Amaia: «Soy menos inocente de lo que parece»

-

- Publicidad -

Amaia: «Soy menos inocente de lo que parece»

Amaia atendía a la prensa el pasado viernes, día de salida de ‘Pero no pasa nada‘. Como nos avanzaba hace unos meses el álbum está influido por el pop español más clásico, y gente como La Oreja de Van Gogh y Marisol, si bien por el camino ha ido conociendo a otros artistas que han terminado siendo relevantes para ella como La Buena Vida. Santi de Él Mató a un Policía Motorizado ha ejercido de productor de estas 10 canciones que no pueden ser más Amaia. Mientras la gente está entendiendo el álbum como una celebración de la inocencia adolescente y de lo naíf, y se está tratando a la artista con cierto paternalismo, veo más bien en Romero a alguien de quien aprender mucho: la cantante no puede irradiar más luz, siempre sonriente y de buen humor. Es, además, un hacha como entrevistada: responde todo de manera concisa, clara y ágil, sin divagación alguna.

¿Cómo estás viviendo el día del lanzamiento del disco?
He sentido una sensación parecida a cuando es tu cumpleaños, que todo el mundo te habla y te felicita, y estás contento porque eres el centro de atención en ese momento. Pero tampoco me ha dado tiempo a ver muchas cosas o a hablar con mucha gente, así que tampoco he podido asimilar la situación de que ya tengo un disco. Es bastante raro pero me hace mucha ilusión. Hace dos días sabía que faltaban dos días para el lanzamiento del disco, pero me parecía superlejano, sentía que faltaban dos meses.

- Publicidad -

¿A medianoche comprobaste que ya había salido?
Estaba pendiente a las 23.59, a las doce vi ya la portada en Spotify y todo era como que me sorprendía a mí misma. Es como una sorpresa para mí, aunque yo lo supiera.

¿Y escuchaste el disco a las doce como tus fans, para comprobar que estaba todo bien?
No he podido aún. Hoy que voy a ir Barcelona en tren voy a escucharlo entero como si fuera la primera vez.

- Publicidad -

«Lo he hecho lo mejor que he podido, estoy muy orgullosa y siento que el disco me representa un montón»

Hace bastante tiempo que acabaste el disco. ¿Hay algo que cambiarías?
Yo creo que nunca he estado segura del todo. Hay maneras infinitas de hacer las cosas, quieres bajar el volumen, poner algo… nunca se está seguro del todo de si algo está bien o mal. Que no hay nada bien o mal. Es algo muy subjetivo y tienes alguna duda, pero lo he hecho lo mejor que he podido y estoy muy orgullosa porque siento que el disco me representa un montón.

¿Hay algo que crees que pueda ser más indicativo de tu futuro?
No sé, yo quiero dejarme llevar. Tampoco tengo muy claro cuál va a ser mi futuro. Cuando empecé este disco, no tenía una meta de cómo quería que sonase. Ha ido tomando caminos diferentes. Como este ha ido bien, quiero seguir así, quiero seguir conociendo a gente, pero tampoco tengo un objetivo de «quiero que suene así».

Refree aparece finalmente en un par de temas en los créditos, pero no se nota, no lo he identificado al oírlo. Por ejemplo está en ‘Nuevo verano’.
Sí, esa canción básicamente la compuse yo y él me ayudó a estructurarla, igual a cambiar alguna palabra o algún acorde. Es de las primeras que empecé a componer el verano pasado. Es de las primeras que hice.

El disco es muy Amaia, muy personal, y yo pensé que lo habías escrito tú sola al completo, pero aparece otra persona en los créditos, Diego Cendra.
Ha habido un error y ha salido como autor de todas las canciones. En realidad, él es el compositor del solo de guitarra de «Relámpago». Es un músico, hace cortos, es el director del vídeo ‘Nadie podría hacerlo’. Es un artista. Él es de Perú. Cuando empecé a hacer las canciones, a quedar con Santi, es uno de los músicos que venía, él y su hermano, para la instrumentación.

«No conocía a La Buena Vida pero ahora es un grupo que escucho cada día»

Recuerdo que en ‘Nadie podría hacerlo’ referenciamos a Carole King, y resulta que no la conocías. ¿Te está pasando mucho esto de que te comparen con cosas que no conoces?
Sí me está pasando pero la mayoría de las cosas que me están diciendo sí que son… (acertadas). Me pasó con los conciertos, que me decían: «se nota muchísimo que te está influyendo La Buena Vida». Y no los conocía, creo que solo una canción, los empecé a escuchar cuando ya había cantado las canciones. El disco se parece al pop clásico español de toda la vida, La Oreja de Van Gogh… cosas así que me encantan y me han influido muchísimo. A La Bien Querida también la estoy escuchando mucho últimamente.

Háblame de cómo conociste a La Buena Vida. Muchos de sus discos ni siquiera están en Spotify…
Mis canciones favoritas son ‘Un actor mejicano’ y ‘Qué nos va a pasar’. ‘Qué nos va a pasar’ no está en Spotify, pero hay una versión de Reina Republicana, que son de Pamplona. Y también está en Youtube.

También es normal que no haya sido una influencia La Buena Vida, creo que podías tener como 7 años cuando se separaron.
No lo ha sido, los descubrí hace poco. Solo conocía una canción y creo que no sabía que era de ellos. Los descubrí luego, este verano, pero ahora es un grupo que escucho cada día.

¿Los has podido conocer?
No…

¿Y a La Bien Querida?
Sí, la conocí un día por casualidad y supermaja. También hemos hablado por Instagram.

No me está gustando mucho personalmente la cantidad de veces que la gente está diciendo que tu disco es «inocente» como tú, ¿te ves tan inocente?
Me gusta mucho que me lo digas. Sí que soy inocente, pero como cualquier otra persona. Parezco más inocente de lo que soy. Soy una persona normal. Este año he madurado bastante, he aprendido un montón, que todavía me queda un montón… Pero soy menos inocente de lo que parece.

Hay gente por la calle que de repente te dice: «¡sigue siendo tú misma!». Y es como que ni yo misma sé cómo soy. Todavía tengo que encontrarme como persona.

Buenafuente estuvo diciéndote todo el rato esto de «no cambies nunca», «mantén tu naturalidad»… Hay un montón de paternalismo, ¿no?
La gente me lo dice un montón. Buenafuente me gustó la manera en que me lo dijo, pero hay gente por la calle que de repente te dice: «¡sigue siendo tú misma!». Y es como que ni yo misma sé cómo soy. Todavía tengo que encontrarme como persona. No puedes saber cómo soy porque yo misma no lo sé, así que no me digas cómo soy. Pero bueno a la vez lo agradezco. Digo: «Sí, gracias» (risas).

El disco me parece un poco divertido también…
No he buscado mucho el humor, ¿eh? Me lo estás diciendo y no sé a qué te refieres.

El rollo «no te asustes» metido en una canción de amor, «hablo solo con gente que se parece a ti»… me parece gracioso.
¿Te parece gracioso?

Sí, como un punto «psycho».
Sí, que busca ese punto un poco loco, de persona un poco enferma (risas) No ha sido voluntario intentar ser divertido.

En ‘Quiero que vengas’, «ya voy yo» es como una amenaza…
Puede ser gracioso pero más que una amenaza es «si no vienes, yo también puedo ir».

Háblame de los dos últimos singles, ‘Quedará en nuestra mente’ y ‘Quiero que vengas’.
‘Quedará en nuestra mente’ fue la última que hice y es de las que más rápido me salió, la compuse como en un día. Es una de mis favoritas. Es de las que más me emociona, la más sincera, la más clara, la más literal. Me gusta muchísimo porque fue la más fácil de hacer. Ha quedado de las más bonitas. ‘Quedará en nuestra mente’ salió del tirón y ‘Quiero que vengas’ costó un poco más. No es porque me hayas preguntado por ellas, pero te juro que son las dos que más me gustan. En cuanto a estructura son superpop, como muy sencillas. ‘Quiero que vengas’ me gusta un montón.

Suena grande, inmensa… Te conocimos como pianista, en ‘Un nuevo lugar’ te vimos a la guitarra… ¿Con estas canciones buscabas algo más explosivo y menos baladil?
Tampoco fue planeado. Estaba con Santi de Él Mató, y ‘Quiero que vengas’ es de las que más se parecen al sonido de Él Mató porque al final Santi es el productor. Y esta es en la que más se nota la influencia del grupo. La empezamos en Barcelona, yo la tocaba con el piano y no sé por qué, inconscientemente, siempre tocaba el estribillo como más fuerte. Lo pedía un poco el cuerpo. A la hora de producirla, la hicimos así porque era eso lo que pedía.

El vídeo es como tu debut como actriz…
Un poco sí (risas) El vídeo es un poco de broma. Tiene bastantes puntos de humor. Va de una princesa que tiene a su caballero, es todo superfloral, superbonito, y dices “¿qué está pasando, qué es esto?”. Hasta que de repente aparece un caballero oscuro que también le atrae. Se enfrentan ellos y el caballero bueno es un poco pringadete, no le vence, no sabe hacer muchas cosas, no es muy fuerte… El final es que ella medio engaña al malo para que no mate al otro. Le seduce y al final le acaba matando ella. No es algo muy literal pero me encanta que no fuera literal pero que tampoco no tenga nada que ver. Encaja muy bien, pero no es algo muy obvio.

¿La historia es tuya o de la dirección?
De la dirección.

El disco realmente no es muy Él Mató…
No…

Me imagino que los sintetizadores y ciertos soniditos del disco son más cosa de Santi porque son más ajeno a lo que conocíamos de ti, pero no sé si es el caso…
Escuchaba el último disco de Él Mató, ‘La Síntesis O’konor’ y había muchos de esos sonidos. Yo soy una persona que no tiene mucha paciencia, y quiero tenerlo ya todo terminado. Era la primera vez que hacía un disco y pensé que el proceso iba a ser menos largo. Le decía a Santi: «quiero que suene así, estos sintetizadores, quiero que esto esté en el disco». Y me decía: «tranquila, que va a estar». No tenía paciencia. Al final sí que los utilizó. Creo que es ‘Quedará en nuestra mente’ donde hay un sonido «crrrrr» que no sé hacer con la boca, que está sacado de ‘El tesoro’ de Él Mató.

En ‘Nuevo verano’ hay un momento de «¿qué hace con la voz, tan agudo?», pero es un theremin, creo.
Es un sintetizador que imita el theremin, en ‘Quedará en nuestra mente’ también sale. Ese sonido me flipa.

¿Quién es la destinataria de ‘Cuando estés triste’? Porque este es un disco de amor y desamor supongo que sobre varias personas, pero este tema no…
Lo es, lo es, es un disco de amor, básicamente, pero me da cosa desvelar el significado. Cuando una canción te gusta mucho y significa algo para ti y el compositor la explica te quedas como «jo, no es lo que yo pensaba» y ya no me emociona tanto. Si quieres saberlo, te lo digo, pero no lo pongas (risas). Prefiero no desvelarlo para hacerme la interesante (risas).

‘Porque apareciste’ tiene una estructura diferente, toca muchos palos.
Es la única canción en que no he participado como compositora, es de Núria Graham. Cuando empecé a quedar con gente antes de hacer el disco, ella fue una de las personas y nos hicimos amigas. Me enseñó canciones que tenía y yo le enseñaba las mías. Un día me enseñó esa canción, le pregunté qué iba a hacer con ella y me dijo: «Si quieres cántala tú». Y yo pues «me encantaría». La guitarra la toca ella porque ella toca increíble la guitarra.

Hay un «nunca amaré tanto a un hombre» que me ha recordado a Lorca. Hay alguna frase en ‘Bodas de sangre’ o ‘Yerma’ parecida, una visión casi erótica de los hombres. No la escribiste tú, pero te ha encajado…
Me ha encajado y yo tengo mi historia en la cabeza para ella… Después de todo el disco me parecía un poco medio en broma. La primera vez que escuché esa frase me impactó, me gustó mucho…

Me muero por saber a qué estás enganchada de Bad Bunny, que lo has dicho en la tele.
El disco de ‘Oasis’ de Bad Bunny y J Balvin. Mi favorita es ‘La canción’, es increíble, estoy enganchadísima.

Tú que eres una vocalista espectacular… ¿qué te parece su voz? Es muy peculiar.
Te prometo que es una de las voces que más me gusta, me encanta cómo canta, le estuve viendo en el Sónar, y flipé de cómo cantaba en directo, la manera de cantar me transmite muchísimo, me parece que expresa un montón, como si se estuviera esforzando en cantar todo el rato, como si estuviera medio cansado.

Yo he llegado a la conclusión de que me pone un poco su voz.
Sí, verdad, es que te pone total… (risas)

¿Qué más viste en el Sónar?
Estuve solo un día y solo llegué a su concierto. Y luego estuve en los autos de choque.

¿Algún concierto que hayas visto últimamente?
Pues a ver, que me acuerde… Estuve viendo a The Parrots en Barcelona, nunca les había visto y me gustaron mucho.

Lo más visto

No te pierdas