‘Escuadrón suicida’: prefiero suicidarme a verla otra vez

-

- Publicidad -

‘Escuadrón suicida’: prefiero suicidarme a verla otra vez

escuadron-suicida-harley-quinnVaya veranito. ‘Independence Day: Contraataque’, ‘Jason Bourne’, ‘Mi amigo el gigante’, ‘Alicia a través del espejo’ y, para rematar, ‘Escuadrón suicida’. Ni un blockbuster realmente jugoso con el que relamernos este verano. Al final, cumple el de siempre: Pixar. Y eso que ‘Buscando a Dory’ no es, ni de lejos, su película más inspirada. Si lo comparamos con el año pasado, con ‘Del revés’, ‘Misión: Imposible. Nación secreta’, ‘Jurassic World’ o ‘Mad Max: Furia en la carretera’ (que aunque se estrenó unas semanas antes aguantó durante todo el periodo estival), podemos decir sin exagerar que estamos ante uno de los peores veranos cinematográficos de los últimos años, desde que Hollywood decidió estrenar sus superproducciones en los meses de más calor. Todavía faltan algunos: ‘Cazafantasmas’, ‘Ben-Hur’, ‘Star Trek: Más allá’… Pero, salvo quizá esta última, no hay muchas esperanzas de que esto remonte.

‘Escuadrón suicida’ prometía ser la mejor. Y es la peor. La adaptación del cómic creado por John Ostrander para DC en 1986 estaba destinada a convertirse en la alternativa a películas de superhéroes (o superantihéroes) irreverentes como ‘Guardianes de la galaxia’ o, especialmente, ‘Deadpool’. Pero, en vez de eso, les ha salido una parodia involuntaria. Es como si la hubiese dirigido El Joker. Todo es risible. Los conflictos dramáticos de los personajes, una broma. La pretendida irreverencia de la propuesta, un chiste adolescente. El guión, un gag malo repetido durante dos horas. El montaje, una burla a la fluidez narrativa. La selecciónmusical, una gracia demasiado obvia. La estética, una farsa. La acción, humor amarillo. La supervillana, un chascarrillo. Y así todo. Una risa. Pero una risa hastiada enunciada con los ojos en blanco. Ja… Já.

- Publicidad -

En realidad, los que deben estar riéndose a carcajadas son los de Marvel. Sobre todo después de ese “Fuck Marvel!” que soltó el envalentonado director David Ayer durante la presentación de la película. Y es que DC no da una. No consigue ni acercarse a ese “blockbuster definitivo” que lleva buscando desde ‘El hombre de acero’ (2013). ‘Batman v. Superman: El amanecer de la Justicia’ es muy mala, pero va a estar entre las más taquilleras del año (872.200.000). El problema es que su rival, ‘Capitán América: Civil War’, que es mucho mejor, ha arrasado: 1.132.900.000.

‘Escuadrón suicida’ también promete arrasar, pero con todos los Razzies. Dudo que haya una película este año cuya distancia entre expectativas y resultados sea mayor. Salvo la secuencia de presentación de los personajes y la llamativa estética de Harley Quinn, por decir algo, todo lo demás es como para cortarse las venas en el cine. Pero lo peor no es eso. Lo peor puede estar aún por llegar: ‘Escuadrón suicida II’… 1’5.

- Publicidad -
- Publicidad -

Lo más visto

No te pierdas

‘Cachitos’ se pone las botas con un especial «políticamente incorrecto»

Lolés León simulando una felación a Raphael, una fumada orgía con sangre de Los de Jaén...

La Prohibida recupera el tesoro ‘Determinista’ de Parade

Entre los daños colaterales que nos ha dejado la pandemia, el cierre de clubs nocturnos, Boite incluida. El público...