La versión funky de ‘Miracles’ que te hará descubrir la historia de Johnnie Frierson

Por | 08 Ene 21, 12:08

Bill Callahan, Bonnie «Prince» Billy y Ty Segall unen fuerzas en una de las canciones que ven la luz hoy viernes, una versión de ‘Miracles’ de Johnnie Frierson. La composición original, grabada de manera independiente en los años 90, pasa a transformarse, en manos del trío, en una producción de «nasty funk» que difícilmente habríamos imaginado por parte de los tres artistas involucrados. Era difícil hacer algo malo con una melodía tan buena, pero Callahan, Billy y Segall sorprenden dotándola de una base rítmica relajada y parsimoniosa y decorándola con sintetizadores ásperos y trompetas feístas que hacen pensar en la última Cate Le Bon. Como dato curioso, Megan Rhemy, más conocida como U.S. Girls, ha diseñado la portada del single. ‘Miracles’ es hoy la «Canción Del Día».

La versión de ‘Miracles’ sirve para volver a poner en el mapa la figura de Johnnie Frierson, un artista de «outsider gospel» lógicamente no tan conocido por el mundo que trabajó para el conocido sello Stax Records antes de abandonar la música para hacer el servicio militar durante la guerra de Vietnam. En los años 90, Frierson volvió a la música cuando decidió grabar un par de cintas de casete completamente por su cuenta, desde su casa, que él mismo llevó a tiendas y festivales de góspel de Memphis para venderlas. Hace unos años, el sello Light in the Attic, conocido por reeditar discos olvidados de gente como Donnie & Joe Emerson o Hiroshi Yoshimura, descubrió estas cintas en una tienda de empeños y en 2016 las relanzó.

El paso de Frierson por Stax Records en los años 60 fue breve: grabó dos singles con el grupo los Drapels y un tercero que fue editado bajo el nombre artístico de su hermana Mary, Wendy Rene. Este tema es ‘After Laughter (Come Tears)’, muy querido en el mundo del R&B y el hip-hop pues ha sido sampleado numerosas veces por artistas de estos estilos, de Wu-Tang Clan a Alicia Keys pasando, muy recientemente, por Ariana Grande. Entre los últimos trabajos que ofreció Frierson para el sello antes de irse a la mili fue grabar coros para Otis Redding.

Una vez volvió de Vietnam, Frierson no volvió a grabar música y trabajó de mecánico, carpintero y profesor mientras arrastraba un diagnóstico de estrés post-traumático por lo vivido en la guerra. Sus siguientes años tampoco fueron fáciles: a mediados de los años 80 perdió a su hijo de 16 años, y a principios de los 90 presenció un «tiroteo brutal» que también marcaría su vida. Fue en los 90 cuando Frierson decidió volver a la música y grabar una serie de canciones de soul y gospel intimista por su cuenta, reunidas en las cintas ‘Real Education’ y ‘Have You Been Good to Yourself’. Frierson fallecería en abril de 2010, a la edad de 64 años.

La Tienda JNSP