Glasvegas / Later…When The TV Turns To Static

Por | 02 Dic 13, 17:55

glasvegas-tercerEl problema de Glasvegas es que buscaron (y encontraron) las más altas intensidades en su debut, de manera que, sin cambiar radicalmente de estilo, difícilmente podían llegar más allá de lo logrado con ‘Geraldine’ o ‘Daddy’s Gone’. De alguna manera, sólo cabía el camino de la decadencia. Algo que enseguida notaron muy bien Arcade Fire, cambiando radicalmente de estilo a costa de perder unos cuantos fans… pero de ganar otros y mantener a la mayoría inmensa. Glasvegas no han logrado transmitir lo mismo y este nuevo álbum, ‘Later… When The TV Turns To Static’, quedaba incluso fuera del top 40 británico en su semana de lanzamiento el pasado mes de septiembre. Algo inaudito si recordamos que su debut fue número 2 y disco de platino en Reino Unido.

Así son los hypes: un día eres lo máximo aunque no hayas inventado la rueda, y al siguiente eres lo peor aunque lo que hagas no esté tan mal. Y este tercer largo no es tan horrible en absoluto. ‘Later… When The TV Turns To Static’ se presenta como un álbum conciso a lo largo de sólo diez pistas, con un muy buen equilibrio entre posibles hits para sus directos y baladas, con la diana casi perfecta justo a la mitad, en el medio tiempo ‘Secret Truth’, donde James Allan, que también ha ejercido de productor del disco, se desgañita antes de que se despliegue la maraña de guitarras: «Cada jodida vez que no miro atrás esperando verlo todo bien claro, resulta que yo fui bueno para ti, pero tú no para mí».

El dolor, la desolación y la impotencia continúan siendo los temas favoritos de Glasvegas, y aunque ‘I’d Rather Be Dead (Than Be With You)‘ probablemente no les ha quedado ni la mitad de histórica de lo que buscaba su título, lo cierto es que la canción es bastante difícil de olvidar. También con una importancia destacada del piano, ‘Choices’ presenta un océano de angustiosas contradicciones («no quiero irme de casa / pero el edificio se ha derrumbado»), tras las que el estribillo «todavía tengo opciones» puede sonar ligeramente optimista… o todo lo contrario.

En el lado enérgico están el himno ‘All I Want Is My Baby’ con ese poderoso alarido «it’s all about the money, money, money», ‘Youngblood’, ‘Magazine’ o el galopante single ‘If’, que trata de sacar fuerzas «de los malos tiempos, porque si no, no reconoceríamos los buenos». ¿No está demasiado sobado el mensaje? Puede. ¿Queda claro el concepto del disco tras letras así, en relación al título del álbum, y cuando aparece ese extraño epílogo con aroma nada menos que a giallo? Pues no mucho. Pero por su contenido este no es ningún álbum de decadencia, sino uno que los fans que se molesten en escuchar podrán degustar entero sin problema.

Glasvegas actúan hoy lunes 2 de diciembre en Madrid y mañana martes 3 en Barcelona.

Calificación: 6,5/10
Lo mejor: ‘If’, ‘Secret Truth’, ‘Finished Sympathy’
Te gustará si: te sigue fascinando la mezcla de The Jesus & Mary Chain y Phil Spector
Escúchalo: Deezer

Etiquetas:

La Tienda JNSP