publicidad -

‘Bites on my Neck’ es la explosiva y poética rave cyber-gótica de yeule

‘Glitch Princess’, el segundo disco de yeule tras captar la atención de los medios con el muy interesante ‘Serotonin II’, vuelve a ser una muestra de futurismo pop, versatilidad y talento. Y ‘Bites on my Neck’, que no fue single y hoy es nuestra Canción del Día, es probablemente su mejor tema hasta la fecha.

En él yeule canta sobre el amor como si este fuese una enfermedad dolorosa, una obsesión que te destruye y no puedes salir de ella. En una imposible mezcla de géneros que van desde el emo hasta el hyperpop, la canción transita por diferentes pasajes en los que suena desde una delicada melodía de piano, a una guitarra eléctrica, sintetizadores agresivos o un beat desquiciado de rave. Todo ello bajo una atmósfera gótica y oscura, donde la voz de yeule suena como el lamento de un androide.

- Publicidad -

Es muy difícil que ante semejante cóctel de ideas e influencias ‘Bites on my Neck’ funcione durante sus casi cinco minutos, pero no solo lo hace sino que además deja uno de los mejores y más adictivos estribillos del año. Esto, principalmente, es gracias a la envolvente e hipnótica producción de yeule y Danny L Harle y a una letra desgarrada que encuentra momentos realmente poéticos.

“Me he metido diez rayas para no sentir nada / todo mientras curas mi corazón enfermo” en el estribillo o “Tuve que caminar en el fuego para saber cómo sentirme” en el primer verso, son algunos de los momentos que mejor definen la canción, donde yeule se abre en canal y contrasta la crudeza de sus palabras con una vulnerabilidad que llega muy hondo.

- Publicidad -
- Publicidad -

Lo más visto

No te pierdas