Rita Ora / Phoenix

-

- Publicidad -

Rita Ora / Phoenix

Mientras un grupo de críticos musicales decide que la EDM es un cadáver, en un mundo paralelo, o mejor dicho, en el mundo real, Rita Ora se lo pasa en grande melena al viento, irrumpiendo en restaurantes para bailar entre los comensales o cortando el tráfico en Nueva York. Y resulta que al final lo que hace lo hace muy bien. ‘Phoenix’ llega al mercado 6 años después de su debut tras una traumática salida del sello de Jay-Z, del que se libró con un acuerdo en 2016 y que justifica el nombre del álbum. Pero en todo este tiempo, la cantante no ha dejado de sacar hits y este segundo álbum, de 12 pistas en su edición normal, llega al mercado con 5 singles previamente editados que ya han sido top 10 y un sexto tema que no triunfó lo esperado envuelto en una polémica por su extraño tratamiento de un beso lésbico, pero que no obstante también fue top 40.

‘Phoenix’ es un disco divertido desde el segundo cero, pues ha decidido ir a lo seguro desde el principio, abriéndose con un tiro como fue ‘Anywhere’, una de las mejores canciones del año pasado, en base al hilarante uso que hace de las voces tratadas en su estribillo. No nos hemos hecho inmunes a él todavía: aún puede arrancar unas cuantas carcajadas la tontería que decidieron hacer Alesso, Andrew Watt y Sir Nolan a los mandos de la producción. Sucede la también divertida ‘Let You Love Me’, poco después llegarán ‘Lonely Together’ -su hit con Avicii, pero también con Cashmere Cat y Benny Blanco- y ‘Your Song’, más tarde ‘For You’ junto a Liam Payne de la banda sonora de ’50 sombras liberadas’ y hacia el final de la secuencia, aquella ‘Girls’ con Cardi B, Bebe Rexha y Charli XCX que no entusiasma pero tampoco molesta. El mensaje es claro: «aquí una de cada dos canciones ya es un hit y os lo vamos a demostrar desperdigando los singles a lo largo de todo el tracklist».

- Publicidad -

¿Qué pasa con el resto? Que cumple su función. ‘New Look’ hace un buen sándwich entre singles al principio, el atrevido título de ‘First Time High’ se sitúa a medio camino entre la EDM, la new-age y el neo-soul, ‘Summer Love’ junto a los Rudimental más drum&bass queda particularmente bien después de ‘For You’, y Julia Michaels deja su impronta para bien en la minimalista ‘Keep Talking’. Incluso podemos rescatar ese bonus track llamado ‘Velvet Rope’, situado a medio camino entre Lou Reed, Michael Jackson y los metales de Burt Bacharach. Es verdad que ‘Only Want You’ es demasiado Sia y ‘Hell of a Life’ ya no añade mucho como supuesto final de la edición normal, pero la verdad es que no me puedo sacar de la cabeza la idea principal de ‘Your Song’, co-autoría de Ed Sheeran: «ya no quiero oír más canciones tristes / solo quiero oír canciones de amor».

Calificación: 7,1/10
Lo mejor: ‘Anywhere’, ‘Your Song’, ‘Let You Love Me’, ‘Lonely Together’
Te gustará si te gustó: el disco de Zara Larsson el año pasado.
Escúchalo: Spotify

- Publicidad -
- Publicidad -

Lo más visto

No te pierdas