La canción del día: Taylor Swift saca la cabeza por la ventanilla en la escapista ‘Getaway Car’

-

- Publicidad -

La canción del día: Taylor Swift saca la cabeza por la ventanilla en la escapista ‘Getaway Car’

Taylor Swift ponía ayer a la venta su sexto disco, ‘reputation’, y hay buenas noticias para aquellos decepcionados con ‘Look What You Made Me Do’. En general -hay un par de excepciones notables, como el mismo primer single- Taylor ha co-escrito y co-producido la primera parte del álbum con Max Martin y Shellback y la segunda con Jack Antonoff de fun. Y la segunda es notablemente más asequible, pop y apta para los seguidores de ‘1989’. Mientras lo de la primera parte parece más «complicado», un disco de pop más sencillo para bien y clásico se expande sobre todo a partir de ‘Gorgeous’. Despuntan enseguida los estribillos de ‘Dancing with Our Hands Tied’ y ‘This Is Why We Can’t Have Nice Things’, mientras ‘Dress’ -como medio tiempo R&B- va a encantar a todos aquellos que disfrutamos de su dúo con Zayn a principios de este año.

Pero la mejor canción a primera vista, a falta de saber dónde se pondrán los dólares para la siguiente superproducción en forma de vídeo o qué tema podría beneficiarse esta noche de su interpretación en vivo en ‘Saturday Night Live’ además del grower ‘Ready for It?’; es ‘Getaway Car’, como intuía ayer mi compañero Raúl Guillén. Muchas canciones se han escrito antes bajo la temática «road movie», desde ‘Fast Car’ de Tracy Chapman a ‘There Is a Light That Never Goes Out’ de los Smiths, pero esta también es de las buenas.

- Publicidad -

‘Getaway Car’ es un excelente medio tiempo 100% Taylor Swift, no tan alejado de ‘Style’ y ‘Out of the Woods’, las dos mejores pistas de ‘1989’, que aquí se agarra a los sintetizadores de ‘Drive’ (sí, más coches), con la intro vocoderizada avisando desde el principio de que algo no va a salir bien: «No, nothing good starts in a getaway car». Taylor no está aquí hablando solo de amor, los protagonistas son dos delincuentes a lo Bonnie & Clyde (a los que incluso se menciona), logrando que este tema, pese a su melodía dulce y blanca, case perfectamente con la imagen de malota ofrecida en ‘Look What You Made Me Do’ y ‘Ready for It?’. De hecho, [SPOILER] al final ella se fuga sola sin él («te dejé en el bar del motel, cogí el dinero, robé las llaves y esa fue la última vez que viste») [FIN DEL SPOILER].

Historia aparte, una canción sencilla, tampoco muy sorprendente, que quizá por tanto no habría funcionado como primer single, pero que sí va a convertirse en favorita de sus fans, pues al margen de todos los Bonnies and Clydes y su desenlace, lleva impresa por todos lados la palabra «escapismo». Como dice la letra, siente «luz de la libertad en la cara».

Lo más visto

No te pierdas