Teyana Taylor / K.T.S.E.

Por | 23 Jul 18, 9:21

La carrera de la cantante, actriz, bailarina y modelo de Harlem Teyana Taylor está desde hace rato ligada a Kanye West. Pocos recuerdan o saben que Taylor hizo coros en dos canciones de ‘My Beautiful Dark Twisted Fantasy‘, la obra maestra de West de 2010, concretamente en ‘Dark Fantasy’ y ‘Hell of a Life’, y también en el recopilatorio ‘Cruel Summer‘ de G.O.O.D. Music, el sello de Kanye, publicado en 2013. Un año antes, Taylor había fichado por este sello, y un año después, publicó a través de él su debut, ‘VII’.

Pero sería de necios negar que pocos conocían la existencia de Taylor antes de que protagonizara el videoclip de ‘Fade’ de Kanye West, estrenado en agosto de 2016 y, en el que, haciendo uso de su atlética forma física, la artista ejecutaba una coreografía impresionante en el estilo de ‘Flashdance’ en un gimnasio (y en la memorable última escena, se convertía en una felina). El vídeo ganó el premio a Mejor coreografía en los MTV Video Music Awards de 2017, pero sobre todo sirvió de vehículo para ampliar la figura de una artista con diversos talentos, pero sobre todo dotada de una voz portentosa, que merecía un disco a la altura de sus capacidades para ganarse su pequeño hueco en la historia de la música negra. Ese disco es ‘K.T.S.E.’ (“keep that same energy”).

Producido por un Kanye West que este año no puede parar de crear, ‘K.T.S.E.’ es un álbum de R&B clásico, con la diferencia de que ahora son sobre todo samples de canciones antiguas y no una banda de verdad los que proporcionan el fondo musical. Es la técnica favorita de Kanye West, la que le ha llevado a producir obras maestras del hip-hop como ‘Late Registration’ o canciones maravillosas para otros artistas como ‘I Want You’ de Janet Jackson, a la que, como ya comentamos, se parece la mejor canción del disco, ‘Gonna Love Me’. Mediante sample de The Delfonics, ‘Gonna Love Me’ es una verdadera exquisitez, una canción además muy emocionante por su retrato de las inseguridades que surgen en una relación, con una Teyana que se pregunta: “¿por qué es tan difícil mantener el contacto / cuando estamos tendidos el uno al lado del otro?”.

Los males del amor, el sexo y la fuerza para superar los retos de la vida ocupan el contenido de las letras de Taylor, quien da inicio al disco con el curioso juego de palabras “I got a man, but I got no manners”, en una ‘No Manners’ que aúna el sample de una voz distorsionada hasta lo fantasmal con un precioso arreglo de cuerdas. Se refiere la artista por supuesto a su marido, el jugador de baloncesto Iman Shumpert, a quien más tarde propone hacer un trío con una mujer en la intrigante ‘3W’ (“three way”), porque sabe que así lo desea él y “tres cabezas son mejor que una”. Es la mayor obscenidad (si es que se puede llamar así) de un disco que siempre guarda las “formas” en cuanto a lo musical, resultando elegante incluso cuando Teyana pide a su amante en ‘Hurry’ que mantenga su mirada puesta en su trasero y lo “agarre con las manos” si le “gusta lo que ve” (mientras Kanye rapea sobre querer ser su “daddy”).

Realmente, al margen del extraño tema house que cierra el disco, ‘WTP’ (“work this pussy”), que presenta la colaboración de Mykki Blanco y se inspira en ‘Paris Is Burning’, son los temas que toca ‘Gonna Love Me’ los que producen mejores canciones en ‘K.T.S.E.’. En ‘Issues / Hold On’, que utiliza un fragmento de ‘I Do Love You’ de GQ, Teyana expone abiertamente sus inseguridades, rogando a su amante que le repite que la ama, porque necesita esa “seguridad de vez en cuando”, llegando incluso a reconocer “no me importa que me mientas, puesto que no hay mucho que me dé aliciente estos días”, o a sumirse en algún momento de paranoia (“no me des razones para mirar tu teléfono”). La canción es otra maravillosa producción de West que fusiona un fondo muy Al Green con el efecto de una pistola láser. En papel no debería funcionar, pero lo hace, y en voz de Taylor, que parece la ahijada de Whitney Houston y Brandy, más todavía.

Pero la mayor sorpresa que deja ‘K.T.S.E.’ hacia el final de este disco de 8 pistas y 20 minutos es ‘Rose in Harlem’, un tema majestuoso que convierte el clásico ‘Because I Loved You Girl’ de The Stylistics en una conmovedora carta de Teyana a su yo del pasado en su natal Harlem. Pese a su mensaje “no te fíes de nadie”, ‘Rose in Harlem’ es una canción emotiva, nostálgica, en la que Taylor deja además una interpretación vocal digna de las grandes. Es quizás también la canción que mejor representa a una artista que es exactamente eso, una “rosa” procedente de Harlem preparada, al fin, para convertirse en la estrella que claramente siempre ha merecido ser.

Calificación: 8/10
Lo mejor: ‘Gonna Love Me’, ‘Issues / Hold On’, ‘Rose in Harlem’
Te gustará si te gusta: el R&B, sobre todo el clásico
Escúchalo: Spotify

Etiquetas:
  • Tranny

    Este disco no está mal, pero me gustó más ‘VII’, más variado y donde ella se luce más vocalmente. Desde luego la muchacha tiene un chorraco de voz

  • Ewan

    Poco más se puede pedir. Un disco R&B contemporáneo, elegante y ejecutado a la perfección. Y si no te va el R&B siempre tienes WTP para ilusionarte con que lance un disco house la próxima vez.

  • ThePhantom

    PORTADON! 😂

  • Cash.S.S

    En realidad Teyana Taylor ni sabe actuar ni bailar, pero gusta, es ”vistosa”. Ojala que no tarde en sacar otro disco.
    https://uploads.disquscdn.com/images/819e97b8effd4ab7d723a697d4a32f5ba8a6ad008fb673b95dc88ea0f3e61caa.gif

  • dumblonde #RIPX

    Excelente nota, le daría un 9 pero sin la mierda de WTP

  • alex

    esta review se nota que es inspirada en la de theneedledrop, ya se me hacía raro que tardaban en sacarla.
    definitivaamente la mejor canción es “Rose In Harlem”, sobre todo porque el coro (“A Rose In Harlem, grew out the concrete”) es inspirado en un poema del grande 2pac.

Send this to a friend