‘Cautiva’, demasiado real para que te guste

Por | 26 Jul 13, 13:10

cautivasNo hay tiempo para respirar en ‘Cautiva’. Así lo ha querido Brillante Mendoza, director de esta película presentada hace un año en el Festival de Berlín que arranca, sin concesiones ni prólogos, con el secuestro de un grupo de turistas en un hotel. No hay presentación de personajes, no hay lugar para que el espectador se encariñe con ellos y, por supuesto, no hay tiempo para arrancarte más tarde lágrimas falsas fruto de una empatía provocada. Nada.

Esta apuesta narrativa, complicada y valiente, es lo más loable de la película. Al fin y al cabo, gracias a ello se aleja del tono de telefilme que suele acompañar a estas historias para, en su lugar, convertirse en un falso documental no apto para personas lloronas. Y es que el director te obliga a asistir al calvario de este grupo de secuestrados por terroristas islamistas en una isla de Filipinas sin más arma defensiva que tu impotencia, provocada por esa distancia emocional que, al principio, interpretas como que no te ha gustado la propuesta y que, una vez que lees cómo se llevó a cabo el rodaje, comienzas a apreciar y respetar.

Porque ‘Cautiva’, tal y como ha contado Mendoza, se planteó desde el principio como una intención de reflejar con precisión la realidad sin trucos. Por eso, se apostó por la inmersión total de los actores en el entorno, para que lo imprevistos que aparecían en la jungla, ya fueran serpientes o ya fueran escopetas, sudaran verdad. Ni siquiera se conocieron antes de comenzar la grabación de la película para que los lazos afectivos que surgieran entre ellos, o con los secuestradores, no parecieran falsos. Claro que contando con Isabelle Huppert como protagonista, saltar a este vacío es hacerlo con red de seguridad. Estando ella y sus gritos y sus llantos, el peligro ni se respira.

Pero a pesar de las buenas intenciones, la máquina no termina de encajar como debiera. Da la sensación de que lo conseguido en el rodaje se ha machacado en la fase de montaje, que se presenta entrecortado y abusa de los fundidos a negro para transitar de una secuencia a otra durante dos horas, hasta que de repente, y de manera totalmente precipitada, todo para. ¿Demasiado abrupto? Tu nivel de morbosidad te dará la respuesta. 6,8

  • aventurero

    Ya sé que no soy muy original, pero es que cada vez que lo veo me chirría:
    Las puntuaciones.
    Demasiada precisión: (6’8)
    En un disco tampoco lo veo, pero todavía podría llegar a ser defendible. Cada canción tiene una nota y luego se hace una media o algún otro método parecido.
    ¿Pero las películas? ¿Habría ganado unas décimas si la fotografía hubiera captado mejor los brillos del sol?
    En mi opinión, para una peli lo mejor son las 5 estrellas (5-imprescindible, 4-recomendable, 3-para pasar el rato, 2-regular, 1-mala)

  • Órgano de Corti

    Vosotros siempre recomendando pelis muy alegres y entretenidas, ¿eh?

Send this to a friend