La canción del día: ‘Otra noche en Miami’ para Bad Bunny… sonando a The Weeknd

-

- Publicidad -

La canción del día: ‘Otra noche en Miami’ para Bad Bunny… sonando a The Weeknd

Benito Antonio Martínez, Bad Bunny, es uno de los artistas más exitosos de los últimos dos-tres años. Su nuevo disco ha sido número uno directo en la lista de streaming española, logrado buenas críticas por parte de medios como The Guardian y Pitchfork y el portorriqueño tendrá el placer de presentarlo este verano en Coachella. En definitiva, Bad Bunny está en el mejor momento de una carrera que ha sido fulgurante en los últimos tiempos gracias al éxito de ‘Amorfoda’, ‘Soy peor’, ‘MIA’ con Drake o ‘Estamos bien’ o a sus varias y exitosísimas colaboraciones con Cardi B (‘I Like It’), Nio García y compañía (‘Te boté’ remix), Becky G (‘Mayores)’ o Cosculluela (‘Madura’).

Mientras parece que el próximo éxito de Bad Bunny será ‘Solo de mí’, otro tema un poco diferente a este despunta en su álbum y es ‘Otra noche en Miami’. Más cercano al synth-pop escuela ‘Drive’ explorado por The Weeknd en singles como ‘Starboy’ o ‘I Feel it Coming’, ‘Otra noche en Miami’ nos traslada directamente a un viaje en coche (parece que en un Mercedes o en un Maserati, aunque ni el mismo Bad Bunny se aclara) por la noche de una de las ciudades más pobladas de Florida… y de las más comentadas en el mundo del pop: ahí está el éxito de 1999 de Will Smith (quien ha colaborado con Bad Bunny) o las dos canciones llamadas exactamente ‘Miami’ que publicaron Kali Uchis y Nicki Minaj en 2018.

- Publicidad -

Producida por Tainy y La Paciencia, ‘Otra noche en Miami’ recorre efectivamente la noche de Miami, sus palmeras, sus rascacielos que iluminan toda la ciudad, sus playas… pero también es un viaje por la mente de Bad Bunny y su corazón roto. Y es que la que parece en principio una canción de Bad Bunny dedicada a sí mismo y a su éxito (“prendas en diamantes que cieguen cuando me alumbre, me diferencio de la muchedumbre”; “no voy a tiendas, pues yo soy dueño del mall”) se convierte pronto en una canción de desamor y arrepentimiento durante la cual el artista se da cuenta que “todo es superficial” y de que está cansado de que su “vida siga vacía”. Falta ella. “Ahora que soy rico, no tengo lo que tenía”, lamenta, “pues mi Rolex no brilla igual que tu sonrisa”.

- Publicidad -
- Publicidad -

Lo más visto

No te pierdas