10 libros para leer en la tumbona este verano

Por | 21 Jul 15, 12:02

Éxitos sorpresa, thrillers femeninos vuela-páginas, relatos generacionales, crónicas de la contracultura, antologías periodísticas, novelas de culto o cuadernos de verano para adultos. Diez recomendaciones literarias para devorar a la sombra mientras aprieta el caloret.

mypictr_210x323 (1)‘También esto pasará’ de Milena Busquets: La novela que más me he resistido a leer en mucho tiempo es también una de las que más me ha gustado. La idea de abrir un libro autobiográfico ambientado en el Cadaqués pijo de los nietos de la Gauche Divine escrito por una periodista especializada en moda hija de una editora célebre (Esther Tusquets), me daba más repelús que escuchar una canción de un delantero del Real Madrid. Por muy fenómeno-editorial-vendido-a-no-sé-cuántos-países que fuera, lo cierto es que esta novela atufaba a chick-lit desde Portlligat. Pero no. Milena Busquets consigue que me trague mis prejuicios y los escupa en forma de elogio. Así, entre tos y tos, decir que ‘También esto pasará’ (Anagrama) es una novela fabulosa, una conmovedora carta de amor a una madre fallecida y un melancólico, precioso y preciso relato generacional. Viejóvenes, lo acabareis diciendo: “Yo soy Blanca”.

mypictr_210x323‘La chica del tren’ de Paula Hawkins:
El ‘Perdida’ de este año. O casi. Un habilidoso best seller que se sube al tren de la moda de los thrillers femeninos con un ojo puesto en Gillian Flynn y otro en Hitchcock. No está a la altura de ninguno de los dos referentes pero se disfruta como si lo estuviera, como quien en vez de ‘La ventana indiscreta’ se traga un buen giallo setentero. ‘La chica del tren’ (Planeta) narra, por medio de tres voces femeninas, la historia de una mujer borrachuza y fracasada que un día ve, o creer ver, algo turbio desde el tren que le lleva todos los días a Londres. A partir de esta clásica premisa argumental, la autora elabora un eficaz thriller psicológico, lleno de giros inesperados (y otros no tanto), cuya diversión se encuentra más en el trayecto que en la llegada. La novela perfecta para leer en el cercanías sentado al lado de la ventana.

arton1368-b20fa‘Vente a casa’ de Jordi Nopca / ‘Sexo tras unos días sin vernos’ de Tao Lin: Los relatos son para el verano. Leerte un cuento en la playa o en la pisci mientras “haces la digestión” es uno de esos placeres estivales que a uno le acompaña desde la infancia. Para ello, dos recomendaciones. La primera: ‘Vente a casa’ (Libros del Asteroide), una decena de relatos escritos por el periodista Jordi Nopca sobre el malestar cotidiano que acompaña a los jóvenes urbanitas de la Barcelona actual. Películas, discos, libros, crisis económica y parejas en crisis. Un tragicómico retrato generacional teñido de melancolía e ironía. La segunda: la colección de toda la narrativa breve de Tao Lin editada por Alpha Decay. Un volumen de obligada lectura para todos los fans del pope de la Alt Lit y una oportunidad para que todos sus haters –entre los que me cuento… ¿o contaba?- rebajen un poco su nivel de animosidad. El autor de ‘Taipei’ es muchísimo más llevadero y hasta interesante en dosis pequeñas.

mypictr_210x323 (2)‘Chap Chap’ de Kiko Amat: Si estás navegando por una web como Jenesaispop, supongo que te suena el nombre del periodista musical y escritor Kiko Amat. Si has llegado a través de Google, decirte que Amat lleva varios años escribiendo en Rockdelux, La Vanguardia o la desaparecida GoMag, y es autor de cuatro novelas. ‘Chap Chap (Una antología confesional)’, editada por Blackie Books, es una recopilación de sus mejores (y “peores”) artículos, una selección de textos sobre temas y personajes diversos (desde el Garaje rock a la vasectomía, de Juliette Lewis a Julio Iglesias) donde el verdadero protagonista es el propio Amat: su vida y alrededores, y su prosa vibrante y rumbosa. Leer treinta artículos suyos del tirón (no los he contado pero debe haber casi cien) es como estar tres horas escuchando a un amigo divertido pero demasiado… eufórico. Leer cinco, es como disfrutar del tipo más gracioso, elocuente e ingenioso del bar.

mypictr_210x323 (3)‘LSD Flasbacks’ de Timothy Leary / ‘Tiempo de soñar’ de Geoffrey O’Brien: La explosión de la contracultura estadounidense de los sesenta contada desde dos puntos de vista: el de uno de sus principales impulsores, el psicólogo Timothy Leary, y el de uno de sus más singulares comentaristas, el periodista Geoffrey O’Brien. La primera, ‘LSD Flasbacks’, es una fascinante autobiografía del sumo sacerdote del ácido lisérgico, del “hombre más peligroso de Estados Unidos” según Nixon. El libraco, de casi 700 páginas (pero de ritmo casi anfetamínico), es una oportunidad para acercarse a la vida y el pensamiento revolucionario de Leary en primera persona, sin los intermediarios que muchas veces han tergiversado sus ideas. La segunda, ‘Tiempo de soñar’, es una mirada al pasado teñida de lirismo; un collage de recuerdos, sensaciones y referencias culturales que desmonta estereotipos y construye una personalísima visión de una década donde todo parecía que iba a cambiar (y no lo hizo). Los dos libros están publicados por Alpha Decay.

mypictr_210x323 (4)‘Todos mis amigos son superhéroes’ de Andrew Kaufman: Edición décimo aniversario de un libro de culto. El debut como escritor de ficción de Kaufman, uno de los (pen)últimos one-hit wonder de la literatura contemporánea, es una irónica y cautivadora fábula sobre el amor y la amistad; un relato fantástico lleno de encanto y agradablemente ñoño (y quizá también algo repetitivo), que en esta edición de Turner viene acompañada por las ilustraciones de Marc Torrent. El autor canadiense mezcla con mucha habilidad lo ordinario con lo extraordinario para construir, por medio de la sublimación de la singularidad, de las rarezas que nos definen y nos distinguen, todo un universo superheroico que deviene en esquinado tratado psicológico. La novela perfecta para que la adapte Michel Gondry.

mypictr_260x323‘Cuaderno Blackie Books’ / ‘La vieja tigresa o el erotismo en la senectud’: Dos clásicos anuales perfectos para llevarlos a la playa. Dos libros capaces de crear alrededor de sus lectores un escudo de diversión y felicidad antiagresiones musicales y conversacionales de chiringuito. Los dos ofrecen más de lo mismo. Más pasatiempos, juegos, tests y curiosidades plagadas de sentido del humor sobre cultura pop, deporte, sexo o comida en el cuarto volumen del cuaderno de vacaciones para adultos de Blackie Books, y más ocurrencias chorras, ideas divertidas, ideas aún más divertidas y relámpagos de genialidad acerca de rampas, viejas, cristos, Iker Jiménez e imposibles físicos en el nuevo libro del gran Miguel Noguera. Lo dicho: dos clásicos para repetir cada año.

  • Ignasi

    Qué poco sentido crítico y qué poco originales sois.

  • Condiloma Ediciones

    ¡No me jodas! ¿y el ¡MARICONES DEL ESPACIO! qué? ¡Pero si es la única colección verdaderamente original publicada en España desde que se editaron los DVD’s de Verano Azul! ¡Me niego a que la gente lea libros nefastos como los que has mencionado antes! En nuestra web oficial tenemos disponibles EN DESCARGA DIRECTA Y GRATUITA todas nuestras publicaciones: ¡MARICONES DEL ESPACIO! – ¡CHAPARRÓN DE POLLAS! – ¡NOS IMPORTA TRES COJONES! y nuestra última sandez: ¡TU VIDA DA UN ASCO QUE TE CAGAS! ¡Basta ya de literatura mojigata y desaborida! ¡ESTE VERANO SE LLEVAN LOS ‘MARICONES’! :D ¡BIEEEEEN!

  • Condiloma Ediciones

    El ¡MARICONES DEL ESPACIO! hace más con tu perfil. Como dicen en tu pueblo: ¡¡Andalant, fes-hi una ullada!!

  • Ignasi

    A mí háblame normal o de Goethe.

  • Javerit Langoyo

    buff… yo mejor sigo esperando a que G.A. Bécquer escriba algo…
    P.D: el año que viene toca libro de Paquirrín

  • Condiloma Ediciones

    Ok: Eres un pamplinas y Goethe está muerto.

  • Javerit Langoyo

    la verdad es que se suele decir “saboria”, si bien es cierto que tendria más lógica tecnicista poner “desaborida” pero ya sabes como somos los sureños

  • Condiloma Ediciones

    El andaluz debería ser una lengua cooficial, como pueden ser el catalán, el euskera o el gallego. Debería estudiarse en las escuelas y debería tener también su propio diccionario. Es material que no debe perderse.

  • Interesante. Sacan un artículo de libros y no hacéis sino quejaros. Que gente más pesimista y soberbia. Esto no es un decálogo, son referencias de algunos libros ¡y alguno puede servir! O ninguno. O más de uno. Según cada cual.

  • Florencio Barranco
  • ◄ icanogar

    Estoy de acuerdo en que el andaluz debería fijar su ortografía y adquirir prestigio. Pero no creo que sea una variedad en peligro de extinción.

  • Javerit Langoyo

    yo comentaba un poquito de coña, no he leído ninguno así que en realidad, no tengo criterio al respecto. Así a priori no creo que me gusten, por otra parte

  • No lo decía por nadie en particular sino por una actitud en general hacia estos artículos de libros que son más de agradecer que otra cosa. De todas formas tu comentario parecía chistoso, irónico mayormente. Nada que objetar. Por cierto, nombras a Gustavo Adolfo Bécquer. Yo soy más de clásicos, que también me gusta leer contemporáneo, pero con clásicos solamente podría sobrevivir tranquilamente.

  • Javerit Langoyo

    yo igual, siempre digo que soy más de clásicos, la verdad. Aunque como escritor (contemporáneo, de momento) esté tirando piedras contra mi propio tejado, en cierto sentido

Playlist del mes

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Send this to a friend