Goofies & Goonies: La Zowi, emoción y riesgo bajo toneladas de Autotune

Por | 24 Ene 18, 20:52

Por increíble que parezca, aún no habíamos dedicado un artículo –aunque sí hablado de ella– a la figura de La Zowi, sin duda una de las más carismáticas y controvertidas del nuevo pop urbano español. Lo cierto es que su falta de continuidad desde que la descubriéramos en el verano de 2015 con una ‘Baby Come and Get It’ que nos shockeó de inmediato. Ese vídeo con cuatro chicas en bikini, bebiendo purple drank y “comiendo molly como pica-pica” en la Barceloneta, mientras una de ellas cantaba sobre “quitarte al marío” como si se hubiera caído en la marmita de Autotune cuando era pequeña, es un hito del mal llamado trap hispano.

Aquel tema formaba parte de ‘Pesi – El Mixtape’ que ElMini, compañero de Yung Beef y Khaled en Kefta Boys (actualmente en el roster de El Segell del Primavera), curó con bases del hoy reputado Steve Lean –otro Pxxr Gvng– y fue especialmente discutido, sirviendo como objeto de burla para muchos –de forma significativa, en Youtube acumula 3.000 likes contra 4.000 dislikes–, muchos de ellos de machotes que cuando no trataban de insultar o humillar a la autora aseguraban quitar el sonido para masturbarse. El nivel.

Pero La Zowi no se achantó, más bien al contrario, y en 2016 volvió con tres temas que, con el paso de los meses, le dieron un mayor crédito. El primero fue ‘Mi chulo’, tema firmado con Lorena B(obbit) que, gracias a la adaptación posterior de El Último Vecino, abrió los ojos sobre el potencial lírico de sus versos, emoción a flor de piel y sincera para la calle. La melancolía de su base no está acreditada, pero es palpable que la parisina –nació allí y es hija de un tocaor flamenca– no es conformista con las producciones de sus temas. Además, es una de las pocas artistas del panorama que se ha apoyado en otra mujer para varias de sus contadas producciones. Me refiero a Zora Jones, artista barcelonesa que goza de un gran prestigio internacional –baste decir que el pasado año lanzó un álbum colaborativo en el que figuraba nada menos que JLin– y cuya audacia próxima al footwork es manifiesta.

Zora Jones firmaba la base de la enorme ‘Obra de arte’ (“bitch, soy una obra de arte, soy la Mona Lisa fumando tate”), como también lo ha hecho en la reciente ‘Bitch, te quemas’. La Zowi es selecta a la hora de lanzar sus temas y no se conforma con cualquiera –Gezin de los norteamericanos 808 Mafia produce ‘Tu o yo’, y otro yanqui, Old Young, hacía lo propio con ‘Random Hoe’–pero lo más llamativo de sus temas es la personalidad y la voz propia que ha logrado consolidar, sepultada en los efectos vocales pero única. El penúltimo escalón en su ascensión hacia ser tomada todo lo en serio que merece como artista –otra de sus señas de identidad es su estética, polémica pero cuidada– es ‘Llámame’, otro baladón que suena a respuesta a ‘Me perdí en Madrid’ (por si alguien lo desconoce, tiene un hijo en común con Yung Beef), la desesperación de alguien que pasa demasiado tiempo lejos de su amante. “Tengo Gucci pero no te tengo a ti” puede parecer frívola, pero rompe por dentro. Esta vez, la proporción de likes y dislikes es abrumadoramente favorable.

La Zowi es la estrella del club Fuego que este viernes, 26 de enero, tiene lugar en la sala Razzmatazz de Barcelona.

  • Ganso

    ¿Y qué diferencia hay entre esta y Maria Lapiedra?

  • victor noé

    Diosa.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Send this to a friend