Taylor Swift vuelve «más fuerte que una moda de los 90» en la simpática ‘willow’

Por | 11 Dic 20, 9:05

Cuando aún no hemos terminado de digerir ‘folklore‘, cuando los fans de Taylor Swift aún están recibiendo las copias del vinilo que encargaron hace meses, la artista ha sorprendido con el lanzamiento de su obra hermana. ‘evermore’ es otro trabajo de folk-pop compuesto junto a Aaron Dressner de The National con las colaboraciones de Jack Antonoff y Justin Vernon, entre otros, y nuevamente centrado en la narrativa en cuanto a letras, y en los medios tiempos y las baladas en cuanto a composición musical. Puedes comentarlo en nuestros foros.

De primeras, se echa en falta en ‘evermore’ algo más de experimentación melódica, pero el primer single es de los clásicos y atrapa sin que puedas hacer nada por remediarlo. ‘willow’ es un encantador corte que, entre guitarras acústicas, violines y el sonido -menos perceptible- de la flauta y el glockenspiel, entre otros instrumentos, nos cuenta una simple historia de amor entre dos protagonistas que solo pueden ser Taylor y su pareja, el actor Joe Alwyn. Este vuelve a aparecer en los créditos de ‘evermore’ con el alias de William Bowery pero no en esta ‘willow’ que ha sido compuesta por Taylor junto a Aaron Dressner y producida por este último, y orquestada por Bryce Dressner. Es la «Canción Del Día».

‘willow’ es «sauce» en inglés, y la imagen de este árbol, históricamente asociado a los sentimientos de nostalgia y melancolía, sirve a Taylor para reflexionar sobre su propia vida, como tantos poetas han hecho antes que ella. En la vida de Taylor caben el amor y la fama: por un lado, la cantante se muestra ilusionada por un hombre al que admira hasta el punto de llegar a ciertos sentimientos de dependencia e incluso desesperación («cuantas más cosas dices, menos cosas sé, allá adonde vas, yo te sigo, te ruego que me cojas de la mano») y, por el otro, la artista se empodera a sí misma gracias al trabajo, dejándonos una frase tan simpática como: «me daban por acabada una y otra vez, pero yo vuelvo más fuerte que una moda de los 90».

La propia Taylor ha explicado que ‘willow’ es una canción que habla sobre la «intriga, el deseo y la complejidad» que nacen de haber conocido a alguien a quien «deseas» y ha indicado que la canción «suena como si lanzaras un hechizo a esa persona para que se enamore de ti».

Haciéndonos soñar en esa misma época, la de los videoclips multimillonarios que parecían películas «blockbuster», el vídeo de ‘willow’ vuelve a ser una señora superproducción al alcance de no tantos artistas. Una fantasía histórica ambientada en el Estados Unidos rural de finales del siglo XIX que empieza donde acababa la de ‘cardigan’ y en la que vemos a Taylor sumergirse literalmente en la historia de su propia vida, e incluso saliendo de su piano, para finalmente encontrar el amor en los brazos de un hombre interpretado por Taeok Leek, un antiguo bailarín de la gira de ‘Red‘.

Etiquetas:

La Tienda JNSP