Billie Eilish / dont smile at me

Por | 30 Oct 17, 15:01

billie-eilish-dont-smile-at-me“Alright dude, go trip over a knife”. Esta frase de ‘my boy’ es una de las favoritas de los fans de Billie Eilish, y ha acabado viralizándose, pero no es el único momento inquietante que podemos encontrar en sus letras: en ‘watch’ habla de quemar el coche del tío que ha jugado con sus sentimientos, en ‘hostage’ de una posesión extrema en una relación hasta el punto de querer secuestrarle, y lo más heavy viene en ‘bellyache’, donde habla de cómo ha matado a sus amigos y también a su novio. Todo esto sorprende especialmente si hablamos de una cantante que tiene 15 años y de la que, se supone, esperaríamos un contenido dulce… y esto no es ‘Come Clean‘ precisamente (temazo, dicho sea de paso). La edad es un tema por el que siempre le preguntan a Eilish, que dice estar cansada de tener que responder siempre a “¿qué se siente teniendo 15 años y este éxito?”. Comprensible, pero también lo es el hecho de que llame tanto la atención su edad: con solo 13 años, compuso ‘Ocean Eyes’ junto a su hermano, el también músico y actor de ‘Glee’ Finneas O’Connell (curiosamente tienen, como Rosalía, una grabación casera versionando ‘Thinkin Bout You’ de Frank Ocean). La compusieron como un favor para una coreografía de su profesor de danza contemporánea (a lo que quería dedicarse hasta sufrir una lesión del cartílago de crecimiento), pero la canción fue ganando popularidad hasta el punto de que acumula, entre la original y sus remixes, más de 60 millones de reproducciones en Spotify, sacó un EP recientemente y anda ahora en una gira mundial que le lleva por EEUU, Australia o Suecia. Datos espectaculares sobre todo si tenemos en cuenta que no estamos ante el típico producto adolescente a lo Disney ni mucho menos… sorry Billie, entiende que es normal que les tengas tan desconcertados.

A su precocidad ayuda desde luego haber estado rodeada de arte durante su infancia: sus padres son también músicos, desde los 8 está en el Los Angeles Children’s Chorus, a los 11 empezó a componer sus propias canciones y, un par de años después, empezó a interesarse por producirlas, y a verse influenciada por gente como Tyler the Creator, Lana del Rey, Spooky Black o Aurora. Tras fichar por Interscope, tenemos la primera muestra de todo esto: ‘dont smile at me’, en el que se mezclan cosas como el trip-hop, el trap, las murder ballads, bien de sintetizadores y autocoros, algún toque grunge y, por supuesto, mucho pop. Las dos primeras están presentes en la encargada de abrir el disco, la agresiva ‘COPYCAT’, que no es de lo mejor líricamente (el rollo ‘Two Steps Behind Me‘ no resulta muy creíble en alguien que acaba de empezar), pero es una buena forma de introducir el ambiente del disco. Más interesante es la letra de ‘idontwannabeyouanymore’, que no está dedicada a un amante como podría parecer, sino a ella misma y sus inseguridades. La ya mencionada ‘my boy’ sigue una progresión interesante, con clara separación de sonido entre estrofas y estribillo, y por supuesto con esa frase en el puente, todo un acierto como lo fue el “like, ever” de ‘We Are Never Ever Getting Back Together’.

El single con el que se presenta este trabajo es ‘bellyache’, videoclip incluido, donde se lamenta de lo que hace cuando actúa sin pensar (en un caso tan extremo como el asesinato), todo esto cantando sobre un guitarreo con base reggaetonera que culmina en esa mezcla de trap y electro-casi-dubstep del estribillo: la propia Eilish dice componer canciones “como quien ve películas, sin importar el género”. ‘party favor’, que es como una melodía de Regina Spektor a la que le hubiese puesto letra Lily Allen (“and I hate to do this on your birthday / happy birthday, by the way”), la intimista ‘hostage’ y ‘watch‘ son otros de los temas que no conocíamos, destacando este último. Y no podía faltar ‘ocean eyes‘, la canción de amor que ha sido su mayor éxito hasta el momento: eso de “no fair, you really know how to make me cry / when you give me those ocean eyes” suena bien tanto en su versión original como en sus remixes. Pero se echan en falta otras canciones que, por alguna razón, no han sido incluidas en el EP, como ‘Fingers Crossed‘ (la de la referencia a ‘The Walking Dead’), ‘Bored‘ (de la BSO de ’13 Reasons Why’) y, sobre todo, la nostálgica ‘Six Feet Under‘ (¿con referencia intencionada al ‘Breathe Me’ de Sia que cierra la serie homónima?).

En definitiva, ‘dont smile at me’ tiene puntos altos y bajos, pero es una buena carta de presentación de una artista a la que definitivamente hay que seguir la pista. Hay quien compara su momento actual con el de Lorde (curiosamente ‘my boy’ aparece en la playlist de la que os hablamos) justo antes de pegar el pelotazo con ‘Royals’ y, aunque no sabemos si llegará a ese nivel, sí es cierto que Eilish muestra, como la autora de ‘Melodrama‘ cuando sacó su EP ‘The Love Club’, algo distinto a lo que esperaríamos de alguien de 15 años, aunque su imagen es distinta a la de la neozelandesa. No en vano, el título del EP se debe a la incomodidad que le produce que la gente le sonría por la calle como fórmula de cortesía, ella prefiere su “resting bitch face” (palabras textuales de la estadounidense). Esto no se refleja, en cambio, en la relación con sus fans: dice que, por su edad (ahora sí la menciona ella), tiene muy cerca el haber sido fan de otros artistas, y que por ello quiere mimar a los suyos y –a ellos sí– sonreírles. La edad es, por tanto, y por muy manido que resulte, un tema inevitable a la hora de hablar del debut de Billie Eilish… y funciona como un arma de doble filo: se llevará alabanzas por el hecho de que “alguien de su edad” haya hecho equis cosa, pero también habrá quién se pregunte si su trabajo es bueno por sí mismo, o es bueno “para su edad”. La respuesta definitiva no la tendremos hasta que pasen unos años /hasta que tengamos más material suyo, pero a juzgar por este EP, parece más bien lo primero.

Calificación: 7,2/10
Lo mejor: ‘my boy’, ‘ocean eyes’, ‘watch’, ‘bellyache’
Te gustará si te gustan: Halsey, Lily Allen, la primera Ellie Goulding, SZA, Troye Sivan, Melanie Martínez, Lorde, Marina & The Diamonds, Lana del Rey
Escúchalo: Spotify

  • mardebering

    en el disco anda el Max Martin o el Antonoff?? por qué si es así ni lo escucho.
    cansinos.

  • victor noé

    Pero qué reseña tan larga para un EP pop del que no recordaremos nada en 3 semanas

  • Arjenis Rodriguez Jimenez

    Confieso que entro todos los dias a JNSP con la esperanza de que hablen sobre Collxtion II de Allie x o sobre el asombroso EP de LÉON, Sorround Me, la cual la conoci por ustedes. Ambas tienen mas que dar que esta chica. Please!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Send this to a friend