‘Libertad obligada’ de Biznaga es una poderosa reflexión sobre la vida «influencer»

Por | 25 Mar 20, 11:59

En estos días de libertad coartada, Biznaga han publicado una canción llamada ‘Libertad obligada’. A espera de que llegue el momento en que lo que deseemos es estar en casa, hay que hablar de este gran tema incluido en el último trabajo de la banda madrileña, el Disco Recomendado ‘Gran Pantalla‘, que ha entrado en el top 5 de la lista de ventas española.

Como obra conceptual, ‘Gran Pantalla’ trata desde diferentes ángulos la adicción de la sociedad a las nuevas tecnologías y a las redes sociales, y ‘Libertad obligada’ no es ninguna predicción simpsoniana sobre la pandemia, sino una reflexión sobre la parte oscura, o más bien invisible, de la vida influencer. Recientemente, Revista Deriva ha publicado un interesante artículo sobre la auto-explotación laboral de quienes se dedican al mundo de la cultura y obligatoriamente utilizan la tecnología como medio de producción, y ‘Libertad obligada’ parece ir por ese camino cuando, en su primer verso, plantea que el protagonista de la canción «libremente se esclaviza»: «él trabaja desde casa, emprende, es entusiasta / altas cuotas de pantalla, de la noche a la mañana».

Sin embargo, ‘Libertad obligada’ pronto incorpora referencias a una «disciplina exhibicionista» y a un intercambio de «calderilla y dopamina» y poco a poco va quedando claro que el protagonista de la canción, que «mide el éxito en exceso» y es preso de los aplausos, es un personaje público que vende su propia imagen, porque «él mismo es su marca». En esta potente canción post-punk con guitarras en realidad muy luminosas y power-pop, las cuales la convierten en una de las composiciones más inmediatas y accesibles de un disco que ya es estas dos cosas de por sí, Biznaga llegan a una conclusión «obligada»: «pensaba que se realizaba, pero solo se explotaba». Posiblemente una crítica más amplia sobre ese capitalismo que ha pasado de explotar a la población a conseguir, mediante las redes sociales, que esta se explote a sí misma.

Etiquetas:
Share via
Send this to a friend