Johnny Cash / Out Among the Stars

Por | 31 Mar 14, 22:22

johnny-outSi sólo conoces los grandes éxitos de Johnny Cash de los años 50 y sus grabaciones con Rick Rubin del final de su carrera, debes saber que hay grandes discos entre esos dos extremos temporales. Además de sus célebres y vibrantes directos de los 60, grabados en las cárceles de Folsom y St Quentin, álbumes como ‘Blood, Sweat And Tears’ (1963) o ‘Any Old Wind That Blows’ (1973) son algunos de entre muchos pequeños tesoros ocultos. Incluso en los 80 los lanzamientos discográficos de Cash mantuvieron un buen nivel, contrariamente a lo que se ha escrito por ahí en los últimos años. El problema de este artista en aquella década crucial fue más bien encontrar su sitio conforme su público avanzaba en edad y el panorama musical cambiaba más y más. En ese contexto se grabaron precisamente las canciones que reúne este ‘Out Among the Stars’: sesiones producidas en 1981 y 1984 por el A&R de Columbia Billy Sherrill, en las que trataron de presentar una colección de canciones que convenciese al sello en una época de ventas especialmente bajas para el artista. Cosa que no ocurrió finalmente, lo cual hizo que el sello archivara el proyecto y todos se olvidaran de él. Pocos años después Columbia prescindiría totalmente de Johnny, que acabaría marchándose a Mercury.

John Carter Cash, hijo de Cash y June Carter, lleva años recopilando y catalogando las pertenencias de sus padres desde su muerte hace una década, y entre las toneladas de material (objetos, cartas, instrumentos… “mis padres lo guardaban todo”, ha declarado) aparecieron decenas de cintas magnéticas. Tras enviarlas a digitalizar, John comenzó un lento trabajo de escucha, y entre las sorpresas que se encontró ésta fue la más llamativa, un álbum prácticamente completo del que todos, la CBS incluida, parecían haberse olvidado. Así que tras llamar a algunos artistas para acabar los pocos cabos sueltos que quedaban (el guitarrista Marty Stuart, que tuvo que terminar alguna canción en la que ya había participado hace 30 años, o el exquisito “dobrista” Jerry Douglas), John se dedicó a mezclar el disco con mucho mimo y gusto. Queda a la imaginación el pensar cómo habrían sonado estas canciones de haber sido mezcladas en los 80, aunque seguramente habrían acusado algunos de los tics de la época (baterías agudas, efectos digitales), si bien los discos de Cash nunca estuvieron entre los más “damnificados” por los sonidos entonces en boga. Por esa razón, el renacimiento de estas canciones tiene el valor añadido de haber sido terminadas con una producción sobria y hermosa sin incurrir en el sacrilegio revisionista de la remezcla, ya que nunca llegaron a estar terminadas.

‘Out Among the Stars’, pues, parte de una premisa muy atractiva, además de mostrar a un Cash en plenitud de facultades vocales, y de tener el gancho extra de su inesperado desenterramiento. Con todo, y ateniéndonos estrictamente a lo musical, el disco se queda simplemente en bueno, con momentos verdaderamente brillantes pero algunos menos interesantes. Es decir, no especialmente mejor ni peor que otros discos de la época, como por ejemplo el notable ‘Johnny 99’, de 1983.

Se trata de una colección de canciones que combina medios tiempos de country clásico, como la inicial ‘Out Among the Stars’ o ‘Tennesse’, dos piezas verdaderamente brillantes, arregladas (o re-arregladas, según el caso) con exquisitez, dúos (dos con June, uno con Waylon Jennings), y algunas piezas más trepidantes. El primero de los dúos, ‘Baby Ride Easy’, es la favorita de John Carter Cash, que la declara “tan buena como ‘Jackson’”, y realmente es estupenda, un tema de Richard Dobson que el matrimonio interpretaba a menudo en directo. Los aciertos del disco, como en este caso, tienen que ver con la elección de canciones. Cuando ésta patina, como en el caso de temas como ‘After All’, el disco se desinfla. Pero cuando da en la diana, como con la extraordinaria ‘She Used to Love me A Lot’, la historia de un hombre que intenta en vano reavivar un viejo romance, todo resplandece. Cash convierte un gran tema que en su versión original suena hermoso pero no imprescindible en algo relevante y con profundidad, un clásico instantáneo a añadir a su larga lista de aciertos a través de las décadas. Es éste el momento cumbre del disco, cuando nos recuerda el poder del bajo-barítono de Johnny Cash, esa arma capaz de revestir de majestuosidad casi cualquier canción, como demostraría años después de la mano de Rick Rubin. No sorprende por tanto que la canción haya sido elegida como single de lanzamiento, habiendo sido incluso remezclada por el ubicuo Elvis Costello.

Más adelante, ‘If I Told You Who It Was’ o ‘I Drove Her Out Of My Mind’ no ofrecen nada especialmente llamativo y pasan más desapercibidas, dejando la sección central del álbum algo desangelada. ‘Tennessee’ y ‘Rock and Roll Shoes’ recuperan el tono cada una en su estilo: respectivamente una melancólica reminiscencia de su tierra, y una pieza con ecos rockabilly que en palabras de John Carter Cash, “revive la energía que mi padre tenía en los primeros 80, y su gran creatividad”. ‘Don’t You Think It’s Come Our Time’ es otra joya a dúo con su mujer, cuya voz aporta ese inconfundible tono “old time”, reforzado por los brillantes e inconfundibles arreglos de dobro de Jerry Douglas.

Tan sólo aparecen dos canciones escritas por el propio Cash en el disco: la correcta ‘Call Your Mother’ y la hermosa ‘I Came To Believe’, que aparecería en ‘American V’ muchos años después, pero que en su versión primigenia al piano encierra la esencia de un canción que según su hijo, “es muy personal y muy sincera”. La escribió durante su período de recaída en diversas adicciones a primeros de los 80 (“No podía controlar los problemas que yo mismo me había buscado / así que lo empeoré echándoselos encima a otra persona”). Su belleza solemne la hace el cierre ideal para este disco que sin ser perfecto contiene suficiente material interesante en sus 36 minutos de duración para hacerlo muy disfrutable.

Calificación: 6,8/10
Te gustará si te gusta: el Johnny Cash menos evidente en las últimas décadas pero el más auténtico (el que hacía Country clásico)
Temas favoritos: ‘She Used to Love me A Lot’, ‘Baby Ride Easy’, ‘I Came To Believe’
Escúchalo: Deezer

Etiquetas:

La Tienda JNSP