Kendrick Lamar / DAMN.

Por | 20 Abr 17, 11:39

kendrickDesechando (aunque no enteramente) el jazz y el funk clásicos como base de su sonido, una apuesta sublimada en el sobresaliente ‘To Pimp a Butterfly’ y su epílogo ‘untitled unmastered.’, ‘DAMN.’ llega con la premisa de resituar el rap de Kendrick Lamar Duckworth en la época contemporánea, contextualmente más próximo a ‘good kid, m.A.A.d. city’. Sin embargo, nada es categórico ni definitivo en la carrera del rapero de Compton. Aun logrando esa vigencia, con una entidad clara y sólida desde las primeras escuchas, aquí se diluyen las líneas de pasado, presente y futuro, tanto en lo sonoro como en lo lírico, construyendo una historia que funciona en dos direcciones: comienza impactando con una alegoría de una mujer ciega que explota con un disparo en ‘BLOOD.’, y termina del mismo modo en ‘DUCKWORTH.’. Un disparo, este, que no llegó a suceder, cuando el ahora director artístico de su sello, Anthony “TopDawg” Tiffith, entró a atracar el KFC en el que trabajaba el padre de Kendrick, que consiguió convencerle de que saliera sin hacerle daño prometiéndole comida gratis para su familia. Hoy no estaríamos hablando aquí de Kendrick ni Top Dawg si la pistola hubiese percutido aquel día. Una historia real que puede ser “puesta en reversa”.

Aunque en apariencia sea menos concreto como obra conceptual, en el fondo ‘DAMN.’ no se aleja tanto del estilo narrativo de sus trabajos previos. Como aquellos, parte de lo particular para extrapolarlo hacia algo más universal, buscando un sentido de comunidad que Kendrick considera en decadencia. Otra vez logra ganarnos recurriendo a lo íntimo y lo humano, historias en primera persona como la indicada anteriormente, las referencias a su prometida (su pareja desde el instituto, Whitney Alford, en la preciosa ‘LOVE.’), a su sobrina (“es mi musa definitiva, [hace que] vivir merezca la pena” canta en ‘YAH.’), a sus debilidades más personales (‘FEAR’.) y a su particular manera de entender la espiritualidad, casi como una herramienta de trabajo (las referencias a las escrituras sagradas –al Deuteronomio, concretamente– son constantes). Pero su objetivo, como decíamos, va más allá de observar fascinado su ombligo.

El rapero vertebra este álbum en la dualidad intrínseca al ser humano, contraponiendo antagonismos en los 14 cortes del álbum: pecado y virtud, maldad y debilidad, orgullo y humildad, lujuria y amor, codicia y lealtad… Suena duro de roer, ¿verdad? Que nadie tema: la gran habilidad de Duckworth está, precisamente, en que no transmite sus ideas como una sesuda erudición filosófica. Ese juego de ida y vuelta que vertebra ‘DAMN.’ también funciona para trasladar esas contradicciones a un entorno más real y cercano: brutalidad policial, racismo, la ausencia del control de armas por intereses mercantiles, la hipocresía de los medios de comunicación (su polémica con el “tertuliano” de FOX News Geraldo Rivera emerge en un par de ocasiones) o la falta de compromiso social de buena parte de populares artistas de rap como parte del problema (hay quien observa alusiones veladas a Big Sean o Drake), emergen como causa y efecto a la vez de esa doble condición de la existencia humana. Una reflexión que no es nueva, como tampoco lo es la lírica absolutamente privilegiada de Kendrick, ilustrada, pero por y para la calle.

Musicalmente ‘DAMN.’ es más compacto y concreto que ‘TPAB’, prescindiendo de interludios y yendo más al grano, lo cual hará que su escucha sea más placentera para más gente, presumiblemente. Pero, como decía al principio del texto, también es una suma de elementos muy diferentes, se diría incluso que divergentes en ocasiones, ejecutada junto a una pléyade de productores, colaboradores y samples no siempre predecibles: desde un iluminado Mike WiLL Made It (en ‘HUMBLE.’ y ‘DNA.’, dos de los momentos más poderosos del disco) y los habituales Sounwave y DJ Dahi, pasando por James Blake, Greg Kurstin o the Alchemist; de los esperables Thundercat, BadBadNotGood o Kamasi Washington a las mayúsculas sorpresas de Rihanna (que rapea fantásticamente bien en ‘LOYALTY.’) y U2 (cuya aparición en ‘XXX’ está lejos de ser cutre o mal traída); desde elementos de James Brown y ’24K Magic’ de Bruno Mars, pasando por ‘Echoes’ de Pink Floyd o los mozalbetes ingleses Rat Boy (en ‘LUST.’) y Fleurie (en ‘FEEL.) –que no pueden ni creérselo–.

Así, ‘DAMN.’ se debate entre la influencia jazzística, el G-funk (‘DUCKWORTH.’, ‘YAH.’), el trap (‘DNA.’ ‘GOD.’), el R&B (‘LOVE.’) y hasta el rock (‘HUMBLE.’). Pero lo más llamativo de esta amalgama que fluye de lo experimental a lo comercial con enorme naturalidad es lo mucho que se aproxima al pop. ‘LOYALTY.’, ‘PRIDE.’ (muy Frank Ocean), ‘ELEMENT.’ o ‘LUST.’ son un reflejo de ese concepto de lo popular que reina hoy en día, cada vez menos encorsetado y rígido. Ese que le permite participar con idéntica naturalidad y maestría en canciones de Sia, Beyoncé y Maroon 5 que de Kanye West, Flying Lotus y Danny Brown.

Y, a lomos de esa especie de iridiscente nube sonora que engulle espacio y tiempo, la lírica de K-Dot se eleva de forma sobrenatural, en auténtico estado de gracia. Aunque vuelve a hacer gala de esa versatilidad que le hace parecer varios raperos en uno, la mayor parte del tiempo “se folla” (si se me permite la vulgaridad) las bases a su antojo, arrasándolo todo con sus versos. En ocasiones, incluso avanzando impasible sobre distintas bases y fases dentro del mismo tema, caso de ‘DNA.’ -apabullante– o ‘XXX.’. En estos momentos Kendrick se eleva varios palmos del suelo por encima del resto de artistas de su estilo (solo Kanye West y Chance The Rapper pueden hacerle sombra ahora mismo). Pero considerando que, como decía, ‘DAMN.’ es más que nunca un reflejo de lo que hoy consideramos globalmente popular, este paso de Kendrick Lamar va más allá de su género. ¿Quién puede negar que en el futuro se hable de esta excelente terna de álbumes que Duckworth ha facturado en este lustro como hoy se hace de ‘Bringing It All Back Home’, ‘Highway 61 Revisited’ y ‘Blonde on Blonde’?

Clasificación: 8,8/10
Lo mejor: ‘LOYALTY.’, ‘DNA.’, ‘HUMBLE.’, ‘PRIDE.’, ‘LOVE.’, ‘ELEMENT.’
Te gustará si te gustan: Kanye West, Frank Ocean, Chance The Rapper
Escúchalo: Spotify

  • Charlie

    DAMN esta recibiendo criticas mas que estupendas. Kendrick lamar no es el rapero convencional que muchos esperan (rap pegajoso) , sus canciones necesitan mas de una escucha, letra en mano y por supuesto dejar a un lado el prejuicio musical.

  • Williamreid

    Todos los críticos del mundo se han puesto de acuerdo en una reunión secreta en que a este disco hay que darle un sobresaliente. Yo lo escucho, lo escucho y lo escucho. Y por mucho que lo escucho me sigue sin entusiasmar ¿me faltaran escuchas? ¿estaré cerrado como una almeja? ¿me estaré volviendo viejuno? ¿habrá que darme dos tortas para que espabile?

  • Breaux

    Opto por que te des dos tortas y te espabiles

  • Williamreid

    Como no me va la violencia, me voy a poner el disco de Arca de penitencia, que es otra obra maestra para la critica.

  • rob12

    Sálvanos de Drake, Kendrick!!!!

  • Mmmm, tras escucharlo algunas vece puedo decir que está al nivel de ‘good kid, m.A.A.d. city’, pero por debajo de “To Pimp a Butterfly” y “untilted unmastered”.

    ¿Soy el único que piensa que Kendrick Lamar saca demasiada música, lo que puede entorpecer un poco a agrandar su leyenda? Casi ni hemos digerido TPAB ni untitled unmastered y ya tenemos 14 nuevos temas.

  • Williamreid

    Por cierto, la critica muy sesuda pero ¿que significa “a lomos de esa especie de iridiscente nube sonora que engulle espacio y tiempo”?

  • rob12

    😂😂😂😂

  • Jimmy.McNulty

    ¿Cuantos de aquí entienden de verdad las letras y no digo saber traducirlas?

  • ricoamor

    Olvídate. Yo lo he intentado con este, con To Pimp A Butterfly, con Good Kid… No hay por donde agarrarlo. Una voz fea como ella sola, una musicalidad bastante pobre comparado con el nivel del hip hop actual, unos beats que tampoco son de morirse… En fin. Que lo disfruten.

  • Zexion

    Quizás aún no te has hecho con el hip hop, pero vamos TPAB, junto con Dark Fantasy de Kanye West, es uno de los discos de este género más accesibles que he escuchado. Si no te gustó la voz de Kendrick como mínimo tendrías que haber flipado con la producción musical del disco, realmente es una maravilla. Te recomiendo ver los vídeos también.

  • Licia5

    El disco es muy bueno, tal vez en sonido prefiero “To Pimp a Butterfly” como álbum, no he podido dejar de escuchar HUMBLE, de hecho me sorprende lo mucho que lo he estado escuchando considerando que el hip hop no es un genero que me sea fácil de digerir. Las otras canciones que me gustan son: DNA, FEEL y LOVE. Mi único problema es que tal vez la visión que Kendrick tiene de lo espiritual/religión está lejos de concordar con las mia, creo que por eso me encanto la reseña que The Needle Drop hizo del álbum, pero eso tal vez es un aliciente para oír el disco, después de todo son temas complejos y Kendrick no los plantea como si el tuviera las respuestas absolutas. Lo que sí es VERDAD es que incluso el peor tema aquí es mejor que cualquier cosa hecha por Drake XD

  • Licia5

    Sí y es que si bien la música de Kendrick es disfrutable sin necesidad de darle contexto a lo que esta plantenado si investigas tantito y se lo das la verdad es que las canciones toman un nuevo significado.

  • Charlie

    Mi comentario era para aquellos que dicen que K.L. esta sobrevalorado,…entiendes ahora?

  • Mahou

    Macho pues si te parece que ninguno de los discos que ha hecho Kendrick no hay por donde cogerlos,permíteme dudar que te guste algo el HipHop.
    ¿Una musicalidad pobre?¿Comparada con el nivel actual?¿Con quién??
    Me intriga…

  • Mahou

    Yo estoy encantadísimo con el disco…
    ¿Sobrevalorado?!
    LOS COJONES!!!

  • Fernando Guardiola

    Bueno, esta en la cima, los Beatles solo estuvieron activos 10 años y mira lo que hicieron, los Rolling Stones, tambien los primeros discos son los excelentes, ya le vendra su bajon creativo

  • ricoamor

    El gospel de Chance, el latido del primer Frank Ocean, el collage maximalista de Kanye, los hits (solo los hits) de Drake…

  • bloom21

    Los Beatles sacaban dos discazos al año y Bowie uno al año. El problema es que estamos acustumbrados a que se saque un disco cada cuatro años y nos extraña.

  • Williamreid

    Estoy de acuerdo, yo no entro en los textos que recita Kendrick Lamar, que por supuesto no me entero de nada y tampoco me muero por saber lo que dice. Musicalmente me parece menos inspirado que Good Kid y To Pimp. No encuentro canciones como “How Much A Dollar Cost” o “I” que eran temazos. Y me surge la duda de si la critica no se deja llevar por cierta inercia que les hace pensar que un genio solo puede publicar genialidades y cierto temor a cuestionar este disco no vayamos a quedar de paletos. Del Hip Hop actual, me gusto bastante el ultimo disco de Common, parte del disco de Kate Tempest y creo que hay que seguir muy de cerca a Vince Staples y muy meritorios también los regresos de A Tribe Called Quest y De La Soul.

  • Dumblonde/Forever BØY

    Es mejor que To Pimp A Butterfly pero peor que Good kid maad city

  • Dumblonde/Forever BØY

    Drake tiene algun que otro temazo como Headlines pero que va.. Kendrick es MUUUUUUUCHO mejor.

  • Dumblonde/Forever BØY

    Cuales artistas de este genero escuchas? seguro que eres fan de Young Money xD

  • Dumblonde/Forever BØY

    Te recomiendo que escuches: Wu-Tang clan – Enter The 36 Chambers considerado el mejor album de hip hop de la historia.

  • Williamreid

    Hablo del hip hop actual. Y estoy de acuerdo en que probablemente ese sea el mejor disco de hip hop de la historia. Pero personalmente mi favorito es el de Madvillain.

  • Esta bien el disco aunque no llega a “To Pimp a Butterfly”, pero no concuerdo con las canciones que recomendáis, que sospechosamente son las mas populares y escuchadas del disco.

  • Calzador

    DNA es una bestialidad de canción.

  • Matias Dieguez

    Vos tenes menos rap que mi vieja

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Send this to a friend