Panda Bear: “Mi meta es presentar algo que tenga una perspectiva única”

Por | 12 Ene 15, 9:41

pandabearPanda Bear visitó Madrid el pasado mes de diciembre para promocionar su nuevo disco, el Recomendado ‘Panda Bear Meets the Grim Reaper‘. El miembro de Animal Collective se muestra tímido pero nada esquivo cuando le preguntamos por el fondo de este álbum, su participación en el último disco de Daft Punk o el sonido de la década que vivimos.

¿Crees que de alguna forma fue un error sacar un EP al tiempo que se anunciaba el disco? Me da la sensación de que el EP ha pasado desapercibido y va a quedar infravalorado.
No, no me arrepiento. Había sonidos que no cabían en el disco. Grabé unas 19 canciones y había algunas de ellas que contaban una bonita historia que podías seguir. Luego había otras que no eran muy buenas o que no podían encajar en esa historia. El disco es como un menú de degustación en el que hay un poco de esto, otro de lo otro y otro de otra cosa. El EP era como un snack, como un aperitivo despertando el apetito antes de la comida. Que quede infravalorado probablemente es bueno, es mejor estar infravalorado que sobrevalorado.

¿Estás tan orgullo del EP como del disco?
Sí, es difícil hablar de ello sin menospreciarlo, pero es como menos poderoso, tiene una visión menos centrada… es un paso hacia el álbum. Es un ente mucho más modesto.

Mucha gente ve tu música como la música experimental más interesante que se hace actualmente, la más moderna, etcétera. Luego hablaremos sobre eso, pero primero me gustaría preguntarte sobre tus sentimientos hacia la música pop. En las canciones del EP hay muchos ganchos, el single es muy fácil de recordar desde el principio. ¿Crees que haces música pop?
Sí, no tengo que pensar mucho para darte esta respuesta. Sí, era mi misión esta vez hacer música con la que hablara el mismo lenguaje que las bandas de pop: lo que oyes en la radio, en televisión, en anuncios… Quería dar a mi música los elementos de esa música que escuchan millones de personas. Quería vestir a mi música con ese disfraz, así que los ritmos son ritmos muy similares a los que oyes en la música pop, lo cual ha sido muy distinto para mí. Antes hacía lo opuesto, pero ahora uso ese tipo de ritmos, las voces están muy altas… Son bastante simples. Probablemente es difícil de digerir para alguien que no conozca mi música, pero lo he planteado casi como un caballo de Troya, ahora he querido hacer más familiares estas canciones.

Muchas veces habéis sacado disco en enero tú o Animal Collective…
Sí, ya, es un suicidio.

Me llama la atención porque por filtraciones o adelantos terminamos oyendo el disco en Navidad, con todas esas melodías que suenan a Beach Boys. Casi parece intencionado…
No, no es intencionado, aunque los chicos de la banda también lo dicen. A todo el mundo le gusta la música de Navidad, así que estupendo.

Bueno, en realidad la programas para después de Navidad… no antes.
Estoy contento de que sea después de Navidad, llevándonos hasta la primavera, porque el disco habla sobre el cambio. La secuencia del disco, la historia que cuenta, es una identidad que se va disolviendo. La primera parte es casi como sumergirte, bucear en la psicosis, con sonidos confusos, es más agresiva. Luego hay un desierto, hay un par de canciones que flotan en un limbo sin ritmo. Y el último tercio es como “es después de Navidad y la gente debería ver el renacer de la primavera”. Hay un vínculo psicológico en estas canciones.

Me pregunto qué piensas, como perfeccionista, del modo en que los periodistas escuchamos vuestra música con antelación, porque a veces no es con una calidad óptima…
¿Cómo escucháis el disco, si no te importa que te lo pregunte?

“Con poca calidad, cuanto más detalle tiene la música que creas, más va a sonar a basura”

Te mandan un streaming con marca de agua, pero no tienes manera de transportar esa música a un buen equipo, de manera que cuando empiezas a escuchar el disco, no estás seguro de qué tipo de sonidos estás escuchando. Por eso me ha hecho gracia que hayas hecho referencia a los “sonidos confusos” del principio del disco… Yo los había oído, pero no sabía si se debían a la calidad de mi copia o eran así.
Entiendo la lógica de hacerlo así, pero es frustrante, sí. Cuanto más detalle tiene la música que creas, con poca calidad, más va a sonar a basura.

Háblame de ‘Boys Latin’, es un título extraño y el ritmo que contiene es bastante sucio, pero también contiene luz. ¿Qué la inspiró?
Es una especie de ejercicio sobre la relación entre personas y animales, sobre la nobleza de los animales, que no tienen otra elección que concentrarse en sobrevivir; y cómo los humanos sólo quieren posesiones materiales. Nos preocupamos por cosas que en realidad no importan en absoluto, así que no alcanzamos todo el potencial que nuestra conciencia puede ofrecernos. La canción era sobre encontrar semejanzas y parecidos entre ambos. De eso van estas canciones. Está bien que veas los ritmos oscuros y la luz, porque es eso mismo de lo que habla la canción.

No tengo los créditos del álbum, pero en la segunda parte hay sonidos muy bonitos, con una canción con sample de Debussy, ¿verdad?
Sí, ‘Lonely Wanderer’ tiene un sample de Debussy y ‘Tropic of Cancer’ tiene otro del ‘Cascanueces’ de Tchaikovsky.

¿Qué querías transmitir en esta parte del disco?
Es como el limbo, los momentos de mi vida en que me he visto forzado a adquirir una nueva imagen de mí mismo: la muerte de un miembro de mi familia, o la ruptura de una relación, mudarme a otro país, esas transiciones…. Es un doloroso proceso por el que pasar. Así que eso es lo que representan mentalmente para mí. Esta parte del disco es como un desierto. Cuando pensaba en la secuencia, ‘Tropic of Cancer’ hablaba de cierta falta de personalidad. Después de eso, las cosas se vuelven nuevas, grandes… las identidades empiezan a crecer con nuevas caras. Esas canciones representan el limbo antes de eso.

Quizá en España alguien le dé algún significado distinto, porque esa pieza de Debussy fue usada en un programa muy conocido de los 80’s para niños.
¿En serio? ¡Me gusta eso!

Y tú no tienes nada que ver con los 80…
¡No! No, pero todo gancho de una canción que te meta en esa canción, cuando un elemento captura tu oído y te produce una experiencia… es algo excitante.

¿Dónde podemos percibir a Sonic Boom en este disco?
Un montón de intros, outros, las conexiones son cosas que ha hecho él. En ‘Come to Your Senses’ el outro es suyo. Más que en ningún otro álbum, aquí hay un productor claro. Es un disco muy Sonic Boom, hay muchas cosas que tienen su toque de producción definitivamente.

“Simplemente trato de tener los pies en la tierra y hacer algo mejor cada vez. Claro que molaría ser recordado, pero quién sabe”

Constantemente hay un revival de los 70’s, de los 90’s… Obviamente tú haces algo realmente diferente, ¿crees que construyes el sonido de esta década? Esta pregunta es grande, pero…
Estaría bien, pero no podría asumir que eso es lo que está pasando. Para mí la meta es excitante: presentar algo que tenga una perspectiva única. Pero sea así o no, está fuera de mi control. No hay nada positivo que pueda salir de que yo pase tiempo pensando eso. Simplemente trato de tener los pies en la tierra y hacer algo mejor cada vez. Claro que molaría ser recordado así, pero quién sabe.

¿Qué crees que será recordado de esta década?
Es muy complicado. Piensa en Nick Drake, estaba destrozado por no ser reconocido, aquello le mató. 30 años después todo el mundo -bueno no todo el mundo, pero ya me entiendes- conoce sus canciones. Pasan cosas muy extrañas e inesperadas. Muchas cosas adelantadas a su tiempo no tienen reconocimiento hasta mucho después. Es imposible adivinarlo. Si tengo que decir algo, me alegro de que cualquiera que sea el nivel de reconocimiento que he tenido, creo que lo que he hecho más o menos ha sido entendido en su tiempo.

Estuviste en el disco de Daft Punk y ha tenido que ser muy excitante, para mucha gente su disco ha sido una obra maestra, para otra era un poco “cheesy”… Cuéntame algo sobre tu participación en ese álbum, ¿cuál fue tu tema favorito o lo que menos te gustó?
Fue un sueño hecho realidad, era muy fan desde su primer disco, fue una influencia al ir haciéndome mayor. Fue muy emocionante que se convirtiera en realidad. Me encantó el disco. No vi la parte “cheesy”.

Bueno, tu canción no lo era…
El disco empieza con el concepto del disco presentándose con la frase “Let the music of your life / (give life back to music)”, esas son las palabras por supuesto. Y mi interpretación es esta: recordar la música que les inspiró a hacer música y luego volver a ella a través de su propia música. Esa parece la idea. Nuestra canción representa dónde están sus cabezas ahora. Así el disco tiene sentido. Me encanta la canción de Paul Williams. La idea era hacer canciones que fueran como un viaje y es en esa canción donde se aprecia más, es la más afectada, empieza con bastante espacio, luego aparece la voz, hay una parte coral, luego pasan más cosas… Ahí está el truco. El disco de Ariel Pink también hace eso y es impresionante para mí.

La primera vez que fui a Lisboa me impresionó mucho: clubs alternativos, tiendas de vinilo muy buenas, discos muy baratos… Es uno de mis lugares favoritos. ¿Cómo ves tú la ciudad?
No voy a muchas tiendas de discos. Clubs sí. Estaba el Fragil que era el sitio al que ir en los 90, luego la persona que lo llevó abrió el Lux y es como el gran club de la ciudad. Mola mucho. Lo que más me gusta es que gastan mucho dinero en dejar el club justo como quieren, en los flyers, en que todo sea perfecto… y se preocupan mucho de la experiencia. No es sólo hacer dinero, sino crear grandes experiencias. Para mí Lisboa es otro mundo, una fantasía, muy diferente al lugar donde me crié.

Para terminar, no puedo evitar hacer una pregunta estúpida.
No hay preguntas estúpidas.

“Cada vez que ensayo en casa, mi hija se siente avergonzada y humillada”

Esta sí lo es. Leí tu entrevista en Pitchfork de octubre porque pensaba que ibas a revelar cómo sonaba este disco, pero en realidad hablabas más que nada de tu familia, de tu mujer y de tus hijos. Desde entonces, me pregunto qué ha significado para tus hijos que tengas un nombre tan infantil como Panda Bear, porque a todos los niños les encantan los osos pandas.
Mi hijo tiene 4 años y no es lo suficientemente mayor para darse cuenta, pero le interesa la música. Mi hija, de 9 años, siempre está dibujando, es más visual. No se preocupa de mi música, se pone la radio. Está avergonzada de lo que hago. Fue a un concierto mío y dijo que sonaba “demasiado alto” así que no quiere volver a otro porque va a sonar “demasiado alto”. Cada vez que ensayo en casa se siente avergonzada y humillada. Cuando canto en casa no lo puede soportar, hace: “¡¡oh!”. Así que lo de llamarme Panda Bear no ha ido ni a un lado ni a otro, mi hija no puede soportarme como músico. Eso es todo.

Etiquetas:
  • jimmij

    Jaja me da mucha pena lo de su hija! Pobre Panda Bear, parece bastante desesperanzado con el tema, espero que con el tiempo la hija le vaya cogiendo el gusto a la música de su padre…

  • salava

    Los niños no mienten ni leen revistas en las que te dicen lo que tienes que decir que te gusta :D

Send this to a friend